Logo El Confidencial
MOMENTOS COMPLICADOS

María Zurita, la mamá del Borbón más transgresor

La transparencia con la que está abordando el ingreso de su hijo, e incluso el contar que es madre por fecundación in vitro, la está convirtiendo en uno de los familiares del Rey más queridos

Foto: María Zurita. (Jate)
María Zurita. (Jate)

"Soy feliz. Nunca imaginé que podía serlo tanto". Esta frase la repite María Zurita desde el primer momento en que pudo tener junto a su piel a su hijo Carlitos. El embarazo se complicó de tal manera a los siete meses y medio que pudo haberle costado la vida a ella y al bebé. Da gracias a Dios de que el destino le fuera favorable y que pueda repetir una y mil veces "soy feliz".

El primer nieto de la infanta Margarita y el doctor Zurita evoluciona favorablemente en el Hospital La Paz, donde María pasa la mayor parte del tiempo: "No tengo otra cosa que hacer en mi vida que estar con mi niño", contesta a los amigos cuando le insisten en que descanse. El impacto emocional fue muy fuerte.

[Las duras confesiones de María Zurita: su vida y la de su hijo corrieron peligro]

Vive con sus padres y su hermano en la casa familiar del barrio de Salamanca. Volvió después de varios años de chica independiente. Los ladrones entraron en varios de los pisos de su edificio, incluido el suyo, y fue entonces cuando tomó la decisión de volver al nido. Tiene una relación espléndida con su padre y admira profundamente a su madre. A pesar de su ceguera, ha sido una mujer independiente, generosa y muy divertida que disfruta con las actividades lúdicas que comparte con su hija y sus amigos.

Hasta hace poco era habitual ver a la infanta Margarita en conciertos de rock o en el Teatro Real cuando actuaban Elton John, Rod Stewart o Carlos Vives. "Mis amigos me dicen que se lo pasan genial con mi madre, y a veces le comento: "A ver si voy a empezar a tener celos de ti". La duquesa de Badajoz, hermana preferida y protegida de don Juan Carlos, se moría de risa con estos comentarios, y ahora con Carlitos, su primer nieto, está que no se lo cree.

María Zurita, a principios de mayo, tras inscribir a su hijo en el Registro Civil. (Getty)
María Zurita, a principios de mayo, tras inscribir a su hijo en el Registro Civil. (Getty)

María Zurita, la sobrina preferida del Rey emérito, dio la campanada al confirmar que estaba embarazada tras someterse a una fecundación in vitro. Una noticia que solo conocían sus mas íntimos y su familia. En este círculo tan confidencial estaban también los tíos, don Juan Carlos y doña Sofía, la infanta Elena y el rey Felipe.

Contarlo fue una deferencia por parte de María y no una obligación. No había que pedir permiso, pero prefería que se enteraran por ella y no por la prensa. No hubo sobresaltos y sí un apoyo generalizado.

Los que conocen a María (Zuri, en clave privada) sabían desde hacía tiempo lo mucho que deseaba ser madre. Al principio dejaba caer la idea y su entorno no la tomaba en serio. Decían: "Son las cosas de María". Esperaban que se enamorara y formara una familia tradicional.

Este niño es un regalo del cielo

Pero ella no se planteó la maternidad con los novios oficiales ni oficiosos que tuvo. Ni con Javier Larrainzar ni con el diplomático Jorge Urbiola, con el que se relacionó. Cuando cumplió 40 años, la decisión estaba tomada. No tenía pareja y la necesidad de ser madre era prioritaria. Y eso fue lo que hizo: se informó de la fecundación in vitro a través de donante y una vez que lo tuvo claro, tiró hacia adelante.

Y así las "cosas de María" se convirtieron en un embarazo real, y ya pudo contárselo a sus íntimas Cristina Durán, Alejandra Prat y, por supuesto, a sus padres y hermano.

Zurita, paseando a su perrito junto a Iñaki Oyarzábal. (Getty)
Zurita, paseando a su perrito junto a Iñaki Oyarzábal. (Getty)

Zurita es la más querida por la prensa de todos los primos carnales del rey Felipe. Es una mujer que nunca ha sacado los pies del tiesto y no se le ha pasado por la cabeza utilizar el "no sabes con quién estas hablando" como sí han hecho algunos de los Gómez-Acebo.

María es licenciada en Traducción e Interpretación y habla francés, ingles y portugués correctamente. En 2003 montó su propia empresa, Zesauro, que funcionó con gran éxito hasta que llegó la crisis. Tuvo que reorganizarse y salió adelante, como ha hecho siempre.

Ahora, María Zurita ya no tiene retos más allá del de vivir feliz junto a Carlitos: "Este niño es un regalo del cielo".

Famosos

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
1comentario
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios