Logo El Confidencial
MÁS ALLÁ DE LA POLÍTICA

Felicidad y cautela en el cumpleaños de los mellizos de Pablo Iglesias e Irene Montero

Hoy se cumple un año del nacimiento de los hijos de los dos líderes de Podemos. Estuvieron tres meses ingresados en el Gregorio Marañón

Foto: Pablo Iglesias e Irene Montero, hace un mes en una reunión política. (EFE)
Pablo Iglesias e Irene Montero, hace un mes en una reunión política. (EFE)

La noticia saltaba aquel martes 3 de julio por la mañana: Irene Montero acababa de dar a luz a los mellizos Leo y Manuel a los seis meses de gestación. La formación morada, tan reacia a facilitar información de la vida privada de sus líderes, solo explicó entonces que su portavoz se encontraba bien y que los mellizos estaban "en observación". A nadie se le escapaba que la pareja estaba viviendo unos momentos complicados, pendientes de la supervivencia de sus hijos. Ciudadanos de todas partes olvidaron sus ideologías para unirse a ellos en esa vigilia y contuvieron la respiración.

[LEA MÁS. Pablo Iglesias según su Instagram: amigo de Fito, fan del Guernica y bebé rubito]

Irene Montero se encontraba perfectamente y no sospechaba que el parto estaba tan cerca, a pesar de que los facultativos del Hospital Ramón y Cajal, quienes hicieron el seguimiento de su embarazo, le habían recomendado reposo como suelen en los embarazos múltiples. La tarde anterior a dar a luz, Montero asistió al pleno del Congreso que votaba la renovación del Consejo de Administración de RTVE y después asistió a un acto de Pablo Iglesias en el Parque del Oeste. Unas horas más tarde rompió aguas.

Ione Belarra, Ramón Espinar, Irene Montero y Pablo Iglesias, cuando votaron la moción de censura. (Getty)
Ione Belarra, Ramón Espinar, Irene Montero y Pablo Iglesias, cuando votaron la moción de censura. (Getty)

Poco después de ver la cara de sus hijos por primera vez, Pablo Iglesias quiso mandar un mensaje de agradecimiento en redes, aunque no era excesivamente tranquilizador: "Queremos dar las gracias a los profesionales de la sanidad pública que atienden a Irene y a los dos pequeños, que han nacido mucho antes de lo esperado. Esperamos que salgan adelante. Están en las mejores manos. Nos enorgullece la calidad y la dignidad de los profesionales que se encargan del más importante servicio público; cuidar".

Irene Montero, pocos días antes de dar a luz a sus mellizos. (EFE)
Irene Montero, pocos días antes de dar a luz a sus mellizos. (EFE)

Desde que nacieron, los pequeños contaron con cientos de padres y madres postizos entre el pueblo. Adversarios políticos como Pablo Casado, que había vivido una experiencia similar, les tendieron la mano. También los Reyes se interesaron por su estado regularmente. Tanto Irene Montero como Pablo Iglesias dejaron la política para estar pendientes de sus hijos, que iban mejorando poco a poco en la Unidad de Neonatos del Hospital Gregorio Marañón.

La magia de la sanidad pública obró el milagro y el 8 de octubre, tres meses después de nacer, los mellizos pudieron marcharse a casa. Según la doctora Rodríguez, experta en los cuidados posteriores a niños prematuros, es previsible que aún les quede algo de tarea por delante. De ahí que hoy, cuando celebran (por todo lo alto, esperamos) su primer cumpleaños, la fecha mueva a la felicidad pero también a algo de cautela.

[LEA MÁS. Pablo Iglesias habla de sus hijos en televisión: "Están muy bien y muy guapos"]

Según la doctora, el alta definitiva de los niños que nacen antes de terminar la gestación "depende del nivel de prematuridad, del tiempo que tardan en alcanzar el nivel de desarrollo correspondiente a su edad cronológica y por supuesto de si tienen afectado el funcionamiento de algún órgano". Los niños prematuros "presentan un retraso evolutivo con respecto a los niños de su misma edad cronológica. Van poco a poco alcanzando el nivel que les corresponde y en cada caso es diferente".

Es posible que cada uno de los mellizos vaya a su ritmo, "pero siempre con la ayuda del tratamiento de Atención Temprana", puntualiza. Es un viaje del que ya no nos enteraremos, porque Iglesias y Montero decidieron cerrar la ventana de su vida privada dos meses después de nacer sus hijos, con un conmovedor mensaje en redes sociales en el que mostraban su agradecimiento a los médicos que habían logrado sacar adelante a los niños: "Todo ha sido posible gracias a un equipo de profesionales de la sanidad pública además del cariño y apoyo de nuestra gente. Muchos prematuros como ellos, en otros lugares del mundo, no tienen la misma suerte. [...] Explicaremos a nuestros hijos por qué vamos a ser siempre leales a lo que les permitió vivir: lo común".

Los dos políticos, en el Congreso de los Diputados. (EFE)
Los dos políticos, en el Congreso de los Diputados. (EFE)

"Tampoco olvidaremos que algunas de las palabras más hermosas, algunos de los abrazos más sinceros, algunos de los consejos más provechosos, vinieron de nuestros adversarios políticos. Somos republicanos pero recordaremos que un rey y una reina llamaron para preguntar por nuestros hijos y que todos nuestros rivales políticos preguntaron con frecuencia cómo estaban. Somos ateos pero explicaremos a nuestros hijos que nuestros amigos creyentes rezaron por ellos. Nos consta que la Virgen del Tránsito, Santa Rosa de Viterbo y Santa Maria Liberatrice fueron interpeladas (y nunca se sabe…)", escribieron.

[LEA MÁS. Pablo Iglesias desvela el misterio del segundo embarazo de Irene: ¿accidente o buscado?]

Cualquiera se hubiera muerto de miedo ante una experiencia como la suya, pero estos días Irene Montero y Pablo Iglesias preparan la llegada para finales de verano de otro miembro más a la familia, una niña. La vida es para los valientes. Feliz cumple.

Famosos

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
7 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios