Logo El Confidencial
VIVEN JUNTOS EN EL VISO

Francis Franco y Miriam Guisasola, un matrimonio consolidado pese a las crisis

"Nunca se han separado", dice una fuente íntima de la pareja, que anunció un divorcio en 2014 que nunca llegaron a consumar. Tienen dos hijos en común y tres más de otras parejas

Foto: Miriam Guisasola, en una imagen de archivo. (Getty)
Miriam Guisasola, en una imagen de archivo. (Getty)

Siguen juntos, felices y estables. Así sentencian desde el entorno de Francis Franco y Miriam Guisasola su estado civil. En 2014 algunos medios publicaron que el nieto del dictador Francisco Franco se había divorciado por segunda vez, pero no fue así. La pareja, padres de Álvaro y Miriam, se dieron una segunda oportunidad, lo que ha dado sus frutos.

LEA MÁS: Álvaro Franco Guisasola, el bisnieto geek y cerebrito del dictador

“Ni están separados ni lo han estado nunca”, señalan tajantes a Vanitatis desde el entorno más íntimo de la pareja. La confusión llega por unas informaciones de 2014 en las que los principales medios del colorín aseguraron que el matrimonio se había roto y que incluso habían iniciado los trámites de divorcio.

Francis Franco abandona el cementerio de Mingorrubio tras enterrar al dictador. (EFE)
Francis Franco abandona el cementerio de Mingorrubio tras enterrar al dictador. (EFE)

Pero tanto Francis como Miriam, según nos dicen quienes les conocen, tienen un carácter fuerte. Sus discusiones son tan apasionadas como lo son sus reconciliaciones. Se aman con pasión y se enfrentan con la misma energía. Por eso llegó la noticia del divorcio, porque en un calentón dijeron que se divorciaban. Y en otro calentón se reconciliaron, algo que ya no llegó a la prensa.

Casados desde 2001

Aunque no fue en 2014 cuando la pareja amagó con divorciarse por primera vez. Casados desde 2001, en 2008 muchos medios anunciaron su ruptura definitiva. Como vemos, de definitivo, poco. La pareja nunca ha dejado de vivir bajo el mismo techo. Lo que sí ha sucedido, en alguna ocasión, es que hayan compartido casa pero no rutina. “Han vivido como si estuvieran separados pero sin estarlo, ha pasado alguna vez, después de alguna discusión fuerte”, señalan las mismas fuentes.

Álvaro Franco Guisasola, con barba y pelo largo, en el centro. (Reuters)
Álvaro Franco Guisasola, con barba y pelo largo, en el centro. (Reuters)

Francis Franco y Miriam Guisasola se casaron en 2001 en Móstoles, en una sencilla ceremonia. Juntos han tenido dos hijos, uno de los cuales es un portentoso científico, tal y como adelantó Vanitatis hace unos días. El nieto de Franco tiene otros dos hijos, fruto de su primer matrimonio con María Suelves. Guisasola, por su parte, también se casaba por segunda vez y tiene un hijo de su anterior relación.

Francisco Martínez-Bordiú, el primer nieto varón del dictador, se cambió el orden de los apellidos para “perpetuar el legado familiar”. Así, desde hace décadas lo conocemos como Francis Franco. Se casó con María Suelves, hija de los marqueses de Tamarit, con quien tuvo a Francisco y a Juanjo, sus hijos mayores, de quien se separó en 1994. Aquella boda se celebró en Altafulla, donde veraneaban los Suelves, un lugar perfecto para la gran ceremonia, presidida por la abuela del novio, Carmen Polo, y el duque de Cádiz, ya separado de Carmen Martínez-Bordiú, que fue el caballero acompañante de la condesa de Romanones, tía de la novia

Imagen facilitada por la editorial a Vanitatis.
Imagen facilitada por la editorial a Vanitatis.

Tras unos años de soltero, Franco contrajo matrimonio de nuevo con Miriam, en una ceremonia civil muy íntima. Con Miriam Guisasola tuvo a sus dos hijos pequeños, Álvaro y Miriam. Guisasola es una diseñadora de interiores procedente de una familia bien de Madrid. Posee una empresa, Pontemorao SL, de fabricación de textiles, y cuenta con participación en Proalrevisa SA, empresa de transporte terrestre vinculada a los Martínez-Bordiú.

Mansión en El Viso

La crisis más dura de la pareja llegó en el citado 2014. Entonces llegaron a plantearse el divorcio, algo que finalmente no culminaron. En 2016, la periodista Paloma Barrientos lo contaba en estas páginas: la pareja mantuvo el mismo domicilio familiar, ya que se trataba de un antiguo colegio en el barrio madrileño de El Viso que transformaron en vivienda. Tuvieron una fuerte discusión en diciembre de 2014 que se sumaba a varios años de desencuentros. Vivieron separados sentimentalmente un tiempo, pero finalmente supieron reconducir la situación.

No tuvieron necesidad de separarse físicamente dadas las dimensiones del chalet. Otra de las razones de que no hubiera desconexión física tuvo que ver con el mucho tiempo que pasa y pasaba Francis Franco en su finca de Calatayud dedicado a la caza, su afición preferida. Al parecer, según la periodista, uno de los motivos de la separación en aquel entonces tuvo que ver con la escasa sociabilidad de Miriam, a la que no le gustan las aglomeraciones ni las reuniones muy numerosas, donde se siente agobiada.

Famosos
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
3 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios