Judit Mascó: flirteos con la pasarela a los 50, una empresa y muchas causas
  1. Famosos
DE MADRID A BARCELONA

Judit Mascó: flirteos con la pasarela a los 50, una empresa y muchas causas

Madrina de numerosas causas altruistas, la top model española por antonomasia tiene una empresa con un activo de más de un millón de euros. Acaba de desfilar para Andrés Sardá

Foto: Judit Mascó: flirteos con la pasarela a los 50, una empresa y muchas causas
Judit Mascó: flirteos con la pasarela a los 50, una empresa y muchas causas

Ha logrado seguir al pie del cañón con el paso de los años. Judit Mascó es una de las top models de referencia en nuestro país y a sus recién cumplidos 50 años sigue subida a la pasarela. Lo hizo la semana pasada en la Mercedes-Benz Fashion Week de Madrid, en el desfile de Andrés Sardá, a quien se ha rendido homenaje esta semana durante la 080 Barcelona Fashion. Fue precisamente Mascó la encargada de entregar el premio a la marca en uno de los actos centrales de la semana de la moda barcelonesa, un acto emotivo que recordó al diseñador, fallecido a los 90 años el pasado mes de septiembre.

LEA MÁS: La discreta vida privada de la modelo Judit Mascó

Pero la modelo es mucho más que una cara bonita y un cuerpo de infarto. Amiga de sus amigos, cercana y amable siempre, solidaria, yogui, madre y empresaria, la que fuera portada de 'Sports Illustrated' en los 90 ha sabido sacar partido a una carrera que se podía haber acabado hace años.

Judit Mascó, con lencería de la firma Andrés Sardá, en la Mercedes-Benz Fashion Week Madrid. (EFE)
Judit Mascó, con lencería de la firma Andrés Sardá, en la Mercedes-Benz Fashion Week Madrid. (EFE)

Mascó está casada con el empresario Eduardo Vicente, con quien tiene cuatro hijos y con quien vive en una bonita casa en la zona alta de Barcelona. Rodeada de verde, de colegios de élite y a pocos pasos de la montaña de Collserola. Ella misma define su vida familiar en su página web de este modo: “Estoy casada con Eduard Vicente, mi compañero del gran viaje, el de vivir la vida plenamente. Juntos hemos formado una gran familia, cuatro hijas preciosas. María, Paula, Romitha y Clara”.

Ver esta publicación en Instagram

💙

Una publicación compartida de Judit Masco (@juditmasco) el

Decenas de ONG

En el mismo sitio destaca su lado solidario y enumera las decenas de ONG con las que trabaja. Ese lado filantrópico lo ha desarrollado con diferentes facetas. Es miembro del patronato de la Fundación ARED, la asociación de reinserción de mujeres y miembro del consejo asesor de Oxfam Intermón, entre otras muchas cosas.

Su cara sirve para dar voz a numerosas causas, y una en las que más implicada está es la campaña Suma Contra el Cáncer, de la que es madrina y que a través de la venta de pañuelos en las tiendas Natura recauda dinero para la lucha contra la enfermedad y para la investigación en el Hospital Vall d’Hebrón de Barcelona.

“Se venden como churros, es increíble el poder de convocatoria que tiene”, nos cuenta un amigo de la modelo que sabe la cantidad de horas que invierte en las campañas. El año pasado recaudaron 100.000 euros para la causa.

Judit Mascó, en el Festival de Cannes de 2014. (Reuters)
Judit Mascó, en el Festival de Cannes de 2014. (Reuters)

Projecte Fashion SL

Con todo, tiene tiempo para dedicar a su propia empresa, Projecte Fashion SL, de la que es única accionista y única administradora. La compañía, con la que la modelo gestiona su carrera, tiene un activo de 1.013.713 euros y unas cuentas saneadas pese a que en el último ejercicio registraron pérdidas. Con unos ingresos brutos de 109.177 euros, los números rojos llegaron a 21.935 euros, frente a los casi 80.000 en positivo del ejercicio anterior.

'Profesora' de yoga

La modelo es una habitual en fiestas e inauguraciones de Barcelona, aportando ese toque fashion e internacional del que a veces carece la capital catalana. Apasionada del esquí, tiene una casa en La Molina, a donde va tanto en invierno como en verano, temporada en la que además aprovecha para practicar yoga al aire libre y dar clases a sus amigos en el jardín de su casa.

Otro de los puntos ‘calientes’ de la agenda de Mascó es la Costa Brava, a donde iba de pequeña con sus padres y sus dos hermanos y donde sigue yendo, a Calella de Palafrugell, cada verano con su familia.

A sus 50 años, la top model española por antonomasia sigue fiel a sus principios, con esa sonrisa plácida que regala a quienes se dirigen a ella. Familiar, cercana y solidaria, la empresaria ha sabido mantenerse al pie de la pasarela después de décadas.

Judit Mascó Top model