Logo El Confidencial
UNA ÍNTIMA DESPEDIDA

Último adiós a Rosa Maria Sardà en el cementerio de Montjuïc

Sus restos mortales fueron trasladados desde el tanatorio de Sancho de Ávila, en Barcelona, hasta el cementerio de Montjuïc, donde la actriz fue incinerada

Foto: La actriz Rosa Maria Sardà en una imagen de archivo. (EFE)
La actriz Rosa Maria Sardà en una imagen de archivo. (EFE)

Rosa Maria Sardà nos dejaba este pasado jueves 11 de junio a la edad de 78 años.

Este pasado viernes 12 de junio sus seres más allegados le dieron el adiós definitivo a la actriz en un funeral íntimo. Sus restos mortales fueron trasladados al medio día desde el tanatorio de Sancho de Ávila, en Barcelona, hasta el cementerio de Montjuïc, donde la actriz fue incinerada.

[LEA MÁS: Rosa Maria Sardà: el emotivo homenaje (con foto familiar) de su ex, Josep Maria Mainat]

Rosa Maria Sardà murió en Barcelona, víctima de un cáncer linfático que padecía hacía 6 años, en su casa y rodeada de su familia.

Rosa María Sardá. (EFE)
Rosa María Sardá. (EFE)

Los restos de Rosa Maria fueron trasladados al tanatorio de Sancho de Ávila de la Ciudad Condal. A primera hora de la tarde del jueves, amigos y familiares, entre ellos su hijo Pol Mainat, su exmarido, Josep María Mainat, componente del trío humorístico La Trinca, y su hermano Javier Sardà, se acercaron hasta allí con la tristeza marcada en sus rostros.

Debido a la situación generada por el coronavirus, los velatorios y funerales tiene restringido el aforo. Solo 15 personas pudieron reunirse para dar el último adiós a Rosa María Sardà.

Javier Sardá junto a su mujer y su amigo Juan Carlos Ortega, en el tanatorio de Sancho de Ávila.(Cordon Press)
Javier Sardá junto a su mujer y su amigo Juan Carlos Ortega, en el tanatorio de Sancho de Ávila.(Cordon Press)

En su círculo dicen que ya “no tenía ganas de luchar” porque “era consciente de todo y con 78 años se le hacía muy duro”. Un triste final con unos últimos meses especialmente "difíciles", aseguran quienes la conocían.

Nieta y sobrina de actores, cómicos al más puro estilo posguerra, a ella no le fue fácil empezar su carrera, que consiguió arrancar con 24 años. Su madre enfermó cuando eran jóvenes y Rosa Maria se ocupó de cuidar a sus hermanos, en especial a los pequeños, Joan y Xavier (conocido como Javier). “Nunca me ha soltado la mano”, dijo de ella su hermano Javier, el más conocido de todos, “ni tan siquiera ahora”.

Famosos

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios