El primer verano postdivorcio de Paloma Cuevas: cenitas, familia y una reaparición radiante
  1. Famosos
NUEVA VIDA

El primer verano postdivorcio de Paloma Cuevas: cenitas, familia y una reaparición radiante

A mediados del mes de julio se cerraba un proceso que había arrancado 18 meses antes. Desde entonces, la empresaria parece haber resurgido y recuperado su agenda personal y pública

Foto: Paloma Cuevas. (Foto: Starlite)
Paloma Cuevas. (Foto: Starlite)

Paloma Cuevas ha elegido la Costa del Sol para pasar sus primeras vacaciones tras su complicado divorcio. La separación estuvo marcada por las apariciones de Enrique Ponce y Ana Soria en sus redes correspondientes en todas las versiones posibles: besos y abrazos en el barco del padre de la joven, TikTok con mascota y sin mascota, salidas con la pandilla ‘Los arrebataos’, posados varios... El torero y su pareja fueron los protagonistas de las portadas con su veraneo más mediático y publicitado por ellos mismos. Una situación muy incómoda para los amigos comunes que no entendían esta nueva manera de vivir la vida en Instagram sin haber firmado aún el divorcio.

Foto: Paloma Cuevas y Enrique Ponce, en una imagen de archivo. (Getty)

Paloma, por su parte, se mantuvo ajena al interés periodístico y encerrada en La Cetrina, la finca de Jaén que había sido siempre el cuartel general de la familia Ponce-Cuevas mientras funcionó el matrimonio. Trece meses después de emitir un comunicado que confirmaba la noticia que publicó la revista ‘Semana’, firmaban en julio de este año el divorcio. Un documento en el que también se ha rubricado un acuerdo de confidencialidad. Ambos cerraban un capítulo de su vida en común después de veinticinco años de casados y dos más de novios.

placeholder Paloma Cuevas y Enrique Ponce. (Cordon Press)
Paloma Cuevas y Enrique Ponce. (Cordon Press)

Paloma vuela libre

Este primer verano ya con sentencia de divorcio, Paloma lo ha querido compartir con sus hijas, sus padres, su hermana y otros familiares cercanos que conforman el núcleo más importante en la vida de la empresaria. Victoriano Valencia y su mujer, Paloma Díaz, han reunido a sus hijas en una villa con jardín y piscina en la zona de Marbella. La agenda de Paloma es de tranquilidad y sin salidas públicas a los restaurantes de moda. Por ahora prefiere mantener un perfil bajo y, como hizo el año pasado sin que hubiera constancia gráfica, tampoco sin esconderse. La empresaria ha tenido sus encuentros en Sotogrande con Margarita Vargas y Luis Alfonso de Borbón. Las niñas Ponce Cuevas mantienen una relación de hermanas con Eugenia, la hija de los duques de Anjou. Las tres comparten su afición por la hípica y tienen a Margarita Vargas como la mejor profesora. El intercambio de visitas este verano es lo habitual.

placeholder Margarita Vargas y Paloma Cuevas. (Getty)
Margarita Vargas y Paloma Cuevas. (Getty)

Hasta ahora, la empresaria no estaba preparada para retomar su vida social y su primera salida consistió en organizar una cena para su amigo, el magnate y mecenas mexicano Eugenio López Alonso. Al encuentro también acudieron Naty Abascal, Nieves Álvarez y la pareja del homenajeado, entre otros invitados. Paloma y el mayor accionista del imperio Jumex son amigos desde hace años. Esa relación no llegó por Enrique Ponce, sino por la familia Valencia.

La reaparición pública

La cena fue el inicio de una agenda festiva que por ahora es muy reducida y a la que siguió su presencia, el domingo 8 de agosto en la gala Starlite que se celebró en el auditorio de la cantera de Nagüeles de Marbella. Quiso que su primera aparición con repercusión pública fuera esta cena solidaria donde recibió un premio por su implicación en la fundación y en la ONG Niños en Alegría que presiden Antonio Banderas y Sandra García-Sanjuán. Desde que se instauró esta fiesta, hace doce años, la empresaria no ha faltado a esta cita. Unas veces acudía con Ponce y si el torero no podía por temas profesionales, lo hacía en solitario o con algunos íntimos como Cristina Yanes y su marido. Esta vez acudió con sus padres y sus hijas, que estaban felices de ver a su madre recibiendo un premio importante.

placeholder Paloma Cuevas y Antonio Banderas. (Foto: Starlite)
Paloma Cuevas y Antonio Banderas. (Foto: Starlite)

Paloma Cuevas tiene un grupo de incondicionales que han formado un escuadrón de apoyo en los momentos más duros de la separación. Entre ellos se encuentran los duques de Anjou, el magnate Eugenio López Alonso, el doctor Angel Villamor, Antonio Banderas (al que conoce desde hace años), las compañeras del colegio de Córdoba que siguen en contacto desde que eran pequeñas, Carolina Herrera, Miguel Báez, Estrella Morente de la que es comadre (madrina de su hijo) y Miranda Rijnsburger que en su momento ofreció su casa de Punta Cana hasta que pasara la tormenta. A ella le dedicó esta frase en su Instagram: "Amigas que te ‘regala’ la vida y se convierten en hermanas del alma. Qué suerte tenerte en mi vida…”, arrancaba el texto que concluía con un “24 años llenos de recuerdos preciosos”.

A pesar de este ofrecimiento, y según confirman a Vanitatis, “lo peor ya ha pasado y Paloma no se irá a fuera de España por sus padres, que van a seguir viviendo con ella”.

Paloma Cuevas
El redactor recomienda