Amancio Ortega elige Sanxenxo para pasar el puente: paseos en barco y su perro Paco
  1. Famosos
DIAS DE DESCANSO EN ALTA MAR

Amancio Ortega elige Sanxenxo para pasar el puente: paseos en barco y su perro Paco

El fundador de Inditex ha aprovechado los días de puente y fiesta del Pilar para embarcarse en su domicilio flotante y navegar por la ría

Foto: Amancio Ortega, fundador y presidente de Inditex.
Amancio Ortega, fundador y presidente de Inditex.

Amancio Ortega tiene su cuartel general en Arteixo, su casa familiar en A Coruña y uno de sus barcos, el Valoria B, en el club náutico de Sanxenxo. Esta localidad es uno de sus lugares preferidos y donde suele pasar fines de semana y parte de las vacaciones de verano. Ahora, ha aprovechado los días de puente y fiesta del Pilar para embarcarse en su domicilio flotante y navegar.

El capitán suele dirigir el Valoria hacia Vigo, la ría de Aldán o la isla de Ons. En esta última, igual que en las Cíes, hay que solicitar permiso para atracar. En verano es complicado porque hay cupo de barcos. En estas fechas no hay problema de ‘aforo’ marítimo.

placeholder Amancio Ortega, a su llegada a la trigésimo octava edición del Concurso Internacional de Saltos de Casas Novas. (EFE)
Amancio Ortega, a su llegada a la trigésimo octava edición del Concurso Internacional de Saltos de Casas Novas. (EFE)

Los planes de siempre

La agenda es muy parecida en todas las salidas. Fondean y, junto con su mujer Flora y los amigos más cercanos, suelen dirigirse a los restaurantes preferidos del empresario. El lunes salieron de Sanxenxo a las 11:40 rumbo a Aldán, después hicieron el recorrido inverso y llegaron a Bueu a mediodía para almorzar en La Centoleira, que se encuentra a pie de la playa de Beluso.

Este local de menú casero, pescado y marisco de temporada era uno de los restaurantes que solía frecuentar don Juan Carlos cuando participaba en las regatas de Sanxenxo.

placeholder El megayate Valoria B, de Amancio Ortega. (Cortesía Feadship)
El megayate Valoria B, de Amancio Ortega. (Cortesía Feadship)

En verano, la alternativa que prefieren Amancio Ortega y sus acompañantes es recoger el almuerzo y degustarlo en el barco. Las especialidades son la empanada, el pulpo y lo que denominan tesela de mariscos a base de nécoras, camarón, zamburiña, cigalas, percebes de la isla de Ons, pero que varía dependiendo de la pesca y de la temporada.

Otro de sus restaurantes predilectos es el bar Playa, propiedad de Manolo Otero y donde se sirven los mejores lenguados de la zona. Un restaurante sin pretensiones, con manteles de papel en las mesas y decorado con fotografías en blanco y negro de la ría.

placeholder El empresario Amancio Ortega, en una imagen de archivo. (Gtres)
El empresario Amancio Ortega, en una imagen de archivo. (Gtres)

Su barco favorito

El Valoria B lo compró en el 2018 sustituyendo al anterior Valoria, adquirido en el 2003. Este nombre es un homenaje a su madre, Josefa Gaona, que nació en Valoria la Buena (Valladolid), a la que el empresario admiraba. En este pueblo pasaba las vacaciones en su primera infancia.

Amancio Ortega tiene otro barco en A Coruña, el Drizzle (llovizna), de mayores dimensiones, que suele utilizar su hija para travesías por el Mediterráneo. Según informan a Vanitatis, al dueño del imperio Inditex el que más le gusta es el Valoria B, de 47 metros de eslora, tres cubiertas, cinco camarotes y con una tripulación que oscila entre los seis y diez marineros. Alcanza una velocidad máxima de 14,5 nudos y tiene una autonomía de 4.000 millas náuticas.

placeholder Amancio y Marta Ortega, en una imagen de archivo (Getty)
Amancio y Marta Ortega, en una imagen de archivo (Getty)

"El barco está en perfecto estado de revista para salir a navegar en cualquier momento. Hay gente que se saca fotos sin saber que la embarcación es del dueño de Zara. Llaman la atención el casco de color azul marino sin una gota de agua y el ancla plateada, impecable. Hay veces que está en la terraza de la cubierta leyendo el periódico. Si no sabes que es él, piensas que es el abuelo de los dueños, que pasa las vacaciones con ellos", explican a Vanitatis los vecinos.

En Sanxenxo están acostumbrados a su presencia, que pasa desapercibida para los de fuera. Mejor dicho, los locales lo consideran uno más del pueblo y, por lo tanto, le saludan como a cualquier vecino. Compra él mismo los periódicos y se toma un café en uno de los bares antes de llegar de nuevo al pantalán. En estos paseos siempre le acompaña Paco, su perro chihuahua.

El Valoria permanece atracado en el pantalán a la vista de todos y junto al de su sobrino que, aparentemente, es más grande y más lujoso que el suyo.

Amancio Ortega Inditex