Xavi Hernández deja su lujosa vida en Catar para volver a Barcelona
  1. Famosos
FIGURA MÍTICA DEL CLUB

Xavi Hernández deja su lujosa vida en Catar para volver a Barcelona

Nacido en Terrassa, el futbolista compró una vivienda en Matadepera, el municipio más caro de España. Ha vivido casi seis años en Catar como expatriado de lujo. Ahora regresa a Barcelona

Foto: Xavi Hernández vuelve a casa: nuevo entrenador del Barça. (EFE/Alejandro García)
Xavi Hernández vuelve a casa: nuevo entrenador del Barça. (EFE/Alejandro García)

Como buen egarense, Xavi Hernández decidió vivir en Matadepera cuando empezó a ganar dinero. Este municipio cercano a su Terrassa natal es el más caro de España y cuenta con vecinos ilustres como los hermanos Lao (ex-Cirsa) y Antoni Brufau (Repsol). Allí tiene su casa el que, ya se ha confirmado, es el nuevo entrenador del Barça, una vivienda a la que volverá tras su paso por el lujoso Catar de los expatriados.

El futbolista ha vivido casi seis años con su mujer, la experiodista Nuria Cunillera, en Doha, donde incluso han nacido sus dos hijos. Toca cambiar, algo que él esperaba desde hace tiempo.

En Doha, la vida de Xavi ha sido de una discreción extrema, algo por lo que su mujer ha luchado siempre. Poco amante de los lujos innecesarios y del ‘postureo’ (en palabras de Cunillera) de otros futbolistas y familia, los Hernández han optado por un perfil bajo en el país árabe. Eso sí, han disfrutado la fortuna que ha ganado el futbolista como entrenador de uno de los mejores clubes de Catar.

10 millones al año

En 2015, Xavi se ‘jubiló’ como jugador del Barça y se marchó a entrenar al Al Sadd por 10 millones al año. El blaugrana prorrogó hasta 2021 porque siempre ha dicho que se siente muy cómodo en este país, “muy fácil para vivir, muy cómodo, acogedor y seguro". Sus declaraciones levantaron ampollas en su momento porque Catar es conocido por no ser un país donde los derechos humanos se respeten al 100% y donde la democracia no es del todo democracia. Pero él y su familia lograron abstraerse de esa realidad y vivían en un mundo paralelo, el de los expatriados, en una bonita casa con piscina y jardín.

Foto: Leo Messi y su esposa, Antonela Roccuzzo, el día de su boda. (Reuters)

La vida que ha llevado la familia que formó con Nuria Cunillera ha sido de lo más apacible. Eso sí, con una hija y un hijo, no han dudado en volver a casa cuando han recibido una oferta formal. El país que podrían abandonar en unos días es un lugar donde se exige mucho decoro en la vida pública, sobre todo a sus ciudadanos.

Catar, un país dudoso

Con tan solo el 30% de habitantes originarios de Catar, la vida para el extranjero, siempre que tenga dinero y derechos, puede llegar a ser envidiable. Los Hernández Cunillera han mantenido costumbres clásicas, como salir a cenar a locales de lujo como el Nobu, de la cadena de Robert de Niro, que tiene sede en la capital catarí. Otros lugares que les gustan son el hotel Banana Island Resort by Anantara y el Four Seasons Doha, con playa privada incluida, donde las mujeres puden lucir bikini sin problema.

Foto: El exblaugrana Xavi Hernández, en Teherán, Irán. (EFE)

El Gobierno catarí es de los más flexibles entre los países árabes en cuanto a vestimenta, aunque hace poco publicó un comunicado en el que pedía decoro y respeto a los turistas, que son muchos. Según sus normas, en los espacios públicos las mujeres no pueden lucir ni piernas ni hombros sin tapar, y deben cubrirse la cabeza cuando entran en una mezquita.

Nada de eso ha sufrido la mujer de Xavi, que ha vivido en la burbuja de los expatriados millonarios, que van de hotel en hotel pasando por resorts y clubs de lujo. Otro de sus puntos habituales han sido las tiendas de lujo, como la que Gucci tiene en la capital, donde eran agasajados con todas las amenities disponibles, desde champán hasta un pastel.

"Hay que entender"

Ella misma contaba hace unos días, en una entrevista a la periodista Joana Bonet, que lo importante era fijarse en los avances del país. “Al principio me chocaba mucho, me impactaba. Ahora es mi paisaje diario, cuando llevas tiempo aquí entiendes por qué lo hacen. Aunque no lo compartas. Por su sentido de respeto hacia la familia; no es el marido quien las obliga a taparse, suele ser un tema familiar. Y cuando salen del país, enseguida se destapan. Las generaciones jóvenes están cambiando. Hay que entender de dónde vienen: hace 50 años vivían en las jaimas en el desierto, eran pastores y perleros, un pueblo nómada. En poco tiempo han realizado un cambio espectacular, no es tan importante dónde estamos sino hacia dónde vamos. En los cinco años que llevamos ya en Catar he visto muchos cambios; estoy segura de que dentro de diez años no tendremos esta conversación”.

Foto:  Ana Boyer y Fernando Verdasco, ya de regreso en Doha. (IG @ferverdasco)

Sea como sea, la casa en la que podrían vivir de nuevo dentro de unos días (si el equipo catarí se lo permite) es una lujosa mansión situada en una de las zonas más caras de España. Un vivienda unifamiliar, con gran jardín, piscina, en un barrio residencial rodeado de bosques, apartado de todo y en el que solo hay casas similares. Paz y tranquilidad, que es lo que les gusta a ellos.

Foto: Pozuelo de Alarcón cae a la segunda posición como municipio con mayor renta por habitante. (EFE)

Son amigos de los Messi, los Busquets, los Bartra… Pero ellos prefieren, dicen, una vida discreta. “Casi ninguno de ellos son ostentosos, ni nosotras somos top del postureo…”, decía Cunillera en la citada entrevista en referencia a los astros con los que se relaciona la familia futbolística. “Nosotros no somos personas de estridencias. Nos gusta vivir con discreción y libertad, con tranquilidad. No necesito enseñarle al mundo mi vida”.

El redactor recomienda