Es noticia
Menú
Los motivos personales por los que Andreu Buenafuente se 'retira' de su 'late night'
  1. Famosos
NUEVOS PROYECTOS

Los motivos personales por los que Andreu Buenafuente se 'retira' de su 'late night'

El presentador quiere pasar más tiempo con su familia y estar cerca de su madre, Teresa Moreno, que vive en Barcelona. Podría volver a instalarse en su casa de Cabrera de Mar

Foto: Andreu Buenafuente y su madre, Teresa Moreno. (TV3)
Andreu Buenafuente y su madre, Teresa Moreno. (TV3)

Andreu Buenafuente tomó una decisión trascendental en 2016, cuando decidió empaquetar sus bártulos y mudarse a Madrid con su familia: su mujer, Silvia Abril, y su hija, Joana. Han sido cinco años de programa diario y muchas idas y venidas a Barcelona para visitar a su madre, Teresa Moreno, con quien está muy unido.

Y ahora, con su ‘retirada’ de Movistar+, todo apunta a que vuelve a la ciudad que le vio crecer como profesional. Mudarse a Madrid parecía una condición indispensable para que el reto de liderar el ‘late night’ de la cadena funcionara, sin ese programa ya no hay motivos para mantenerse alejado de los suyos.

placeholder Silvia Abril y Andreu Buenafuente. (Getty)
Silvia Abril y Andreu Buenafuente. (Getty)

Nacido en Reus hace 56 años, el ‘showman’ ha sabido mantenerse en primera línea desde hace décadas, tras muchos éxitos y algunos fracasos. En su larga carrera, Buenafuente ha sido el responsable de sus proyectos, para lo que ha creado varias empresas, todas ellas en funcionamiento y con buenas bases financieras.

Foto:  Andreu Buenafuente y Silvia Abril. (Getty)

A pesar de que tuvo problemas en un momento dado y tuvo que deshacerse de algunos activos para saldar deudas, todo indica que ahora las cosas están calmadas. Así que podrá volver a su casa, la que compró antes incluso de estar con su mujer la actriz, Silvia Abril, natural de la comarca del Maresme, donde casualmente ella siempre ha querido tener su hogar.

Casa en Cabrera

Allí, en Cabrera de Mar, compró una gran casa de campo, rodeada de terreno y apartada de todo, que es donde el matrimonio podría instalarse a su vuelta. Fue en esta casa de paredes color mostaza y un gran porche donde el matrimonio y su hija pasaron el confinamiento, en el campo rodeados de naturaleza.

El presentador adquirió la vivienda en 1990, una edificación construida a principios del siglo XX, que está encajonada en un frondoso bosquecillo rodeada de invernaderos. En 2016, el año que se fue a Madrid, usó esta propiedad y otra que tiene en Formentera como garantía para refinanciar la deuda de El Terrat.

Radio, libros, pintura

Buenafuente ha dicho a sus conocidos que espera poder pasar más tiempo con su familia ahora que no estará al frente de un programa diario. Aunque seguirá con otros proyectos, que no se han desvelado todavía. Y hay que tener en cuenta que, además de ‘Late Motiv’, el catalán tiene otras facetas profesionales. Presenta junto a Berto Romero ‘Nadie sabe nada’ en la SER, es productor de El Terrat, desde donde dirige y promueve desde películas hasta obras de teatro, ha escrito varios libros y, además, pinta.

Foto: Andreu Buenafuente y su madre, Teresa Moreno. (TV3)

Y esta última faceta, como el resto de proyectos, podrá seguirlo desde Barcelona, donde además estará más cerca de su madre, Teresa Moreno. Teresa siempre ha estado muy presente en la carrera del presentador y ha aparecido en algunos de sus programas. Además, el año pasado, protagonizó junto a él un episodio de ‘Els meus pares’ (‘Mis padres’), espacio presentado por Gemma Nierga en TV3.

La madre de Buenafuente se declaraba “enamorada” de su hijo en pantalla, y él le respondía: “Yo también estoy enamorado de mi hija, en otro sentido de la palabra enamoramiento, claro, ser padre me ha cambiado mucho, todo lo que me habían explicado se ha cumplido y lo ha superado con creces. Es alucinante”.

Foto: Silvia Abril y Buenafuente en una imagen de archivo (Gtres)

Entre risas, se sentía la pasión desbordada de Teresa, quien contaba que su hijo la cuida mucho. “No le puedo decir que me encuentro mal porque se preocupa, no quiere ni que me ponga enferma ni que me haga mayor”, decía. “Es jodido hacerse mayor, yo solo intento animarla”, responde Buenafuente. Ahora, si finalmente se muda de nuevo a Barcelona, tendrá a su madre cerca y podrá saber si va al médico y hasta acompañarla. Cosas de familia.

Golpe en la familia

Esta unión madre-hijo surge de un golpe duro de la vida: hubo “una época jodida”, contaba Buenafuente, para referirse a la muerte de su padre, hace 15 años. Juanillo, así le llamaban, estaba enfermo y no lo sabía, así que un día fue al médico y decidieron que tenían que operarle, intervención que no superó. “Antes de entrar a quirófano, el tío pidió si podía contar un chiste, ¿te imaginas?”, comentaba Buenafuente con una sonrisa en el programa de Nierga.

Ese padre fue una figura divertida en su vida, un hombre que había vivido la tragedia de la guerra y la posguerra, y que había decidido echarse el drama a la espalda y pasarlo bien. “Era el típico tío simpático, que a la gente le encantaba, bocazas, chistoso, pero no sabía ser padre del todo”, describe el presentador. En ese encuentro en TV3 también habló de su carrera como pintor y aseguró que “no le interesa a nadie”.

Con todo, su última vocación descubierta es una de las que más le mueve y dedica largas horas de su ‘descanso’ a crear. Las obras tienen también forma de pósteres, camisetas, tazas y hasta bolsas de tela. Los precios no son desorbitados, además: un póster cuesta 60 euros y una bolsa de tela, 20. Y se pueden comprar a través de la web de Samanté!, el nombre que le dio al proyecto y que ya ha hecho crecer más allá.

Foto: Silvia Abril y Andreu Buenafuente. (Getty)

Lo cuenta él mismo: “Samanté! va a hacer posible que te lleves a casa un pedazo de mi cabeza. Allá tú. Esto es un inicio. Si toda va bien (no dejo de ser optimista pese a todo), tengo la idea de invitar a otros ilustradores y dibujantes para que se suban a este tren. ‘Samanté!’ va a destinar siempre un diez por ciento de sus beneficios a fines sociales. Así aprovecharé este altavoz para apoyar entidades y asociaciones que quieren mejorar el mundo”.

Andreu Buenafuente tomó una decisión trascendental en 2016, cuando decidió empaquetar sus bártulos y mudarse a Madrid con su familia: su mujer, Silvia Abril, y su hija, Joana. Han sido cinco años de programa diario y muchas idas y venidas a Barcelona para visitar a su madre, Teresa Moreno, con quien está muy unido.

El redactor recomienda