Logo El Confidencial
gastronomía en hoteles

Casa Mando, la reapertura de un clásico de la cocina leonesa

El hotel Conde Luna ha sabido renovarse para abrir los dos puntos de referencia de la gastronomía y el ocio de León

Foto: Casa Mando
Casa Mando

Si tuviéramos que referirnos a la ciudad de León, la mayoría lo haría citando el Húmedo, el barrio que cuenta con más de un centenar de bares, uno de los grandes clásicos, donde la gente acude para 'empaparse' de vinos y tapas. Si además nos pidieran citar un establecimiento, de esos de siempre, creo que la mayoría de los que acudimos de cuando en cuando a León, nombraríamos el hotel Conde Luna, en el que hemos descansado más de una noche y de dos…y hemos podido disfrutar de los gin-tonic que el popular Manolín prepara con cariño y maestría, y sirve junto con su famoso solomillo y huevo de corral mientras regala su inagotable conversación. Siendo esta una de las señas de identidad gastronómica más peculiares y simpáticas de cuantas nos hemos encontrado en los hoteles que hemos visitado, y que daría para un libro, esta vez solo queremos hablar de los dos motivos por los que el hotel se ha convertido en un referente en la ciudad.

Cecina de vaca (Foto: Alberto Granados)
Cecina de vaca (Foto: Alberto Granados)

Ambos están estrechamente relacionados con la gastronomía y las profundas reformas emprendidas, y gracias a las cuales han podido abrir dos restaurantes que muy bien podrían estar no ya en Madrid o Barcelona, sino en cualquier capital europea. Así, subir a Nimú Azotea para contemplar las mejores vistas sobre la ciudad, mientras se disfruta de su buena cocina o se toma una copa, es obligado, y más recientemente para comer o cenar en el antiguo mesón Conde Luna, transformado ahora en el moderno Casa Mando, que a pesar de la profunda renovación que ha realizado Pascua Ortega, acertado y sobresaliente como siempre, ha sabido mantener parte de la estructura del local, sus vigas de madera; el personal y el excelente servicio de sala que dirige Javier García, y una cocina que, a los mandos de Juan Ordás, preserva los sabores tradicionales de la gastronomía leonesa con propuestas, eso sí, actualizadas, muy bien hechas y a precios atractivos.

Morcilla de León (Foto: Alberto Granados)
Morcilla de León (Foto: Alberto Granados)

Una carta muy compensada plagada de los buenos productos de la región como sus característicos embutidos, las legumbres de La Bañeza, las verduras de la huerta y las carnes del excelente ganado vacuno criado en las montañas leonesas, además del pescado que traen diariamente de Asturias y Galicia. De sus imprescindibles hay que probar la morcilla de León y la cecina de vaca, un embutido delicado y poco valorado fuera de la región, pero que debería estar tan presente en nuestras mesas como los chorizos y salchichones. La lengua curada con lascas de queso y aceite pimentón es un plato singular y exquisito que hay que pedir. Los huevos rotos con picadillo casero de matanza, un plato contundente, pero sabroso y rico.

De las carnes mencionaría el medio solomillo con huevo frito de corral (el invento de Manolín) o el cachopo asturiano. Solo por encargo pero merecen la pena: el lechazo asado o el jarrete de ternera de Ávila. Si han dejado un hueco para el postre, las fresas gratinadas terminan endulzando una gran cena. La carta de vinos, muy completa, cuenta con más de 100 referencias entre las que tienen un capítulo destacado los vinos de Tierras de León y El Bierzo. En este caso probamos Dominio de Tares, un vino de la región con personalidad, de uva mencía que resulta limpio y equilibrado y a buen precio.

Cachopo (Foto: Alberto Granados)
Cachopo (Foto: Alberto Granados)

Casa Mando. General Lafuente s/n. León. Teléfono: 987 20 65 44

Gastronomía

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
2 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios