nuevas aperturas

Toque de Sal, un coqueto bistró con cocina mediterránea en Madrid

La calle Ponzano se ha convertido en uno de los ejes gastronómicos más importantes de Madrid. Una calle donde continuamente abren nuevos e interesantes restaurantes

Foto: Ap Foto. Fernando Vergara
Ap Foto. Fernando Vergara

El castizo barrio de Chamberí, y en concreto la calle Ponzano, concentra bares y restaurantes entre los que se suceden nuevas aperturas. Es, probablemente, la calle gastronómica de la capital con extensa oferta de locales donde tomar el aperitivo y comedores para gozar de la buena mesa.

Apenas han pasado tres meses desde el arranque de Toque de Sal y no parece necesitar más tiempo de rodaje a juzgar por su cocina y el servicio de sala, que atiende Eduardo Rodríguez, un profesional con años de experiencia que además asesora en la elección de los vinos de la carta que combina etiquetas españolas y francesas, concretamente de la región de Bordeaux.El local, con cierto aire de bistró francés moderno, elegante y acogedor, es obra de Álvaro Oliver Bultó de Foxium Arquitectura, que tiene experiencia en la creación de espacios de restauración como; Juanita Cruz, El Trajín y la Taquería La Lupita.

Toque de Sal
Toque de Sal

En la barra y su hilera de mesas altas se ofrecen desayunos, aperitivos, comidas, ‘after work’ y copas todos los días de la semana,  en horario ininterrumpido de 8:30 a 00:30h y hasta 02:30h los jueves, viernes y sábados. El comedor es pequeño, también sus mesas y hasta la carta es reducida pero muy tentadora.  No es cocina francesa como se espera pero sí mediterránea con algún plato de Italia, Francia y Bélgica. Ensaladas como la de perdiz con escabeche o pollo trufado y la omnipresente de quinoa, tomate y ventresca, que ya figura en casi todas las cartas. Entrantes sencillos como el gazpacho, la crema del día, el jamón ibérico de bellota con pan con tomate, mortadela italiana con aceite de trufa, o una tabla de quesos; a otros más elaborados como los Chupa Chups de codorniz con salsa penkín, mejillones a la belga con patatas fritas (con una salsa que invita al baño de pan), fetuccini negro con carabinero, berenjenas a la parmesana o unas ricas croquetas caseras que en nuestro caso eran de puerro y pollo al curry.

Toque de Sal
Toque de Sal

La apuesta por las carnes es mayor que la de pescados, con recetas clásicas como el steak tartar, el solomillo a la pimienta, la hamburguesa, el rabo de toro bien cocinado que llegó a la mesa con un inconfundible aroma a trufa y, las albóndigas, muy sabrosas y caseras,  merece la pena probarlas. A excepción del tartar, el resto de estos platos llevan como guarnición -que es un extra- patatas fritas, verduritas, puré de patata, chalotas glaseadas, ensalada verde o arroz salteado.  Del mar, el cremoso de salmón y aguacate, la lubina a la plancha con verduritas y el ceviche de corvina.Entre los postres y haciendo honor al nombre de la casa, un rico e intenso mousse de chocolate con escamas de sal y un opcional chorrito de aceite de oliva, que potencian el sabor de este dulce.

Una buena opción es compartir platos de la carta o elegir uno solo porque de momento no tienen menú. El precio medio de la carta es de 30€.

Toque de Sal. Ponzano, 46  Centro  28003 Madrid Tel.: 914 26 64 65

Gastronomía

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios