Ronda 14: la nueva barra de uno de los mejores ejemplos de cocina-fusión
  1. Gastronomía
gyozas de anticucho y roll de mar y montaña

Ronda 14: la nueva barra de uno de los mejores ejemplos de cocina-fusión

Ya con el verano y el calor encima, Ronda 14 abre nueva barra de fríos y vuelve a deslumbrar con sus nuevas, refrescantes y apetecibles propuestas estivales

Foto: La nueva 'raw bar' de Ronda 14. Una oda a la luz natural
La nueva 'raw bar' de Ronda 14. Una oda a la luz natural

Fusión. Maldita palabreja -tanto para la música como para la cocina-, que parece dar licencia para mezclar churras con merinas en el nombre de la modernidad. Dicho esto, reconozcamos que hay veces en que la fusión cumple lo prometido y nos haceentender las bondades del mestizaje gastronómico.

Tomemos la cocina chifa (chino-peruana) y la cocina nikkei (japo-peruana), traigámoslas a España y démosles una vuelta por Asturias. El resultado es Ronda 14, un restaurante que, tras haber funcionado (y muy bien) durante seis años en Avilés, abrió el pasado otoño sucursal en Madrid. La acogida fue tan buena que la Guía Metrópoli le otorgó el premio de Mejor Restaurante de Cocina Extranjera 2015.

Ya mencionamos en su día cuál era su propuesta. Pero los meses pasan, llega el verano y Mario Céspedes y su mujer Conchi Álvarez -peruano y asturiana, también ellos fusión- se han remangado y han traído aires nuevos: el primer paso, abrir una barra de fríos en la que la luz natural inunda de alegría el espacio y nos hace evocar aquellos comedores de pueblo junto a un patio (y, tal vez, un limonero).

En esta suerte de 'raw bar', el visitante puede ver cómo se elaboran al momento, y ante sus ojos, las nuevas propuestas estivales del local:ceviche de xarda con leche de tigre al ají limo y calamar (15,90 euros), tiradito a la crema de ají amarillo (12,90), ostra acevichada con jalapeños (4,50)... Cualquiera de estos tres bocados resume el sabor, la frescura y la alegría de la cocina de Céspedes.

Más cosas. Ya sabemos que la casquería suscita tantas filias como fobias, pero es tendencia. Y en Ronda 14 han incorporado un par de platillos que son un homenaje visceral. Tenemos unas sublimes gyozascriollas de ternera y manitas de cerdo (10,90 euros) y uno de los platos fuertes de la casa: gyozasde anticucho con picada de ají limo y cilantro. Para quien no lo sepa, el anticucho es, amén de plato nacional de Perú, corazón (en este caso de ternera). Un sabor espectacularpara 'foodies' sin remilgos.

Estos nuevos platos conviven con otros, ya convertidos en clásicos, como el abrumador rollde mar y montaña con langostino y carne roja (aquí también se puede degustar una amplia variedad de sushis, niguiris, rolls y gunkans).

Para terminar (o, tal vez, para empezar),qué mejor que seguir con la mirada puesta en Perú y deleitarse con un 'pisco sour' de esos que nos transportan de inmediato al altiplano. Un premio. Un festival.

¿Tienes un dispositivo móviliOSoAndroid?Descarga la APP de Vanitatis en tu teléfono o tablet y no te pierdas nuestros consejos de moda, belleza y estilo de vida. Para iOS,pincha aquí,y para Android,aquí.

Cocina fusión Gastronomía Nikkei Tendencias gastronomía Tendencias Restaurantes de Madrid Casquería