Logo El Confidencial

Como ya publicó Vanitatis en exclusiva el pasado mes de octubre, el palacete de Pedralbes, mansión insignia de las “actividades poco ejemplares” de los exduques de Palma, está en horas bajas. Paredes descorchadas, pintura perjudicada, paneles de madera en las ventanas, perfiles corroídos por el óxido, pegotes de cemento por doquier y ladrillos desnudos son los elementos de decoración de una casa que bien podría utilizarse como símil de la situación judicial a la que se enfrentan sus anteriores inquilinos, Cristina de Borbón e Iñaki Urdangarin, (así fue la venta de la casa) que responden ante el juez por sus irregularidades al frente del Instituto Nóos. Les mostramos el vídeo que repasa el estado de la casa.

Si quieres ver cómo estaba Pedralbes en el momento de su venta pinche aquí.

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios