Logo El Confidencial
NOTICIAS

Renee Zellweger se infla a donuts para encontrar marido

Renee Zellweger ha tomado una decisión: quiere estar casada antes de los cuarenta años. Sin embargo, el tiempo juega en su contra. Soltera y sin novio

Foto: Renee Zellweger se infla a donuts para encontrar marido
Renee Zellweger se infla a donuts para encontrar marido
Autor
Tags
    Tiempo de lectura2 min

    Renee Zellweger ha tomado una decisión: quiere estar casada antes de los cuarenta años. Sin embargo, el tiempo juega en su contra. Soltera y sin novio conocido, la actriz sólo tiene seis meses para lograr su sueño. Pero ella se ha puesto manos a la obra. Para empezar, se ha dado cuenta que su apariencia ya no resulta tan atractiva. Como se encontraba algo delgaducha y demacrada, ha engordado unos cuantos kilos.

    Divorciada y anulada del músico Kenny Chesney, Renee debe cambiar su fondo de armario ya que ha engordado una talla. “Renee estaba preocupada porque su delgada silueta le hacía parecer demacrada, enferma y, lo peor de todo, mucho mayor. Ella va a cumplir 40 en seis meses y no quiere estar soltera para entonces”, ha dicho una fuente allegada en la revista Look.

    Para lograr atrapar a un hombre, ha cambiado su dieta. Antes sólo tomaba fruta fresca para el desayuno y “ahora se permite tomar donuts y bollos rellenos de crema de queso”. Por otro lado, también ha cambiado sus largas sesiones en el gimnasio. Antes iba todos los días. En la actualidad no le remuerde la conciencia si se salta una sesión. Y es que se ha dado cuenta que es necesario cultivar otros aspectos de la vida. “Espera que las curvas le traigan la felicidad”, dice su amistad.

    El peso de Zellweger ha sido en los últimos tiempos como un yoyo. Para protagonizar la saga de Bridget Jones tuvo que engordar y adelgazar tras cada uno de los filmes. Obsesionada con el peso, se apuntó a dietas ricas en grasas e ingestas masivas de hamburguesas. Tras ello, siguió otra contraria para librarse de esos kilitos de más. De hecho, en sus últimas apariciones públicas ha destacado por su extrema delgadez.

    Pero si lo de su peso parece tener solución, cazar a un marido guapo resulta más complicado. La actriz nunca ha tenido suerte en el amor. En 1999 salió durante unos meses con Jim Carrey, al que había conocido en una película. Tampoco corrió mejor suerte su romance con George Clooney, nunca confirmado. A él le siguió el cantante Jack White y Chesney, con el que se casó en una paradisiaca isla. Pero el matrimonio fue breve. A los pocos meses pidió la separación, el divorcio y la anulación por fraude. Ahora, todavía busca un hombre con el que compartir su donuts.

     

    Noticias
    Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
    0 comentarios
    Por FechaMejor Valorados
    Mostrar más comentarios