Koplowitz, Florentino Pérez, Abelló y del Rivero, invitados de lujo a la boda de Aznar Junior
  1. Noticias
NOTICIAS

Koplowitz, Florentino Pérez, Abelló y del Rivero, invitados de lujo a la boda de Aznar Junior

El poder económico y político se dio cita este sábado en la boda de José María Aznar Junior, hijo mayor del expresidente de Gobierno y de

El poder económico y político se dio cita este sábado en la boda de José María Aznar Junior, hijo mayor del expresidente de Gobierno y de Ana Botella, la número dos del Ayuntamiento de Madrid. La contrayente era Mónica Abascal, una diseñadora de bolsos, los Vega Cárcer, con la que empezó a salir hace dos años. Una exclusiva convocatoria a la que asistieron los políticos más importantes de la cúpula del Partido Popular, algunos de los empresarios más destacados del país y varios rostros relevantes del panorama social.

Esther Koplowitz, Florentino Pérez, que faltó al partido del Real Madrid celebrado en Sevilla este sábado por la noche, el empresario Juan Abelló, junto a su mujer, Ana Gamazo, o Luis del Rivero fueron algunos de los alrededor de 500 invitados de lujo que adornaron con su presencia la finca El Campillo, situada en San Lorenzo de El Escorial, donde se celebró la boda.

El menú degustado por los invitados, organizados en mesas de diez personas, estuvo compuesto por canelón de marisco con jugo de gamba, como primer plato, confit de pato, de segundo, y tarta de queso al caramelo y hojaldre de crema, como colofón final. Por su parte, la carta de vinos incluyó Marqués de Riscal Blanco, Pesquera de Duero y Champagne Laurent Perrier.

La decoración y puesta en escena de la finca estuvo a cargo de Ramiro Jofre, habitual en otro tipo de eventos sociales celebrados en el Palacio de Cibeles, y amigo de miembros respetables de la jet set. La música estuvo a cargo de Julio Torres, un reconocido DJ que también animó a los invitados de la boda de Miguel Abelló este mismo verano.

placeholder

Aznar Junior, que llevó los mismos gemelos con los que su padre contrajo matrimonio con Ana Botella, llegó al recinto conduciendo su coche junto a su hermano, Alonso Aznar, sobre las doce del mediodía, una hora antes del enlace.

La novia llegaba solo diez minutos más tarde de la hora prevista, a la una y diez de la tarde, dentro de un Seat Seiscientos de color blanco, y ante la atenta mirada de una veintena de fotógrafos que se habían acercado al lugar, franqueado por fuertes medidas de seguridad.

La anécdota del día ocurrió durante el enlace cuando los novios se dieron cuenta de que se habían olvidado de las arras. Mientras tanto, Mariano Rajoy, líder del Partido Popular y futuro presidente de Gobierno, presenciaba la boda del hijo de su compañero de partido desde los bancos de primera fila de la ermita, junto a su esposa Elvira Fernández, que vistió un traje en color azul eléctrico.  

Entre los políticos del Partido Popular, muchos de ellos rumoreados como futuros ministros, destacaron Jaime Mayor Oreja, actual eurodiputado del Parlamento Europeo, Alberto Ruiz Gallardón, alcalde de Madrid, o Eduardo Zaplana.

Además, la larga lista de asistentes incluyó a rostros de la vida pública como el jinete Fernando ‘Gigi’ Sarasola, los empresarios Fernando Fernández Tapias, con su esposa, Nuria González, Alberto Cortina y su mujer Elena Cué, Isidoro Álvarez, presidente de El Corte Inglés, o Javier Hidalgo, heredero de Halcón Viajes y Air Europa, que acudió con su amigo Nicolás Colate Vallejo Nájera, marido de Paulina Rubio. 

Caos horas antes de la boda

Caos y desorganización. Así comenzó la boda de José María Aznar Junior y Mónica Abascal. Tres coches de la Guardia Civil y cinco agentes custodiaban las puertas de la finca El Campillo para intentar poner orden al atasco kilométrico que se había organizado en la entrada del recinto.  

La decisión de cortar parte de la carretera de entrada junto a la obligación de tener que aparcar los coches a dos kilómetros de distancia, por temas de seguridad, excepto para conductores invitados, hizo que muchos de los asistentes llegasen tarde a la celebración nupcial. Fue el caso de la presidenta de la Comunidad de Madrid, Esperanza Aguirre, que apareció una hora más tarde de lo previsto conduciendo su propio coche y llevando un vestido en color berenjena.

José María Aznar Botella