Logo El Confidencial
NOTICIAS

Espartaco y su novia, Macarena Bazán, se van a vivir juntos a un chalet de lujo

600.000 euros. Ése es el precio que podría haberles costado al torero Espartaco y a su novia, Macarena Bazán, su nuevo nidito de amor. Un majestuoso

Foto: Espartaco y su novia, Macarena Bazán, se van a vivir juntos a un chalet de lujo
Espartaco y su novia, Macarena Bazán, se van a vivir juntos a un chalet de lujo
Autor
Tags
    Tiempo de lectura2 min

    600.000 euros. Ése es el precio que podría haberles costado al torero Espartaco y a su novia, Macarena Bazán, su nuevo nidito de amor. Un majestuoso chalet de 250 metros cuadrados construidos y 500 metros cuadrados de parcela que la pareja ha empezado a compartir en una urbanización de lujo de Huelva. Una vivienda que cuenta con piscina, club social, golf, pádel, tenis, campo de fútbol y de balonesto, zonas ajardinadas, playa de acceso privado, espectaculares vistas de la sierra de Huelva y un exhaustivo sistema de seguridad.

    Tal y como revela esta semana la revista Love, Espartaco y la exdirectora general de Juegos y Espectáculos de la Junta de Andalucía, que han superado alguna que otra crisis en la relación que mantienen desde hace dos años, se han dejado ver en el jardín de su nueva casa y trasladando muebles y demás enseres para comenzar esta nueva etapa de su noviazgo. La pareja también aprovechó la visita a su nuevo hogar para disfrutar de un día de playa.

    La lujosa mansión, que fue adquirida por Espartaco y Macarena prácticamente amueblada, dispone de una terraza cubierta de 50 metros, cuatro habitaciones y sus correspondientes baños, salón con chimenea, patio, sala de reuniones y tres plazas de garaje, además de un lago artificial de agua salada justo enfrente de su jardín.

    Una relación no exenta de polémica

    La relación de Espartaco y Macarena Bazán no ha estado exenta de polémica desde que comenzara, tras el divorcio del diestro y Patricia Rato. El torero se refugió entonces en la finca de Constantina mientras su divorcio pasaba a ser un asunto público, mientras a Rato no le quedó más remedio que permanecer en la ciudad, con la consiguiente persecución mediática. Macarena Bazán, por su parte, supo esconderse a pocos kilómetros de Sevilla después de la publicación de unas fotos del diestro entrando por la noche y saliendo al día siguiente de su piso. Poco tiempo después, Espartaco presentaba a Macarena a sus familiares y amigos.

    Noticias
    Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
    0 comentarios
    Por FechaMejor Valorados
    Mostrar más comentarios