Logo El Confidencial
NOTICIAS

Eloísa Bercero subasta el 'último' vestido del fallecido diseñador Manuel Mota

El diseñador de Pronovias Manuel Mota, que murió en dramáticas circunstancias en enero de este año, nunca imaginó que uno de sus últimos diseños sería la

Foto: Eloísa Bercero subasta el 'último' vestido del fallecido diseñador Manuel Mota
Eloísa Bercero subasta el 'último' vestido del fallecido diseñador Manuel Mota

El diseñador de Pronovias Manuel Mota, que murió en dramáticas circunstancias en enero de este año, nunca imaginó que uno de sus últimos diseños sería la estrella de la Subasta Vintage que se celebra en la madrileña estación de Chamartín este fin de semana. Se trata de un vestido rojo de gasa de alta costura que regaló a Eloísa Bercero, la dama coleccionista de Alta Costura que lo ha ofertado para esta iniciativa. Tendrá un precio de salida de 1.200 euros y se espera que alcance una cifra importante dada la historia sentimental del traje de fiesta.

“Me da mucha pena deshacerme de él, pero también me hace ilusión que alguien pueda utilizarlo. Es una especie de homenaje a Mota, cuya muerte sentí muchísimo, porque aunque no tuvimos relación me hubiera gustado tratarlo y sobre todo haberle transmitido la alegría de vivir. Fue muy cariñoso conmigo, porque cuando me regaló el traje me dijo que para él era un honor que yo lo luciera”, afirma Bercero en conversación con Vanitatis.

Cuenta que una tarde, paseando por la calle Serrano, se paró ante el escaparate de Pronovias como si fuera Audrey Hepburn ante Tiffany’s. “Me quede hipnotizada mirando el traje. Entré en la tienda y la vendedora me dijo que me lo probara. Me sentaba como un guante y quedé en ir a recogerlo al cabo de unos días. Fue una atracción total”. No tuvo que pagar por él. Cuando le comunicaron a Manuel Mota lo que había sucedido, la llamó por teléfono y le rogó que aceptara el regalo.

“Creo que tiene magia y quien lo lleve seguro que tendrá suerte”, asegura la dama exmillonaria, que atesora ahora ciertos problemas de liquidez, pero que quiere explicar que, aunque le afecta la crisis, no soy tan frívola como para decir que necesito vender los trajes para vivir cuando hay tantísima gente en España que lo está pasando francamente mal. Es verdad que siempre viene bien un dinero extra, pero en este caso también lo hago porque creo que son bienes tangibles como un cuadro o una joya. Lo que me gusta es que puedan tener una segunda vida y que quien los lleve disfrute como lo he hecho yo”.

Bercero sigue entusiasmada con la moda y ahora ha descubierto los centros comerciales. “Cerca de donde vivo en Las Rozas hay unas tiendas estupendas con vestidos de 25 y 30 euros que sientan de maravilla. Hay que reciclarse”, asegura, mientras pide que la gente acuda a la subasta, porque también hay una vertiente solidaria en la lucha contra el cáncer.

Noticias
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios