Logo El Confidencial
Genoveva casanova fue la gran ausencia

Jacobo y su esposa regresan a Liria tras dos años de enfrentamiento con la Duquesa

Lo que más llamó la atención de esa cena fue la asistencia de Jacobo Martínez de Irujo acompañado de su esposa, Inka Martí Kiemann. La periodista parece haber superado sus diferencias con Cayetana de Alba tras los enfrentamientos que se produjeron en 201

Hacía ya dos años que la duquesa de Alba no disfrutaba de su familia al completo durante la cena de Nochebuena, pero este año ha conseguido reunir alrededor de su mesa a todos sus hijos. A algunos de ellos les veíamos llegar al Palacio de Liria en una jornada lluviosa y fría en Madrid. Cayetano lo hacía conduciendo su propio coche y acompañado por sus mellizos Luis y Amina. La gran ausente pudo ser Genoveva Casanova, a la que no vimos con ellos en el interior del vehículo, pese a los rumores de acercamiento entre la pareja y al comentario de doña Cayetana, quien aseguraba: “Genoveva y Cayetano están juntos, creo que se casarán”.

Lo que más llamó la atención de esa cena fue la asistencia de Jacobo Martínez de Irujo acompañado de su esposa, Inka Martí Kiemann. La periodista parece haber superado sus diferencias con Cayetana de Alba tras los enfrentamientos que se produjeron en 2011 cuando la duquesa declaró que su nuera era “muy mala persona y muy envidiosa”. Aparentemente, el reparto de la herencia fue el detonante de su mala relación y lo que provocó que la Duquesa diera esas declaraciones en El programa de Ana Rosa. “Mi hijo miente más que un ocho y todo por culpa de su mujer”. Sin embargo, parece que esas rencillas familiares ya son cosa del pasado pues el conde de Siruela y su esposa acudieron con normalidad a su cita en Liria. Les pudimos ver llegando al palacio en su propio coche y entrando en el interior de la propiedad.

Vanitatis se ha puesto en contacto con uno de los miembros de la familia Alba, el duque de Huéscar, y ha comentado que pasaron una velada “muy tranquila y familiar” y que su madre se mostraba “muy feliz de tener a la familia reunida”. Sin embargo, el hijo mayor de Cayetana de Alba no ha querido valorar la relación entre su madre y su cuñada.

El hijo de Jacobo también se dejaba ver y lo hacía junto a su esposa, Asela, con la que se casó en mayo de 2011. El matrimonio llegaba en un taxi junto a su pequeña, por lo que en ese día familiar de Nochebuena se juntaron cuatro generaciones Alba, algo que seguro que agradó mucho a doña Cayetana.

Pero este no es el único frente abierto dentro del clan Alba. Se comenta que Cayetano y Eugenia ya no se llevan tan bien como siempre y todo es debido a que el jinete ha preferido dar un puesto en la Fundación a Genoveva Casanova en vez de a su propia hermana. Sea como sea, lo cierto es que la Duquesa ha conseguido volver a reunir a sus hijos en un día tan especial para ella, profundamente Cristiana, como es la Nochebuena.

Noticias
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
1 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios