Escritor, investigador y profesor, así es el enemigo sevillano de Fran Rivera
  1. Noticias
CAMPAÑA PARA SER HERMANO MAYOR DE LA ESPERANZA DE TRIANA

Escritor, investigador y profesor, así es el enemigo sevillano de Fran Rivera

El torero ha presentado su candidatura para convertirse en hermano mayor de la hermandad de la Esperanza de Triana. Tendrá que enfrentarse al que durante dos legislaturas ha encabezado la cofradía

Foto:

El candidato cofrade y matador de toros Fran Rivera arranca su campaña electoral para conseguir “su sueño”: ser hermano mayor de la cofradía de la Esperanza de Triana de Sevilla. O lo que es lo mismo, dirigir una de las hermandades con más solera de la capital hispalense, que cuenta con más de 11.200 afiliados/cofrades que peregrinan a la calle Pureza, donde se ubica la Capilla de los Marineros, un patrimonio religioso espectacular (y costosísimo de mantener).

El diestro pretende repetir la hazaña de su abuelo Antonio Ordóñez, que fue hermano mayor entre los años 1973 y 1979. Así como su hermano Kiko Rivera no le hace sumar puntos de cara al devoto y discreto mundo cofrade, Lourdes Montes, su mujer, esa abogada hispalense que logró enamorar/atacar en corto al ‘enamorable’, es uno de los grandes valores para Rivera de cara a estas elecciones. Lourdes es de buena familia, sencilla, recatada, educada y está embarazada de su primer hijo (el segundo para el torero). Además se casaron el pasado verano en la propia Capilla de los Marineros, donde, por cierto, también se veló el féretro de Antonio Ordóñez, y posiblemente se bautice allí a su primer retoño.

Pero, ¿quién se medirá con el mediático y apuesto candidato Rivera este próximo 25 de junio? Un desconocido para la opinión pública y un hermano muy querido de la Esperanza de Triana, a la que pertenece desde que nació. Se trata del escritor, investigador y profesor de Filosofía del Derecho de la Universidad de Sevilla Alfonso de Julios Campuzano.

Posee un perfil distinto al de Fran Rivera

Este cofrade de 45 años está detrás de muchos de los éxitos de esta hermandad, que encabeza desde hace dos legislaturas. Su perfil es totalmente contrario al de Rivera. Huye de la exposición pública, tiene una buenísima relación con el arzobispado de Sevilla –Rivera tuvo sus más y sus menos con el tema de su nulidad matrimonial­–, de la que dependen todas las cofradías de la capital hispalense. Fue monaguillo, miembro fundador de la banda del Santísimo Cristo de las Tres Caídas, miembro del coro, director del boletín de la hermandad, secretario segundo (con 21 años) y secretario primero. Los que le conocen dicen que es un gran estratega y que hace “encaje fino” con los recursos de la hermandad, que estira como puede. Rivera no llenará el alojamiento rural que tiene con su hermano Cayetano, pero también se está ganando fama de buen empresario gracias a los éxitos que cosecha la Lonja del Barranco, el mercado gourmet de Sevilla, que gestiona junto con el presentador Carlos Herrera.

En su programa electoral está el hacer un futuro museo para captar fondos (con la entrada y la venta de recuerdos) y fomentar la devoción de la Virgen. Alfonso de Julios ha estado bajo el mandato de varios hermanos y sabe cómo tejer hilos. A él se debe la espectacular subida de cofrades en la hermandad. Es un tipo serio (se permite alguna broma en sus clases magistrales de derecho, pero solo alguna). Ni una salida de tono, ni un roce con el papel couché. “Es algo que no va con alguien que tiene más de diez títulos publicados sobre teoría política. Alfonso es un intelectual, no está para esas cosas”, dicen en su entorno.

Si Rivera se ajusta el traje de luces, él hace lo propio con su corbata de estética ochentera. Hasta le dio pudor (al principio) tener que amonestar al torero cuando éste llenó de arbustos la Capilla de los Marineros en su boda –al final tuvo que retirarlos–. Si los hermanos no apuestan por el color, Rivera lo tiene crudo.

Francisco Rivera Semana Santa Sevilla Sueño Verano Patrimonio Kiko Rivera
El redactor recomienda