Logo El Confidencial
el torero y la tonadillera

Cruce de caminos en la España folclórica: Ortega Cano sale de prisión y Pantoja entra

Mientras el torero salía de la cárcel para disfrutar del tercer grado penitenciario, la tonadillera regresaba al centro de Alcalá de Guadaíra tras los cuatro días de su primer permiso carcelario

Viernes 5 de junio. Prisión de Zuera (Zaragoza). Son las 11:20 de la mañana cuando un torero sale de la cárcel para no volver. Es Ortega Cano, quien ha cumplido trece meses de encierro por homicidio involuntario y ahora celebra la obtención del tercer grado. Sus primeras palabras han sido para Carlos Parra, la víctima de su fatal accidente, de quien ha asegurado que está “siempre en sus oraciones”. El diestro también ha aprovechado la oportunidad para leer un discurso de agradecimiento “a los funcionarios de la prisión por su profesionalidad y el respeto que me han mostrado en estos más de 13 meses. Llevaré en mis recuerdos a todas esas personas que se me han acercado para darme palabras de ánimo y aliento. Un profundo recuerdo tendré para mi familia. Mi mujer, Ana, mis tres hijos y mi familia. También a mis abogados. También a personas que se han preocupado por mí y me han mandado palabras de ánimo y cartas de todo el mundo. Por último, a todos ustedes por la atención que me han prestado".

Ana María Aldón y José Ortega Cano a las puertas de la prisión de Zuera (Gtres)
Ana María Aldón y José Ortega Cano a las puertas de la prisión de Zuera (Gtres)

Una hora después, a 664 kilómetros de allí, en el centro penitenciario de Alcalá de Guadaíra (Sevilla), un Fiat 500 escoltado por la Guardia Civil traslada a una folclórica para hacer el paseíllo contrario. Es Isabel Pantoja, quien ha pasado cuatro días enclaustrada en Cantora para disfrutar de su primer permiso penitenciario. Vuelve con semblante serio y visiblemente emocionada para cumplir el resto de pena que le fue impuesta por blanqueo de capitales: dos años de prisión.

El fenómeno fan no ha faltado en la escenografía del regreso a prisión de la tonadillera. Una multitud de incondicionales de Pantoja se agolpan a las puertas de la prisión con la ilusión de poder demostrar apoyo a su ídolo en un momento tan difícil. Isabel ha saludado con la mano y ha lanzado besos desde el interior del vehículo, pero no se ha parado a hacer ningún tipo de declaración a los medios de comunicación que allí esperaban.

Isabel Pantoja ingresa de nuevo en prisión acompañada de su hermano Agustín Pantoja (Gtres)
Isabel Pantoja ingresa de nuevo en prisión acompañada de su hermano Agustín Pantoja (Gtres)

El futuro próximo de la España folclórica

Ortega Cano pasará el fin de semana junto a sus tres hijos y Ana María Aldón antes de ingresar el próximo lunes en el centro de inserción social madrileño de Victoria Kent, donde ha elegido estar durante los meses de condena que le quedan en régimen de tecer grado. Durante este tiempo, Ortega deberá pernoctar de lunes a jueves en la cárcel madrileña.

Por su parte, Pantoja permanecerá en Alcalá de Guadaíra esperando su segundo permiso que, en esta ocasión, se alargará a seis días y se preveé que le sea concedido en aproximadamente un mes.

A diferencia del rojo de su salida, la folclórica ha elegido el blanco como color principal de su vestimenta. Isabel ha combinado una blusa blanca fluida de manga larga con pantalón oscuro con detalles blancos y tacones negros básicos. Como complemento, ha elegido el mismo bolso blanco que lució en su salida, regalo de sus compañeras reclusas del grupo de confección y costura en el que participa dentro de la prisión. Y una vez más, ni rastro de sus características gafas de sol.

Tanto sus parientes más cercanos como otros incondicionales de la tonadillera se han ido trasladando durante estos días de libertad a la finca gaditana para disfrutar de unas horas con ella. La artista reservó los dos primeros días de su primer permiso a sus familiares más cercanos: Kiko Rivera, sus nietos, Francisco y Alberto; su madre, Doña Ana, o sus hermanos, Bernardo y Agustín, disfrutaron de sus primeras horas de libertad. El tercer día, Isabel organizó una reunión informal a la que no faltaron amigos como Luis Rollán, Raquel Bollo, Falete o las Mellis. Durante la bautizada 'pantofiesta', Isabel desveló a sus íntimos algunas de las canciones del que será su nuevo disco, grabado en México con el compositor Juan Gabriel poco antes de su entrada en prisión. De todos ellos se despidió con un “nos vemos en menos de un mes”.

Noticias

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
3 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios