Lourdes Montes: “Lo paso mal en la plaza, pero prefiero estar ahí que en casa”
  1. Noticias
HA VIAJADO HASTA ZARAGOZA

Lourdes Montes: “Lo paso mal en la plaza, pero prefiero estar ahí que en casa”

La mujer de Fran Rivera es de las que prefiere ir a la plaza, sin embargo la tarde del lunes no estaba en Huesca. Está a una semana de salir de cuentas y el diestro la convenció para que no viajara

Foto: Lourdes Montes (Gtres)
Lourdes Montes (Gtres)

El próximo día 20 de agosto Lourdes Montes sale de cuentas y esa fue la razón para no acompañar a su marido a Huesca, donde sufrió la gravísima cogida en su cuarto toro de la tarde. El día anterior sí estuvo en la plaza de toros de Marbella, donde Francisco Rivera sufrió algo más que un revolcón, y antes también asistió a la corrida en el Puerto de Santamaría. Es su costumbre desde que inició su noviazgo con el torero y así lo explicaba a Vanitatis en una entrevista concedida.

“Ya sé que no es costumbre, pero yo prefiero estar ahí. Para bien si tiene una tarde magnifica y para mal si las cosas se tuercen. En este caso nunca sabes realmente si lo que te cuentan es toda la verdad o suavizan para no preocuparte. Por eso, desde el primer momento, le dije a Francisco que quería estar en la plaza y a él le pareció muy bien. A veces lo paso muy mal, pero desde el principio ya sabía cuál era su profesión. Los toreros pasan muchas horas solos y a mí me gusta estar con él”.

No fue a Huesca porque resultaba demasiado lejos. Un viaje de veinticuatro horas que no merecía la pena. Aunque ha llevado muy bien su embarazo, el diestro la convenció para que se quedara en Marbella. Nadie imaginaba el percance taurino y mucho menos que fuera tan grave. En el ambiente hubo ese recuerdo trágico de su padre, Paquirri, en Pozoblanco.

Intervenido en la propia enfermería de la plaza por el doctor Enrique Crespo Rubio, Lourdes pudo hablar con el apoderado, miembros de la cuadrilla y con el torero Juan Padilla, que se encontraba en el callejón como aficionado. Ese día no toreaba. Él fue uno de los primeros en saltar al ruedo para ayudar a llevarlo a la enfermería. Como explicaba el doctor Crespo “el tiempo es vital. Un minuto es ese espacio entre la vida y la muerte”.

De la plaza al hospital San Jorge y de allí se espera que en breve le trasladen a la clínica Quirón de Zaragoza, donde el doctor Vall-Carreres supervisará su recuperación. Este especialista operó en su día a Ortega Cano tras una cogida gravísima que le tuvo entre al vida y la muerte.

Marbella Huesca Francisco Rivera José Ortega Cano
El redactor recomienda