Logo El Confidencial
presenta su nuevo disco este miércoles

México, la prueba de fuego para la salud de Julio Iglesias: "Está harto de que lo maten"

Coincidiendo con su 72º cumpleaños, el cantante presenta 'México', su nuevo disco. El sábado celebra su primer concierto en Guadalajara. Sus amigos aseguran que está cansado de que se publiquen "disparates" sobre su salud

Foto: El cantante en Punta Cana, en una imagen de archivo (Gtres)
El cantante en Punta Cana, en una imagen de archivo (Gtres)

Día clave para Julio Iglesias. Este miércoles, una capital como es México DF será testigo de la reaparición de nuestro cantante más internacional para presentar su nuevo disco, México, en el que rinde homenaje a los compositores del multicultural país. Coincidiendo con su 72º cumpleaños y el día del Yom Kippur (es conocida la ascendencia judía del cantante a través de su madre), en la rueda de prensa el intérprete de Manuela o Hey tendrá que hacer frente a las preguntas referentes a su estado de salud, que algunos medios han llegado a calificar de "preocupante", asegurando que estaba gravemente enfermo. Su entorno asegura a Vanitatis que Iglesias "está harto de que lo maten y de los disparates que ha publicado la prensa".

El verano ha sembrado rumores de todo tipo acerca de su estado físico. Su ingreso en un hospital para ser operado de una lesión de la columna vertebral a primeros de julio fue clave a la hora de expandir todo tipo de comentarios que, a finales de este mes, pasaban del chascarrillo liviano a la noticia preocupante. "Ha pasado el verano encerrado en los estudios que posee en Ojén, grabando el disco en un entorno que le era agradable y por eso no se ha dejado ver", aseguran refiriéndose a su ausencia en esos eventos clave del estío que casi siempre contaban con su voz y su rostro, como la gala Starlite que se celebra anualmente en Marbella.

Julio Iglesias, en una rueda de prensa en México en 2000 (Gtres)
Julio Iglesias, en una rueda de prensa en México en 2000 (Gtres)

Pese a la necesidad de sus amigos de instaurar la calma y desmentir las habladurías, incluso medios latinoamericanos hablaban de su delgadez, confirmada a este medio por sus íntimos. "Es un hecho que está desmejorado, pero es que la lesión en la espalda es una cosa que no se puede tomar a la ligera, que lo ha mantenido con dieta estricta y en reposo sin apenas hacer nada. Si estuviese mal, no estaría dispuesto a aparecer ante cientos de periodistas este miércoles", aseguran. 

La lesión de espalda se remonta al accidente de tráfico que se produjo el 22 de septiembre de 1963, que lo dejó semiparalítico durante varios meses. Una vez afrontado el dolor y la operación, el sábado el cantante se enfrenta a su primer concierto de uan gira que lo llevará por todo México. Será en el Auditorio Telmex de Guadalajara, desde donde han confirmado a Vanitatis que el espectáculo sigue adelante y que es incierto cualquier rumor sobre su cancelación.

El "español del siglo XX"

Aquel a quien el presidente fundador de CBS llamó el "español del siglo XX" parece mantenerse incombustible con el discurrir de los años. Inteligente a la hora de exponer ciertas parcelas de su vida privada, el cantante es conocido por el distanciamiento que pone a la hora de leer lo que se escribe sobre él. En los últimos años, por ejemplo, ha aceptado de buen grado y con sentido del humor esos memes con su rostro que han circulado por Whatsapp y que lo mantienen fresco para las nuevas generaciones. Para las viejas ya es todo un clásico. 

Cuando ni siquiera existía aquello de la 'marca España', él la llevó por todo el mundo gracias a sus éxitos en la década de los 70. Ya en 1971, había vendido un millón de discos y había organizado una gira por Sudamérica. Otro ejemplo de su omnipresencia: Julio (1987) fue el primer álbum en lengua no inglesa en vender más de dos millones de copias en Estados Unidos. Otros ni siquiera se atreverían a soñar con alcanzar semejante éxito.

Julio Iglesias y Miranda, en una imagen de archivo (Gtres)
Julio Iglesias y Miranda, en una imagen de archivo (Gtres)

A la hora de hablar de las mujeres de su vida siempre ha sido cauto pese a protagonizar no pocas exclusivas. Su divorcio de Isabel Preysler en 1978 fue uno de los más sonados de la década en nuestro país. A modo de expiación de sus culpas, Iglesias hablaba del precio del éxito y del descuido de la familia que le habían conducido a aquella situación a través de Me olvidé de vivir, canción que hizo las veces de sonoro mea culpa.

De Miranda Rijnsburger, que llegó a su vida en 1995 y le ha dado cinco hijos, todos los que lo rodean suelen hablar bastante bien. Pese a los rumores sobre si la holandesa ha supuesto una especie de 'vientre de alquiler' para el cantante, ambos han cumplido dos décadas juntos manteniendo viva (al menos, en apariencia) una relación rubricada con la boda que celebraron el 24 de agosto de 2010.

Profesional de la fama tanto como de la canción, este miércoles se enfrentará no solo a las preguntas por las baladas mexicanas que protagonizan su nuevo disco, sino también al debate sobre su salud. El alcance de su figura lo demuestra, precisamente, ese debate. El cantante más internacional sabe que, como las grandes estrellas, hable cuando hable ante los medios, él siempre "tendrá la última palabra".

Noticias

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
1comentario
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios