Las pruebas de ADN recrudecen la vieja 'guerra' entre Romina y Al Bano
  1. Noticias
no se ponen de acuerdo a la hora de efectuarlas

Las pruebas de ADN recrudecen la vieja 'guerra' entre Romina y Al Bano

El cantante espera que le dejen vivir en paz y se ha tomado esas pruebas como otra posibilidad más. Sin embargo, esos análisis de ADN han generado controversias entre él y la hija de Tyrone Power

Foto: Romina Power y Al Bano Carrisi (Gtres)
Romina Power y Al Bano Carrisi (Gtres)

Como si se tratase de una espiral interminable, el caso Ylenia Carrisi sigue dando que hablar. A la aparición de un cadáver en Estados Unidos que podría ser el de la hija de los cantantes Romina y Al Bano, algo que aclararán las pruebas de ADN a las que se ha sometido la familia, se suman las diferentes formas de llevar la historia de los familiares. Si, por una parte, su hermano Yari sigue pensando que está viva y así lo manifestó en 'Sálvame Deluxe'; por la otra, Al Bano espera que le dejen "vivir en paz" y se ha tomado esas pruebas como otra posibilidad más. Sin embargo, esos análisis de ADN han levantado ampollas en la familia, reavivando viejos odios. "Al Bano no era partidario de hacérselas", narran a Vanitatis personas del entorno profesional del cantante.

La reciente reconciliación profesional de la pareja "casi se dinamita. Romina estaba más dispuesta a hacerse esas pruebas y las discusiones han provocado un cisma familiar que casi vuelve a romper la relación cordial e incluso amistosa entre ellos". Hay que recordar que pasaron años hasta que el matrimonio, que se separó en 1999, fue capaz de limar asperezas y volver a subirse a un escenario. En el otoño de 2013, y gracias a un concierto celebrado en Moscú, ambos volvieron a actuar como dúo. Un regreso a los escenarios sorprendente para aquellos que siguieron su música y sus carreras durante años y que el propio Al Bano explicó a Vanitatis. "Fue una sorpresa que ella aceptara y cuando nos juntamos fue un desastre porque llevábamos 19 años sin cantar", comentaba acerca de aquel primer encuentro profesional en Rusia. El acercamiento, lejos de avivar viejos rencores, sirvió también para traerlos de regreso a España, donde actuaron el 5 de agosto de ese año en el castillo de Perelada (Gerona).

Sin embargo, el caso Ylenia ha estado "a punto de convertirlos de nuevo en enemigos. Los dos siempre han tenido puntos de vista muy diferentes sobre el tema. Romina acepta de buen grado cualquier posibilidad de saber dónde está su hija. Él prefiere pasar página y prácticamente hace estas cosas por obligación. Ella quiere conocer hasta el más mínimo detalle de la investigación", aseguran. Sin embargo, al final ha prevalecido el sentido común, del que el cantante siempre ha intentado hacer gala. "Yo no fui el que se marchó. Cuando me casé con ella porque esperábamos a nuestra hija no quería perderme ni un minuto de nuestra explosión de amor. Lo nuestro fue inolvidable. Pero en la sangre de Romina estaba la palabra divorcio. Sus padres se habían divorciado tres o cuatro veces, sus abuelos también…", afirmaba él a este medio hace poco más de un año.

Las últimas investigaciones

Ylenia Carrisi en una imagen de archivo (Gtres)Según ha explicado el investigador Dennis Halley en el programa italiano 'Tarde Conco', los restos encontrados en el bosque de Holt podrían pertenecer a Ylenia Carrisi, desaparecida en 1994. Además, la investigación baraja el nombre de un presunto asesino: un camionero llamado Keith Hunter Jesperson, homicida conocido como el 'asesino del rostro sonriente' , que podría haber matado a unas 150 personas, aunque de pocas de ellas se han encontrado los restos mortales. Según las últimas investigaciones, Ylenia podría haber muerto en 1996 a manos del homicida en una gasolinera de Florida.

Hunter confesó haber matado a una joven llamada Suzanne, precisamente el nombre con el cual se conocía a la joven durante su viaje por Estados Unidos.

Tras la desaparición de su hija, Romina y Al Bano vivieron desencuentros insalvables. Cada uno creía la versión que le convenía más acerca de la historia sobre la desaparición de Ylenia. Mientras que ella apostaba por ser positiva y pensar que, efectivamente, su hija estaba viva, él creyó a pies juntillas la versión del guardián del Acuario Minucipal de Nueva Orleans, que aseguró que había visto a una mujer físicamente muy parecida a Ylenia que se había tirado al río Mississippi.

Justamente por dar por cierta esta versión, el cantante se convirtió en la bestia negra de la periodista Lydia Lozano cuando, allá por 2004, esta aseguró que su hija estaba viva. Poco después, ante la agresiva respuesta de Al Bano y consciente del error que había cometido, la hoy colaboradora de 'Sálvame' tuvo que recular entre lágrimas: "Me he precipitado. He hablado demasiado. Quiero decir, con el corazón en la mano, que mis intenciones eran buenas. Solo pretendía dar una alegría. He metido la pata. Pido perdón. Estoy hundida", aseguró la periodista en 2005.

Ahora, las pruebas de ADN podrían cerrar un caso que les ha costado "no pocos disgustos" a Romina y Al Bano, que ni siquiera se han puesto de acuerdo a la hora de hacerse esas pruebas. Otro nuevo calvario familiar en una historia que, según los allegados a los Carrisi, "dura ya demasiado tiempo".

Descarga la APP de Vanitatis en tu móvil o tablet y no te perderás nunca la actualidad del corazón en España

Albano Romina Power Sálvame ADN Lydia Lozano