Logo El Confidencial
fallido intento de acercamiento

El beso de Judas de Paulina Rubio a Colate en pleno juicio

Cuando se acabó la sesión, la cantante intentó dar un beso a su ex que, tal y como muestran las imágenes, este rechazó enérgicamente

La jueza de Colate y Paulina Rubio insiste: por el bien de su hijo, es mejor que se pongan de acuerdo en todo lo concerniente a la custodia. Lógico. Lo que no lo es, sin embargo, es lo que pasó durante su última cita en un tribunal de Miami. Hablamos de un gesto sorprendente. Cuando se acabó la sesión, la cantante intentó dar un beso a su ex que, tal y como muestran las imágenes que ofrece Vanitatis, fue recibido con sorpresa y sin intención de ser devuelto por este último. Una especie de 'beso de Judas' que fue duramente criticado por Colate a las puertas de la corte. “Sabía que lo haría porque estabais vosotros (los medios), por eso ha sido (…). Ella me dio la espalda la última vez, cuando organizó todo este circo, porque al final ha sido todo un circo”, ha dicho él en los medios latinoamericanos.

Paulina Rubio durante uno de los momentos del juicio (Vanitatis)
Paulina Rubio durante uno de los momentos del juicio (Vanitatis)

La guerra entre Colate y Paulina no es cosa nueva. La cantante no cumple con los acuerdos de custodia establecidos por la Corte de Miami. Estas irregularidades han hecho que el pequeño no haya podido pasar, por ejemplo, parte de la Navidad con su padre y su familia española, lo cual le correspondía por ley. “Lo que no puede ser es que la madre no cumpla con lo que marca la ley. Le importa poco que su hijo no pueda estar con mi familia y disfrutar de un ambiente de niños de su edad”, aseguraba él en una entrevista con Vanitatis, añadiendo que es “imposible” llegar a un acuerdo con ella. “Es tan complicado que entienda que su hijo tiene una familia española con la que disfruta una barbaridad. Nosotros somos una piña y estoy recibiendo todo el apoyo familiar. Por perjudicarme a mí, quien sale perdiendo es el niño, mi madre, mis hermanos, mis sobrinos… En fin, espero que algún día se solucione”, añadía.

Fue allá por marzo de 2012 cuando Colate puso cara a una situación “complicada” que les llevó a separarse. Gente cercana coincidió entonces en apuntar que Colate y Paulina “se casaron ya enfadados”. De hecho, esta separación comenzó de la misma manera: como una riña más que no alertó, en principio, a sus íntimos. En cambio, contó más tarde con el atenuante de que la acumulación de tantas crisis se había convertido en un escollo insalvable, que hacía presagiar lo que acabó ocurriendo: una ruptura polémica y poco pacífica, con un único perjudicado, el pequeño Nicolás, y en la que los besos ya parecen llegar demasiado tarde.

¿Tienes un dispositivo móvil iOS o Android? Descarga la APP de Vanitatis en tu teléfono o tablet y no te pierdas nuestros consejos sobre moda, belleza y estilo de vida. Para iOS, pincha aquí, y para Android, aquí.

Noticias

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
5 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios