se casan el 25 de noviembre en casa pilatos

Los detalles de la boda de los Medinaceli que vestirá de largo Sevilla en noviembre

Casilda de Medina e Ignacio de Loyola se casarán el próximo mes de noviembre en un bodón en Sevilla que reunirá al clan Medinaceli y a gran parte de la aristocracia patria

Foto: Casilda de Medina y su novio, Ignacio de Loyola, en un fotomontaje elaborado por Vanitatis.
Casilda de Medina y su novio, Ignacio de Loyola, en un fotomontaje elaborado por Vanitatis.

Sevilla ya tiene marcado en el calendario la que será sin duda la fecha del gran acontecimiento de la temporada. El 25 de noviembre, Casilda de Medina Conradi, nietísima de la desaparecida duquesa de Medinaceli, paralizará la capital hispalense en una boda que reunirá a la flor y nata de la nobleza patria.

La joven, hasta ahora una de las solteras de oro de la aristocracia española, abandonará la soltería para entroncar con otra familia de postín. Se casará con Ignacio de Loyola Crespí de Valldaura de Gonzalo, tercero de 5 hermanos y un joven polifacético donde los haya.

Los novios, en otra boda.
Los novios, en otra boda.

Nieto del difunto marqués de Musey y descendiente del conde de Orgaz es licenciado en Derecho por la Universidad Complutense de Madrid y Marketing por la European Business School y dedica actualmente su vida al mundo del periodismo y el marketing. Vamos, un auténtico partidazo.

Ella, por su parte, es hija Luis de Medina y Fernández de Córdoba, duque de Santisteban del Puerto (fallecido en febrero de 2011) y de Mercedes Conradi.

Cas, como acostumbran a llamarla en casa, a sus 28 años pasará por el altar en su Sevilla natal en una ceremonia que promete ser todo un acontecimiento en la Casa Medinaceli, pero que no ha pillado por sorpresa a nadie. El enlace, previsto para el próximo 25 de noviembre, culmina un noviazgo de 3 años que la pareja acaba de celebrar el pasado mes de junio.

Una boda al más puro estilo familiar

La boda religiosa tendrá lugar en la Casa Pilatos, antaño residencia de los duques de Medinaceli y un icono de la arquitectura sevillana del siglo XVI. Actualmente, se trata de un espacio dedicado a este tipo de eventos que la familia explota desde hace años.

El enclave, un hermoso palacio ducal de estilo renacentista y decoración mudéjar, tiene capacidad para los 400 invitados previstos por esta pareja.

Imagen del palacio Casa Pilatos de Sevilla.
Imagen del palacio Casa Pilatos de Sevilla.

Su referente, Naty Abascal

Casilda podrá dar rienda suelta a su vena creativa en la organización de su boda, ya que tiene su propia línea de ropa que comercializa con su nombre, CM.

Tras estudiar Diseño y Gestión de la Moda en la Escuela de Diseño de CEADE y hacer cursos de personal shopper y un máster en estilismo, Casilda residió en Milán, donde se imbuyó de todo el espíritu creativo de la ciudad.

Algunas de las imágenes del Instagram de Naty Abascal.
Algunas de las imágenes del Instagram de Naty Abascal.

A su vuelta, abandonó su Sevilla natal para desembarcar en Madrid y quedarse. En 2013, Casilda preparaba su primera colección llamada 'Milano' y un año después conocía al que sería el amor de su vida.

La joven, entregada por completo a este mundo, tiene como referente a su tía Naty Abascal, a la que considera un auténtico icono en el mundo de la moda y quien sin duda ha sido fundamental a la hora de concretar detalles de este multitudinario enlace.

Los novios.
Los novios.

A pesar de que la mediática es la futura esposa, el novio, Ignacio Loyola, no es del todo un desconocido para los medios.

Aunque se licenció en Derecho, trabaja como asesor en Valldaura & Asociados. En su currículum se presenta como un hombre polifacético: además de comercial freelance y community manager, ejerce como redactor de notas de prensa freelance de la inmobiliaria House Hunting y de la firma de complementos de su futura mujer, Casilda Medina.

El novio, Ignacio de Loyola.
El novio, Ignacio de Loyola.

No obstante, sus pinitos como consultor de comunicación no son su única vinculación con el mundo del periodismo. Ignacio trabajó como periodista en Intereconomía durante 4 años y saltó a los medios en el año 2014 por sus entrevistas al pequeño Nicolás en plena tormenta mediática tras su detención.

Se trata además de un férreo activista en las redes sociales (cuenta con una gran habilidad para viralizar contenido): acumula más de 130.000 seguidores en sus diferentes páginas de Facebook, tiene un blog con más de 1.000.000 visitas y ha publicado 50 cartas al director.

Fue finalista del Certamen Nacional de Oratoria Gabriel Cisneros y del Premio Cicerón de Oratoria y Argumentación.

Noticias

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
3 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios