Logo El Confidencial
Su empresa de tenis ya está a su nombre

Manolo Santana pone parte de sus negocios en manos de su cuarta mujer

Mientras se mantiene el misterio sobre la salud del tenista, descubrimos que el que fue marido de Mila Ximénez ha puesto a su nombre la empresa que gestiona su club marbellí

Foto: Manolo Santana y Claudia Rodríguez en un fotomontaje de Vanitatis.
Manolo Santana y Claudia Rodríguez en un fotomontaje de Vanitatis.

Manolo Santana, que ya tiene 79 años, ha dejado su negocio en manos de su cuarta mujer, Claudia Rodríguez, a la que el extenista dio el 'sí, quiero' en 2013 después de una década de relación (antes estuvo casado con María Fernanda González-Dopeso, Mila Ximénez y Otti Glanzelius). Se trata de la sociedad que administra el Club Deportivo de Tenis de Marbella: Racket Club Marbella SL, una entidad en la que ella figura como administradora única y él como apoderado.

Santana nunca ha dudado de la capacidad empresarial de su esposa, ya en su boda él mismo declaró a este medio: "Es una mujer excepcional y al ser más joven que yo, tiene 55 años, me da mucha marcha. Lo pasamos muy bien juntos. Compartimos aficiones y ella se encarga en el club de organizar toda la parte de comunicación y eventos. Es una mujer muy eficaz”.

Desmejorado en el homenaje a Ángel Nieto

En una de las últimas apariciones públicas del tenista, en el homenaje a Ángel Nieto, se le pudo ver encorvado y siempre apoyándose en su mujer. Aquí saltaron las alarmas sobre la salud del tenista que roza los ochenta años, pero toda conexión con el deportista ha sido imposible. Entonces, Santana hizo unas emotivas declaraciones sobre Nieto a Onda Cero: "Fuimos pioneros, fuimos descubriendo el deporte a todos los españoles", ha dicho el extenista, que ha resaltado la amistad que tenían: "Ángel siempre estaba apoyándome cada vez que tenía malos momentos". El entorno de Santana asegura que en estos momentos está "en pleno estado de forma".

Manolo Santana en el homenaje a Ángel Nieto en Madrid. (Gtres)
Manolo Santana en el homenaje a Ángel Nieto en Madrid. (Gtres)

Claudia, su mano derecha en los negocios

Lo que sí ha descubierto este medio es que el legado empresarial del extenista ya pasa por Claudia Rodríguez. Eso sí, la colombiana lleva sin presentar cuentas en el Registro Mercantil desde el año 2013, por lo que nos es imposible saber el estado de las finanzas del deportista. Lo único que es público son los números rojos que ya arrastraba en la mencionada fecha, que aunque no eran alarmantes no sabemos cómo se han solventado. Hablamos de una cantidad ligeramente superior a los 35.000 euros.

Manolo Santana, Ana Botella y José María Aznar en Marbella en 2015. (Gtres)
Manolo Santana, Ana Botella y José María Aznar en Marbella en 2015. (Gtres)

Su club de tenis y Jesús Gil

Por entrar un poco en la situación, en los años 90, Manolo Santana se codeaba con lo más granado de la Marbella de aquella época, una ciudad que bajo el Gobierno del desaparecido Jesús Gil parecía estar recuperando aquel esplendor que años atrás se había perdido, con el boom inmobiliario, la inversión de importantes empresarios, entre muchos otros aspectos. En este sentido, se podría decir que Santana le hizo un favor a Gil, ayudándole en su proceso de reconversión marbellí y este al extenista, que no estaba atravesando su mejor momento económico, en su sueño de abrir su propio complejo deportivo.

De esta forma, el Ayuntamiento de Marbella, bajo el ordeno y mando de Gil, puso en manos de Santana una concesión municipal de un espacio de la localidad para la instalación de su club deportivo y que ayudó a solventar la situación económica del extenista. Ya en el año 2010 Santana decidió llevar a cabo un cambio en la sociedad, poniendo la misma a nombre de Claudia Rodríguez. Los motivos se desconocen, pero el hecho es que ahora la compañera sentimental del tenista aparece, legalmente, como titular de este complejo deportivo y, en consecuencia, también de sus deudas.

El complejo cuenta con su propio gimnasio, pistas de tenis, pádel, fitness, natación, espacio de ocio y restaurante, que, según cuentan en la página web del club deportivo, “tiene una carta muy variada, en la que puede degustarse platos sencillos y exquisitos contemplando momentos históricos del tenis internacional entre emblemáticas fotografías de Manolo Santana y grandes figuras de este deporte”.

Aunque desde Vanitatis hemos intentado contactar con Claudia, esta no ha querido dar ningún tipo de declaración acerca del tema, algo que ha hecho plantearnos el interés que tienen ambos por mantener en el anonimato las cifras reales que maneja dicho club. ¿O es que Claudia tiene algo que ocultar?

Noticias

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
4 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios