La Azotea, cocina de altura en Sevilla
  1. Gastronomía
Las mejores barras de españa

La Azotea, cocina de altura en Sevilla

Hoy hablamos de una barra en Sevilla diferente, es una barra desnuda, donde no reposan los pinchos, tapas y raciones al uso.

Foto: La Azotea. Atún de Almadraba
La Azotea. Atún de Almadraba

Hoy hablamos de una barra en Sevilla diferente, es una barra desnuda, donde no reposan los pinchos, tapas y raciones al uso como en otros lares de España, pero que cobra todo su sentido cuando de una pequeña cocina, auténtica sala de máquinas que da vida al local, van saliendo verdaderos platos de alta cocina en formato tapas.

Aunque tienen varias sucursales, nos referimos a la de la calle de Jesús del gran Poder, la primera y original, desde donde Juan y su mujer Jeanine, ejercen como patrones de una pequeña nave en la que la cocina vuela a gran altura.

En la barra, tapas y raciones de locura; en las mesas, solo raciones. En la barra disfrutas de la comida, mientras ves el buen hacer y el incesante trabajo de la gente encargada de los fogones. Todo lo que sale de allí, tiene fundamento, calidad, un toque visual y un gran sabor que es lo importante. Por poner un pero, la barra solo tiene un fallo, y es que cuesta hacerse un hueco. El servicio tras la barra, siempre atareado, pero con gran oficio saben mantener la sonrisa entre idas y venidas, comandas y cañitas.

Si me preguntan cual es mi ideal para una buena cena, diría que un sitio animado, pero de trato cercano, donde me sepan recomendar que probar ese día; poder tomar buen vino por copas y poder picar de esto y de aquello, pequeños bocados de muchas cosas diferentes y sobre todo que al acabar, me cueste decidir que fue lo mejor. ¡Eso es La Azotea!

Son tapas originales, bien elaboradas, del tamaño apropiado para que puedas probar cuatro o cinco diferentes, visuales y ricas.

Buenísima y diferente, la ensaladilla de ahumados; una ensalada, de pollo picantón asado, fruta del tiempo, cabrales y vinagreta de cítricos, original y con cuerpo, potente de sabor; delicados los saquitos de queso brie y langostinos; la ventresca de atún de Almadraba, piperrada y ajos dorados, no tiene nombre, un espectáculo; una carrillada de rape perfecta de textura y un solomillo de buey, excelente. Para terminar, un postre fresco, ligero y con personalidad, de crema de naranja y azahar, helado casero de hierbabuena y granizado de Ginebra, para nota.

La Azotea C/ Jesús del Gran Poder 31, Sevilla, Tlf 955 11 67 48