Logo El Confidencial
NOTICIAS

Arantxa Sánchez Vicario se casa pese a las críticas

Parece que a Arantxa Sánchez Vicario no le importan las críticas vertidas sobre su ya marido, Josep Santacana. La pareja se dio el `sí quiero´ el

Foto: Arantxa Sánchez Vicario se casa pese a las críticas
Arantxa Sánchez Vicario se casa pese a las críticas
Autor
Tags
    Tiempo de lectura4 min

    Parece que a Arantxa Sánchez Vicario no le importan las críticas vertidas sobre su ya marido, Josep Santacana. La pareja se dio el `sí quiero´ el pasado viernes en el Castillo de Peralada con la sombra del posible pasado “moroso” de su novio. Mientras la pareja sellaba su felicidad, las televisiones se afanaban en destapar al verdadero Santacana. Desde que debía, vía sentencia judicial, 70.000 euros, y que ha tenido varios bienes embargados, hasta que había saldado todas sus cuentas antes del enlace. Arantxa también fue objeto de las especulaciones por si iba o no al matrimonio embarazada, aunque nada de esto se ha confirmado.

     

    La ceremonia civil estuvo marcada por la emoción al son del “Ave María” y la música de la película La vida es bella.Sin exclusiva de por medio, la pericia y paciencia de la prensa hizo que se obtuvieran imágenes de los invitados e incluso de los novios a altas horas de la noche. A pesar de esto parece que Arantxa ha incumplido su promesa de facilitar material gráfico de su gran día. Los fotógrafos, tres días después de la boda, todavía esperan las instantáneas pactadas. La ex tenista intentó burlar a la prensa y salió del hotel donde estaba alojada por la zona del parking.

     

    A su llegada al Castillo de Peralada tuvo que pararse, se dejó hacer fotos desde el interior del coche Hispano Suiza, en compañía de su padre, el padrino de la ceremonia. Cerca de 60 guardias de seguridad custodiaron el lugar de la boda tomado también por la Policía Local y los Mossos de Escuadra. El pueblo de Peralada siguió con curiosidad la boda y el ir y venir de sus ilustres invitados. Las calles permanecieron cortadas. Sólo se dejaba circular a los vecinos para facilitar el peregrinaje de los asistentes al enlace. Incluso alguno de ellos, ante la mirada atenta de los vecinos, tomó un aperitivo en el café del Casino de la villa.

     

    Todos coincidieron en señalar lo espléndida que estaba la novia. Llevaba un maquillaje suave, en el que resaltaban sus ojos color avellana, y un recogido en el pelo obra del estilista Alberto Cerdán. El peinado, tipo tupé años 40, llevaba un tocado con flores de jazmín de Madagascar y en la parte de atrás el pelo ondulado. El vestido de costura, en color crudo de Hannibal Laguna, ausente en la ceremonia, estaba compuesto por dos piezas. Primero, un cuerpo de chantilly bordado con más de 500 incrustaciones en polvo de nácar con motivos florales. La falda estaba compuesta por un degradé de pétalos y hojas cortadas. Arantxa lucía también unos pendientes alargados con pulsera a juego en forma de corazón.

     

    Dicen que la madre de la novia, tan elegante como su hija, vio a Arantxa cuando ya estaba vestida y maquillada, lista para trasladarse al lugar de su segunda boda. Comentan que los padres de Josep Santacana, así como su hermano y su esposa, estuvieron al nivel de la circunstancias. Elegantes, sencillos y muy atentos con todo el mundo, al igual que el novio. Santacana lució un chaqué gris con chaleco color crema y corbata a rayas, peinado también por el maestro Cerdán.

     

    Los cerca de 200 invitados al enlace tuvieron que ir andando desde el Hotel donde se alojan hasta las puertas del Castillo de Peralada. Acompañados por un grupo de azafatas, como si de una comitiva se tratase, el mundo del deporte primó entre los VIP´s. Desde los hermanos de la novia, Emilio, Javier y Marisa, con sus respectivas parejas e hijos, hasta Miguel Induráin y Emilio Butrageño. También se dejaron ver los tenistas Carlos y Albert Costa y Sergio Casal, el aventurero Álvaro Bultó y Joan Laporta, presidente del Barça. No faltaron a la boda amigos de la campeona como Coral Bistuer, el periodista Manuel Fuentes, o la ex de Pepe Navarro, Eva Zaldívar. A diferencia de su primer enlace, en el año 2000, en esta ocasión no acompañaron a Arantxa políticos. En su primer `sí quiero´ estuvieron presentes desde Jordi Pujol a José María Aznar.

     

    Los invitados degustaron un selecto catering, con cena en el que no faltaron las ostras, el bogavante y una selección de embutidos y quesos. Todo regado con buen vino y cava catalán.

     

    Noticias
    Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
    0 comentarios
    Por FechaMejor Valorados
    Mostrar más comentarios