Logo El Confidencial
NUNCA SE HA ACLARADO

Isabel II: la misteriosa desaparición en su boda que no nos ha explicado 'The Crown'

Se cumplen 72 años del enlace de la reina británica, que ha sobrevivido a todo tipo de rumores de infidelidad y momentos delicados

Foto:  La reina Isabel y su marido, el día de su boda. (Cordon Press)
La reina Isabel y su marido, el día de su boda. (Cordon Press)

Si hay una familia real que ha sido diseccionada dentro y fuera de la ficción, esa ha sido la británica, que este 20 de noviembre celebra el 72 aniversario de boda de la reina Isabel II y el duque de Edimburgo. Por este motivo, los medios británicos están publicando estos días numerosas retrospectivas de tan magno acontecimiento, justo cuando se acaba de estrenar con gran éxito de crítica la tercera temporada de 'The Crown'.

Aun así, por muy glosada que esté la boda de la reina Isabel, por mucho que la hayamos mirado con lupa, hay detalles que se habían pasado por alto hasta ahora. Un documental que emitió la cadena de televisión británica ITV, la misma que tanto éxito ha cosechado con sus recientes trabajos sobre el viaje de los duques de Sussex a Sudáfrica o sobre la labor del príncipe Carlos, ha desvelado que el día del enlace hubo un detalle que les trajo de cabeza. Y es más, que hasta tuvo consecuencias en las semanas posteriores.

La reina Isabel, ya casada, sin su ramo de  novia. (Cordon Press)
La reina Isabel, ya casada, sin su ramo de novia. (Cordon Press)

Aquel 20 de noviembre de 1947 nada se había dejado a la improvisación y todo estaba saliendo perfecto, hasta que desapareció el ramo de la novia. En el mencionado documental se examinan al detalle todas y cada una de las imágenes de ese día y llama poderosamente la atención aquella en la que los recién casados posan con sus damas de honor, pero ya no hay ni rastro de las flores.

¿Qué había ocurrido? A día de hoy nadie lo ha explicado, pero lo que sí se sabe es que trajo de cabeza al fotógrafo oficial y también a los novios. Sin embargo, se buscó una solución al asunto, como ha desvelado David, el hijo del florista Martin Longman, encargado de crear el precioso bouquet de orquídeas y mirto.

La reina y su marido, con su hijo Carlos, en una imagen de archivo. (Reuters)
La reina y su marido, con su hijo Carlos, en una imagen de archivo. (Reuters)

"Poco después del día de la boda, mi padre recibió una llamada del palacio de Buckingham pidiendo que hicieran una réplica. A la mitad de su luna de miel, la princesa y el príncipe Felipe volvieron a palacio. Ella se puso su vestido de novia y él su uniforme naval, y repitieron las fotos", explicó.

Esta circunstancia fue determinante para que a partir de entonces las novias reales tuvieran dos ramos idénticos, por si volvía a suceder algo parecido. Una tradición que siguieron, por ejemplo, Meghan y Harry en su boda el año pasado.

Casas Reales

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios