Logo El Confidencial

Cocido a mi manera: una receta indispensable para entrar en calor

Cada casa tiene su propia forma de hacer el cocido y esta es la nuestra. Tradición para calentar los días más fríos del invierno

Foto: Cocido a mi manera.
Cocido a mi manera.

Hay tantas recetas de cocido como cocineros. Según la región y los gustos, este guiso de origen humilde puede incluir distintas hortalizas, legumbres, carnes y aves.

A la hora de servirlo habitualmente se hace en tres veces. Como primer plato se sirve el caldo, previamente desgrasado, donde han cocido todos los ingredientes, agregando fideos finos en los últimos minutos de cocción o hirviéndolos aparte. El segundo plato se compone de garbanzos acompañados de verduras troceadas que se suelen aliñar con un poco de aceite y vinagre o salsa de tomate. Y en el tercer plato se sirve una mezcla de la carne, panceta, chorizo, morcilla y gallina. Una receta muy abundante y sabrosa que nos permite recargar energías y aprovechar los ingredientes sobrantes para elaborar platos para el resto de la semana.

Preparación: 3,30 horas. Dificultad: fácil. Coste: económico. Comensales: 4

Cocido a su manera

Ingredientes

  • 500 gramos de garbanzos puestos a remojo desde la víspera
  • 600 gramos de morcillo de ternera
  • Media gallina
  • Un chorizo
  • Una morcilla (opcional)
  • Un buen trozo de panceta fresca
  • Medio repollo grande o uno pequeño
  • 2 puerros
  • 3 zanahorias
  • 3 patatas
  • Un hueso de jamón
  • Un hueso de rodilla de ternera
  • Un hueso de espinazo salado
  • Un hueso de caña blanco
  • Fideos finos

Elaboración

  1. En una cazuela amplia pon agua abundante.
  2. Añade la carne de morcillo, la panceta, la gallina y los huesos y pon al fuego.
  3. Introduce los garbanzos en una redecilla para que no se mezclen con el resto de los ingredientes.
  4. En cuanto rompa el hervor añade los garbanzos y cuece 3 horas.
  5. Transcurrido el tiempo, incorpora las zanahorias peladas, los puerros y las patatas cortadas en mitades. Espera a que las hortalizas estén tiernas
  6. En un cazo aparte cuece la morcilla y el chorizo a fuego suave para que no se rompan.
  7. Por último, cuece los fideos en un poco de caldo de cocción hasta que estén al dente.
  8. Desgrasa el caldo y sírvelo con los fideos en una sopera.
  9. Dispón el resto de los ingredientes en una fuente y sirve caliente.

El truco final

Para que los garbanzos queden muy tiernos, añade media cucharadita de bicarbonato al agua de remojo y lávalos bien antes de introducirlos en la olla para que no queden verdosos.

¿Tienes un dispositivo móvil iOS o Android? Descarga la APP de Vanitatis en tu teléfono o tablet y no te pierdas nuestros consejos sobre moda, belleza y estilo de vida. Para iOS, pincha aquí, y para Android, aquí.

Gastronomía
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
4 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios