Logo El Confidencial
LA CITA DEL VERANO EN MÓNACO

El vestido, las damas de honor... Los secretos de la boda de Louis Ducruet (contados por él)

Este sábado se casa en la catedral de Mónaco el único hijo de la princesa Estefanía con su novia de hace siete años, la joven Marie Chevallier

Foto: Louis Ducruet y Marie Chevallier en una imagen reciente. (Reuters)
Louis Ducruet y Marie Chevallier en una imagen reciente. (Reuters)

Se va acercando la que será una de las grandes citas del año en Mónaco, la boda de Louis Ducruet y Marie Chevallier. Y es que, a diferencia de su prima Carlota Casiraghi, que se casaba el pasado 1 de junio en el Palacio Grimaldi y sin acceso a la prensa, el hijo de Estefanía de Mónaco ha escogido la Catedral de Nuestra Señora para dar el 'sí, quiero' a su novia. Así, las cámaras podrán captar la llegada de invitados, sus estilismos y todos los detalles del enlace. Y, tal y como ha contado el propio Louis a la publicación 'Hello Monaco", el lugar no ha sido escogido al azar, ya que es allí donde se casaron y están enterrados sus abuelos, el príncipe Raniero y Grace Kelly: "Yo estaba apegado a mi abuelo y quería que él estuviera aquí conmigo. Marie me apoyó. Aunque el lugar es grande y hay un protocolo, es una forma de que mi abuelo pueda estar con nosotros".

Además del escenario elegido para sellar su amor, la familia de Louis va a tener un protagonismo especial ese día. Camille, su hermana menor, tendrá un papel fundamental, según él mismo desvela en la entrevista: "Ella está realmente emocionada por la boda; es una de las damas de honor". Pero, sin duda, el nombre de su otra hermana, Pauline, será el que más se repita ese día. Y es que Louis ha desvelado uno de los grandes secretos del día, ya que será la encargada de diseñar el vestido de novia que Marie Chevallier lucirá para la ceremonia en la catedral de Mónaco.

Louis Ducruet y Marie Chevallier (izquierda) junto a Estefanía, Pauline y Alberto de Mónaco. (Reuters)
Louis Ducruet y Marie Chevallier (izquierda) junto a Estefanía, Pauline y Alberto de Mónaco. (Reuters)

Hace unos días, nos hacíamos eco en Vanitatis de un vídeo que la propia novia había colgado en su Instagram. La joven se despedía de Barcelona, donde había estado durante unos días junto a una amiga. Y entre su equipaje, veíamos un portatrajes con el inconfundible logo de la marca Rosa Clará, lo que nos ponía en alerta sobre si podría ser la firma elegida para vestirla en su gran día. Pero, tras las palabras de Louis, queda claro que será, o bien el vestido de una de las invitadas más cercanas a la novia, o bien el diseño que Marie luzca para la recepción y fiesta nupcial posterior.

Quedan solo unos días para que el Principado de Mónaco se engalane y desvelemos otros secretos del gran día: los miembros de la familia Grimaldi que asistirán, si los más pequeños de la casa tendrán algún protagonismo o si Estefanía de Mónaco y Daniel Ducruet, orgullosos padres del novio, caminan juntos para entrar a la catedral. No sería la primera vez que vemos a la pareja en buena sintonía. Y es que, aunque su matrimonio no acabó precisamente bien, han sabido salvar sus diferencias y estar juntos cuando sus hijos han necesitado su apoyo. Y no se nos ocurre mejor ocasión para verlos de nuevo juntos y compartiendo la felicidad de su hijo.

Estefanía de Mónaco junto a Daniel Ducruet y su actual pareja, durante la presentación de la colección de ropa de Pauline. (Getty)
Estefanía de Mónaco junto a Daniel Ducruet y su actual pareja, durante la presentación de la colección de ropa de Pauline. (Getty)

Casas Reales

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios