Logo El Confidencial
la guia miguelin

El Tulipán, una tasca innovadora

Esta tasca, situada en pleno barrio de Salamanca, se inauguró allá por los años cuarenta. Su antiguo propietario Juan Felipe, hombre bonachón

Foto: El Tulipan
El Tulipan

Esta tasca, situada en pleno barrio de Salamanca, se inauguró allá por los años cuarenta. Su antiguo propietario Juan Felipe, hombre bonachón, fue todo un innovador en la cocina, al atreverse primero con la fabada de langosta y después con la de mariscos. Con él trabajaba Ángel Pérez, quien se hizo cargo del negocio en el año 1988, y lo dirige en compañía de sus hijos.

Recuerdo que fui a comer por primera vez movido por la curiosidad, tras escuchar en un programa radiofónico del inolvidable José Luís Pequer, hablar sobre restaurantes donde comer a un precio razonable y naturalmente, recomendaba la fabada de mariscos y la de langosta. Me picó la curiosidad y fui a conocerlo, eso fue a finales de los años setenta y desde entonces soy cliente.

Hace poco pasé por allí y parece que los años no han pasado, todo sigue igual, el bar y el pequeño comedor con sus dieciséis mesas y sus paredes decoradas con las fotos y camisetas firmadas por los jugadores del Atlético de Madrid. Juan era un acérrimo seguidor del Atlético y solo tenía camisetas del Atlético de Madrid. Ángel, menos forofo o más comercial, las tiene de todos los equipos, mas de 2.500 y ha dispuesto dos rincones diferentes, uno para el Real Madrid y otro para el Atlético de Madrid.

La cocina es casera con reminiscencias asturianas. Su plato estrella y por lo que se conoce a El Tulipán, es por su fabada de mariscos, con cigalas, nécoras, gambas y almejas; y las verdinas con langosta; una, judía algo más pequeña que la fabe y de color verdoso, de donde toma su nombre.

Ángel tiene una huerta en un pueblito de Madrid, donde cultiva los productos que utiliza en el restaurante.

Todos los días hace un plato de cuchara muy apreciado. Los martes, el cocido; los miércoles, la menestra de carne; los jueves, el guiso de patatas; y el viernes, el lacón con grelos.

En verano suele tener buenos cangrejos de río hechos con tomate y un toque de picante, así como ancas de rana rebozadas.

Su carta no es extensa. Se puede empezar con un poco de marisco: cigalas a la plancha, carabineros, buey de mar; o un poquito de colesterol como los sesos rebozados y las mollejas de cordero con ajito. En temporada, setas, pimientos asados y lo que recojan de la huerta.

De pescados: los salmonetes, el bonito y el bacalao con tomate, el besugo a la espalda y el salmón a la parrilla.

De carnes, el solomillo, el entrecot y la paletilla de lechal al horno, servida en una fuente de barro.

De postre, algo casero y después un poco de tiempo para dar un buen paseo y bajar la comida.

La bodega es discreta, con referencias de La Rioja y la Ribera del Duero.

Hay dos turnos de comida a las dos y a las tres y media. Precio 30 €.

El Tulipán. C/ General Díaz Porlier, 59.- Madrid. Teléfono 914025027

Gastronomía

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
2 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios