Viajamos a la Girona de Puigdemont en busca de la desaparecida primera dama
  1. Noticias
EL DESAFÍO INDEPENDENTISTA

Viajamos a la Girona de Puigdemont en busca de la desaparecida primera dama

Los Mossos dejan de vigilar la urbanización en la que vivía Puigdemont con su familia. El president se mudó hace unos días al Palau de la Generalitat por motivos de seguridad

Foto: Marcela Topor, la mujer de Carles Puigdemont. (Gtres)
Marcela Topor, la mujer de Carles Puigdemont. (Gtres)

Fue justo después del 12 de octubre. De pronto, se rompió la rutina en la Urbanización Golf II de Sant Julià de Ramis, a las afueras de Girona. Desapareció la vigilancia policial. "Es muy curioso porque desde que Carles Puigdemont es presidente, los Mossos han estado vigilando el vecindario las 24 horas del día. Y ya no están", comenta a Vanitatis una vecina del presidente de la Generalitat y su familia. Hace unos 8 o 10 días, los vecinos no saben concretar, la vigilancia se esfumó. La familia del líder independentista se ha marchado de Girona, pero ¿a dónde? ¿Está Marcela Topor, la primera dama de Cataluña, en Rumanía? La que escribe se desplaza al que fue el feudo de Carlos Puigdemont, Girona, la ciudad donde fue alcalde y que le hizo pasar de periodista a político.

Foto: Carles Puigdemont, su esposa Marcela Topor y sus suegros rumanos. (Fotomontaje realizado por Vanitatis)

La zona en la que vivía Carles Puigdemont con la popular periodista rumana y sus dos hijas es una urbanización que tiene cuatro largas calles trufadas de bonitas casas de ladrillo. Todas tienen varias plantas y jardín, algunas tienen piscina, otras no. Es un barrio muy tranquilo, situado sobre una colina con preciosas vistas, donde impera el silencio. A los vecinos les gustaba tener a los Mossos a la entrada, siempre vigilantes, con todo bajo control. Nada podía romper la tranquilidad. Ni siquiera nuestra presencia (y eso que no paramos de preguntar) lo hace.

Mudanza a Barcelona

placeholder Marcela Topor y su esposo, Carles Puigdemont. (Captura televisión estatal de Rumanía)
Marcela Topor y su esposo, Carles Puigdemont. (Captura televisión estatal de Rumanía)

Ser vecino del president era una ventaja. Era, decimos, porque El Confidencial informó hace una semana de que Puigdemont se ha mudado al Palau de la Generalitat, donde vive rodeado las 24 horas de 12 agentes de elite de los Mossos. Deben velar por su seguridad. ¿Quién vela entonces por la seguridad de su familia? Desde Vanitatis nos hemos puesto en contacto con alguno de los portavoces del president, quienes han respondido que "evidentemente, de este tema no tenemos nada que comentar".

Desde la Generalitat consideran que la vida privada del presidente y lo que hagan su mujer y sus hijas no afecta más que a los implicados. Es quizás por este motivo que el perfil de Topor ante los medios siempre ha sido muy bajo, casi inexistente. Pero que la esposa del president se marche de Cataluña en plena crisis independentista es, cuando menos, significativo.

Foto: Marcela Topor, mujer de Carles Puigdemont. (Gtres)

Casa cerrada

Los vecinos de la urbanización dan fe de que la casa está cerrada y allí ya no vive nadie. Al ser rumana de nacimiento, algunos han apuntado a la posibilidad de que la primera dama se haya marchado a su país para preservar a sus hijas de la crisis que vive Cataluña y evitar que sufran por ser quienes son.

Esté donde esté, Topor sigue presente. La primera dama tiene una cuenta de Twitter en la que ha colgado las últimas entrevistas que realizó para la televisión de El Punt Avui. El 21 de octubre, sábado, promocionaba en Twitter una entrevista al escritor noruego Geir Gulliksen. Así que sigue activa en las redes sociales.

Implicados en la escuela

Lo que es extraño es que los Puigdemont Topor abandonen Girona porque tienen dos hijas en edad escolar. Magali y María tienen 10 y 8 años respectivamente y van a una escuela pública de Girona ciudad, donde el president pasó parte de la noche del 1 de octubre con su familia para defender las aulas y poder votar al día siguiente. Aunque a él, por censo, le tocaba en otra escuela, la de Sant Julià de Ramis, que quedó sitiada por la Guardia Civil.

placeholder Carles Puigdemont y Marcela Topor, en una imagen de archivo. (Foto: EFE)
Carles Puigdemont y Marcela Topor, en una imagen de archivo. (Foto: EFE)

La escuela de las niñas es un colegio comprometido con el proceso independentista, como otras muchas escuelas públicas, y tras las cargas policiales del día del referéndum, emitieron un comunicado a favor de la democracia.

Foto: Marcela Topor abrazando a su esposo, Carles Puigdemont, junto a Artur Mas (EFE)

La implicación del matrimonio en la educación de sus hijas es intensa, por lo que el abandono de la escuela a estas alturas del curso es extraño. Topor, no obstante, es una mujer comprometida con la política, defensora del independentismo, una persona que vivió en una dictadura de pequeña, según relató el periodista y amigo del matrimonio Saül Gordillo en un artículo laudatorio que escribió en 'El Periódico' cuando nombraron presidente a Puigdemont: "Ella, nacida en la Rumanía del dictador, sufrió las calamidades del régimen comunista, haciendo cola de horas y días para tener acceso a los alimentos, como la carne, que proporcionaban los establecimientos oficiales".

Topor, independentista

Si finalmente se hace público que la primera dama ha abandonado el país, se podría entender por el temor a vivir de nuevo en un lugar en conflicto. Como periodista, después de lo sucedido el 1 de octubre escribió un artículo en 'Catalonia Today', un medio subvencionado y fundado por su marido, en el que afirmaba que "la policía española ha causado una violencia y una represión no vista desde la muerte de Franco".

placeholder La foto de perfil de Marcela Topor, la primera dama de Cataluña.
La foto de perfil de Marcela Topor, la primera dama de Cataluña.

Confirmado, como avanzó El Confidencial, que "ante el rumbo de los acontecimientos, el jefe del Ejecutivo catalán ha preferido mudarse al Palau de forma temporal. En el ala este del edificio, en pleno barrio gótico de Barcelona, se encuentra la Casa dels Canonges (Casa de los Canónigos), la residencia de los presidentes de la Generalitat", falta por saber a dónde ha ido su familia. Podemos confirmar que ni Marcela Topor ni las pequeñas viven ya en su casa de Girona.

Carles Puigdemont
El redactor recomienda