Las dos versiones que explicarían la ruptura profesional de doña Elena y Felipe Zuleta
  1. Casas Reales
llevaban casi una década trabajando juntos

Las dos versiones que explicarían la ruptura profesional de doña Elena y Felipe Zuleta

La oficial apunta a un cambio de rango de Felipe Zuleta, mientras que en los mentideros ecuestres se asegura que ambos han tenido una fuerte discusión que les ha obligado a tomar caminos distintos

Foto: La infanta Elena y Felipe Zuleta (Gtres)
La infanta Elena y Felipe Zuleta (Gtres)

Tras casi una década formando un tándem como profesor y alumna que todo el mundo alababa en los torneos hípicos, la infanta Elena y Felipe Zuleta hace unos días rompían su relación profesional para sorpresa de muchos, tal y como adelantaba Vanitatis este miércoles. El jinete había dirigido la carrera deportiva de la hermana de Felipe VI desde 2006 y desde entonces entre ellos se había forjado un vínculo también personal. De ahí que cuando el pasado fin de semana doña Elena llegó al Club de Campo sin su fiel instructor, enlos mentideros ecuestres no se hablase de otra cosa.

Nada hacía presagiar que ambos fueran a dejar de competir juntos, máxime cuando hace menos de un año el propio Zuleta confesó en una entrevista concedida a ABCque continuaría entrenando a la Infanta. Sin embargo, apenas unos meses más tarde la situación ha cambiado y de la versión oficial que explica el cese a la oficiosa hay, como suele ocurrir muchas veces, una gran diferencia.

La oficial

Esta explicación solo concierne a Felipe Zuleta. El profesor, miembro de la Guardia Real, habría ascendido a teniente coronel y su nuevo rango le obligaría a dejar su puesto como entrenador de la infanta. Sin embargo, este cargo Zuleta lo posee desde hace ya varios meses, y si este fuese un motivo de peso para dejar de entrenar a la Infanta, también lo debería haber sido para Santiago Pérez Seoane y Juan Queipo de Llano, exentrenadores de doña Elena, que como Zuleta ostentaban el rango de teniente coronel cuando tenían a la hija de Don Juan Carlos como alumna.

Otras fuentes cercanas a Zuleta y doña Elena han explicado a este medio que al jinete, fruto de su nuevo rango militar, le habían cambiado de destino.

Hay que recordar que doña Elena ha tenido entrenadores militares, porque al ser infanta puede solicitar su ayuda. Sin embargo, tal y como informó Vanitatis en exclusiva, tras la marcha de Zuleta contó para su último concurso con la ayuda de Juan Antonio de Wit, uno de los mejores instructores hípicos de España.

Pero, además, existe otra versión oficial que se basa en que, dado que doña Elena ya no forma parte de la Familia Real, ha tenido que prescindir de los servicios de un apoyo oficial como el de Zuleta. Una decisión que, en caso de ser cierta, sería bastante tardía si tenemos en cuenta que hacecasi un año desde que Felipe VI pasó a ser el Jefe del Estado.

La oficiosa

La versión oficial no convence a muchos. Desde las entrañas de la hípica sostienen a Vanitatis que lo que ha motivado la ruptura profesional entre Zuleta y la infanta ha sido una fuerte discusión. Se desconocen los motivos, pero algunos testigos dicen que aquel enfrentamiento fue determinante a la hora de tomar caminos distintos.

Sea como fuere, lo que todas las versiones comparten es que lo repentino de la ruptura profesional no es habitual. Los que han seguido de cerca la progresión hípica de la infanta saben que los logros de la amazona tienen mucho que ver con la habilidad y profesionalidad de Zuleta, y por eso no se explica qué ha podido motivar el cese del jinete como instructor de doña Elena.

Infanta Elena Felipe Zuleta Rey Felipe VI Hípica
El redactor recomienda