La hora de Haakon de Noruega: su difícil situación como regente
  1. Casas Reales
SOLO ANTE EL PELIGRO

La hora de Haakon de Noruega: su difícil situación como regente

El panorama no se presenta especialmente bien para el heredero, que ha tenido que asumir las funciones del rey Harald por su estado de salud

Foto: La hora de Haakon de Noruega: su difícil situación como regente
La hora de Haakon de Noruega: su difícil situación como regente

El príncipe Haakon de Noruega lleva ejerciendo de regente desde el pasado 25 de septiembre, cuando el rey Harald fue ingresado en un hospital de Oslo por problemas respiratorios. Y aunque la vuelta del monarca a la agenda oficial estaba prevista para esta misma semana, el equipo médico que ha hecho el seguimiento de su salud desde su ingreso decidía que había que operarlo de corazón, a fin de solucionar esos problemas. Por tanto, la vuelta al trabajo y a las labores institucionales debían esperar, recayendo en el heredero, que protagonizaba un momento único, la apertura del Parlamento. Una cita que, por primera vez en su historia, presidía el regente, en este caso el príncipe Haakon.

Será él quien lleve a cabo los Consejos de Estado, las audiencias y todas las actividades propias del monarca. Pero también algunas de la reina Sonia, que ha cancelado su agenda más próxima para estar al lado de su marido durante la convalecencia y la baja, que se va a alargar, al menos, hasta el próximo 31 de octubre, siempre dependiendo de su evolución y de su estado de salud.

Pero hay una duda que ronda en la cabeza de los noruegos. Es la cuarta vez que Harald tiene que pasar por el hospital en menos de diez meses, lo que se une a su avanzada edad. Por eso, muchos se preguntan si la abdicación del monarca está más cercana que nunca y veremos pronto en el trono al príncipe Haakon, quien, por otro lado, parece más que preparado para asumirlo, ya que no es la primera vez que tiene que actuar como regente.

El rey Harald y el príncipe Haakon, en una imagen de archivo. (Reuters)
El rey Harald y el príncipe Haakon, en una imagen de archivo. (Reuters)

Solo en este año, ha habido cuatro ocasiones en las que ha asumido las funciones del rey. Dos por enfermedad y otras dos porque Harald se encontraba fuera de Noruega. Pero ha habido muchas más con anterioridad. Incluso en 2005 Haakon llegó a ejercer de regente durante dos meses, después de otra operación de corazón de su padre, de la que le costó bastante recuperarse. En ciertos países europeos es bastante habitual que haya una figura de 'suplente' del monarca para este tipo de situaciones, algo que, por ejemplo, en nuestro país sería bastante complicado, dada la juventud de la heredera, la princesa Leonor. Pero el príncipe Haakon lleva años acompañando al rey Harald en los Consejos de Estado y en otras citas de carácter nacional y sustituyéndole en numerosas ocasiones, por lo que se le presupone la aptitud, formación y preparación para asumir una corona que muchos sitúan ya sobre él.

El príncipe Haakon, ofreciendo el discurso de apertura del Parlamento. (Parlamento de Noruega)
El príncipe Haakon, ofreciendo el discurso de apertura del Parlamento. (Parlamento de Noruega)

Solo hay un pequeño escollo, también relacionado con la salud, pero en este caso de su mujer, la princesa Mette-Marit. La fibrosis pulmonar crónica que padece y que se le diagnosticó en 2018 hace que no pueda cumplir con la misma agenda que tendría en circunstancias normales, siendo reina consorte. Incluso se puso en entredicho, en su momento, la capacidad de que asumiera las funciones que le correspondieran. Así que muchos dan por hecho que Haakon será un rey en solitario, ya que cuando llegue el momento no podrá apoyarse en ninguna figura femenina: además de que su hermana Marta Luisa nunca ha llevado a cabo ninguna labor institucional, su hija y futura heredera es aún muy joven para ciertas cuestiones relacionadas con el trono.

Foto: Mette-Marit de Noruega, un cumpleaños jugando al escondite con su enfermedad

Ingrid Alexandra ya se está acercando a la mayoría de edad, un momento en el que en circunstancias normales su rol público cambiaría. Pero hay que recordar que lo principal para sus padres es que se forme y termine sus estudios -algo bastante común en las monarquías actuales-, por lo que, aunque para muchos sea la gran esperanza de un trono bastante solitario, no va a llevar a cabo las labores institucionales inmediatamente, sino que tendría que ser ya una vez que acabase su educación universitaria. Queda la posibilidad de que, al contrario de lo que muchos en Noruega creen, Harald aguante en el trono muchos años más. Pero, de momento, se prevé un futuro algo revuelto y solitario para Haakon, quien, si siguen así las cosas, se va a convertir en el único pilar de la Corona.

La familia real noruega. (EFE)
La familia real noruega. (EFE)
Haakon de Noruega
El redactor recomienda