Logo El Confidencial
ropa cómoda para una imagen desenfadada

Todo lo que debes saber para vestir con estilo boyfriend

El estilo boyfriend empezó a ser tendencia de moda hace ya cerca de una década... y no ha dejado de serlo desde entonces. De hecho, muchas celebreties recurren a su comodidad

Foto: Emily Ratajkowski (Getty)
Emily Ratajkowski (Getty)

¿Te imaginas coger prestados una camisa y unos vaqueros a tu novio, amigo o hermano? Pues grosso modo este el estilo boyfriend (novio en inglés) o boyish. Es tendencia de moda desde hace unos diez años y sigue mostrándose con fuerza en las pasarelas. Básicamente consiste en lucir un look con prendas típicas masculinas, holgadas y cómodas, pero sin perder la feminidad.

Un estilo con personalidad

Se trata de trasladar el estilismo de los varones a las mujeres, pero con toques femeninos, de modo que se consigue cierto efecto sexy, a la par que ligero y casual. Realmente lo que pretende el estilo boyfriend es mostrar una imagen desenfadada a través de ropa propia del hombre pero diseñada para el sexo femenino, con prendas que queden holgadas e incluso grandes; una par de tallas más que la nuestra, sobre todo, en las camisas.

Stella McCartney con look boyfriend (Foto Pascal Le Segretain/Getty Images)
Stella McCartney con look boyfriend (Foto Pascal Le Segretain/Getty Images)

El boyish confiere mucha personalidad a la mujer que se atreve con él, de ahí su gran aceptación. Sus prendas están elaboradas específicamente para aquellas chicas que quieren seducir de un modo diferente, que son conscientes de que para estar guapa no es necesario resaltar las curvas. Quienes lo lucen confieren seguridad e independencia a su imagen, que al mismo tiempo las hace más atractivas.

Cómo combinarlo

Muchas celebrities se han apuntado al estilo boyfriend. Algunas de las más destacadas son Katie Holmes o Emma Watson, aunque hay muchas más. Por ejemplo, por citar algunas podemos mencionar a Rihanna, Jessica Alba y Kim Kardashian.

Kim Kardashina con vaqueros boyish.
Kim Kardashina con vaqueros boyish.

Vestir de esta manera no significa dejar de lado la elegancia. Al contrario, saber combinar las prendas que lo componen para alcanzar ese efecto casual masculino a la par que femenino, no resulta sencillo. Es cierto que existen dos vertientes, una muy varonil, donde solo se usan prendas boyish, y otra menos severa, en la que se recurre a alguna prenda específica de mujer. No obstante, los dos se pueden feminizar con accesorios o simplemente dejando la melena suelta o los labios pintados de un rojo intenso. Lo ideal es que dentro de las distintas opciones que ofrece este look encuentres la que encaje más contigo.

Aunque el estilo boyfriend es tendencia desde hace relativamente pocos años, podemos retroceder en el tiempo y descubrir que es algo que ya se ideó durante el siglo pasado. La misma Coco Chanel introdujo en la moda de mujer algunos elementos de estética masculina, especialmente a través de polos holgados y pantalones palazzo. Otro referente sería Giorgio Armani con sus colecciones andróginas de mujer o Yves Saint Laurent que adaptó el smoking al cuerpo femenino.

Marina Salas en el World Premiere of Netflixs Elite, 2018  (Foto de  Samuel de Roman/Getty Images).
Marina Salas en el World Premiere of Netflixs Elite, 2018 (Foto de Samuel de Roman/Getty Images).

Prendas del estilo boyfriend

Las dos prendas más características del estilo boyfriend son las camisas enormes y los vaqueros grandes, rotos, amplios, de cintura baja y con el largo dado un par de vueltas.

Los blazers amplios y los abrigos XXL son también propios de esta forma de vestirse, al igual que los citados pantalones palazzo. Los zapatos que predominan son los clásicos mocasines de hombre o también el calzado militar.

Ella Endlich en 'Harry Potter: The Exhibition' VIP Opening en Berlín (Foto de Christian Marquardt/Getty Images).
Ella Endlich en 'Harry Potter: The Exhibition' VIP Opening en Berlín (Foto de Christian Marquardt/Getty Images).

Si quieres que sea más femenino puedes probar a ponerte una enorme camisa de rayas o de leñador y unos leggins ceñidos. O un blazer holgado y una minifalda de vértigo con unas botas militares. O incluso usar unos zapatos con tacones junto a unos jeans boyish. También sientan muy bien las bailarinas o las zapatillas deportivas. Las posibilidades son infinitas.

Moda

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios