Tempura rápida de verduras: como en un japo, pero en casa
  1. Gastronomía
VIDEO-RECETA

Tempura rápida de verduras: como en un japo, pero en casa

Si estás enganchado a ese rebozado crujientito de la tempura y te da rabia tener que ir a un japo para apaciguar tu mono, ¿por qué no aprendes a hacerla en casa?

Foto: Tempura de verduras
Tempura de verduras

La tempura, aunque sea un plato habitual en la cocina asiática, es en realidad de origen ibérico, pues se cree que fueron los jesuitas los que llevaron la receta más allá de nuestras fronteras.

Se trata de un rebozado ligero y muy crujiente que cualquiera puede preparar en casa sin necesidad de utilizar ningún tipo de harina especial, aunque en el mercado abunden los preparados y mezclas varias etiquetados 'para tempura' como simple reclamo publicitario.

El único secreto de la tempura es que la masa esté muy muy fría y, para eso, la mejor forma de conseguirlo es utilizar el agua de la nevera con un par de cubitos de hielo que ayudarán a mantener la masa fría mientras vamos rebozando las piezas.

Preparación: 15 min Dificultad: fácil Coste: barato

Ingredientes

  • 75 g de harina de trigo
  • 100 ml de agua helada + 2 cubitos de hielo
  • 1 cucharadita de sal
  • Verduras diversas (cebolla, zanahoria, pimientos, lombarda)
  • Aceite para freír

Preparación

  1. En un bol amplio ponemos la harina y añadimos el agua helada con los cubitos de hielo y la sal. Batimos con las varillas hasta tener una textura como de yogur líquido.
  2. Ponemos a calentar aceite abundante en una sartén y vamos echando montoncitos de verduras que hemos pasado previamente por la masa. Es importante no añadir muchos a la vez para que el aceite no pierda temperatura.
  3. Para que toda la fritura se mantenga crujiente, los montoncitos que vamos sacando los dejamos sobre un colador para que escurran el aceite.
  4. Servimos inmediatamente.

Consejos

Para la temperatura van bien los vegetales 'duros' que casi no absorben aceite, como los pimientos, zanahorias, col, lombarda o espárragos trigueros. Aunque también es habitual preparar berenjenas y calabacines, yo no los recomiendo porque absorben mucho aceite y luego resultan muy indigestos.

¿Tienes un dispositivo móvil iOS o Android? Descarga la APP de Vanitatis en tu teléfono o tablet y no te pierdas nuestros consejos sobre moda, belleza y estilo de vida. Para iOS, pincha aquí, y para Android, aquí.

Recetas Tendencias gastronomía
El redactor recomienda