Amelia Millán, minimalismo puro en su camino hacia el altar
  1. Novias
LOS DETALLES DE SU LOOK

Amelia Millán, minimalismo puro en su camino hacia el altar

No te pierdas los detalles del vestido de novia atemporal y elegante de Amelia Millán

placeholder Foto: Amelia Millán y Felipe Cortina. (Limited Pictures)
Amelia Millán y Felipe Cortina. (Limited Pictures)

Amelia Millán ha contraído matrimonio con Felipe Cortina, y como era de esperar, el enlace se ha convertido en uno de los más observados de un fin de semana repleto de citas nupciales. Por supuesto, el gran protagonista del enlace (con permiso de Tamara Falcó y Marta Ortega, cuyos looks de invitada están siempre destinados a desatar decenas de titulares) ha sido el vestido de novia elegido por la arquitecta y diseñadora. Amelia Millán, que es sobrina del conde de Vistaflorida, se ha decantado por la sencillez plena a la hora de elegir el suyo, en el que las líneas rectas y el minimalismo han sido los ejes del diseño. En un momento en el que los diseños grandilocuentes, histriónicos e instagrameables son los que priman, su elección ha resultado realmente un soplo de aire fresco.

placeholder Amelia Millán (Limited Pictures)
Amelia Millán (Limited Pictures)

La novia ha elegido un vestido de satén de escote redondo, manga tres cuartos y espalda descubierta con escote trasero en uve. El escote en la espalda era bastante atrevido, pero gracias al velo, sigue manteniendo la sofisticación que sin duda la novia ha buscado a la hora de escoger su vestido.

placeholder Amelia Milán. (Limited Pictures)
Amelia Milán. (Limited Pictures)

Por cierto: su velo, que también cubría su rostro, nos ha hecho pensar durante unos segundos en el look nupcial con el que Balenciaga ha regresado a la Alta Costura y con el que ha cerrado su desfile.

placeholder Amelia Millán y Felipe Cortina. (Limited Pictures)
Amelia Millán y Felipe Cortina. (Limited Pictures)

Pero olvidemos París y regresemos a la Finca Villagarcía, donde se ha celebrado el enlace, pues al terminar la ceremonia, la novia ha dejado su sonriente rostro al descubierto. No cabe duda de que Amelia quería un diseño atemporal, sofisticado y alejado de estridencias, y lo ha logrado con creces. Ha sido a la salida de la iglesia cuando hemos descubierto que mientras que el resto de novias del día elegían sandalias de plataforma y tacón ancho, ella escogía unos elegantes tacones blancos de puntera marcada, ideales para estilizar aún más la silueta.

placeholder Amelia Millán. (Limited Pictures)
Amelia Millán. (Limited Pictures)

Uno de los mayores aciertos del vestido es que siendo la novia tan esbelta, habría sido fácil recurrir a uno de los diseños que tan de moda están que aprovechan la tendencia lencera para ceñirse con descaro a la silueta, pero ella ha abogado por un vestido de caída relajada que deja que las curvas únicamente se intuyan. Al haber apostado a su vez por un sencillo recogido, el efecto general es un look minimal chic sleepleisure perfecto.

Vestido Tamara Falcó Balenciaga
El redactor recomienda