Luis Enrique, ante el reto de la Eurocopa: así superó su mayor tragedia
  1. Famosos
durísimo golpe

Luis Enrique, ante el reto de la Eurocopa: así superó su mayor tragedia

El asturiano afronta el torneo tras el parón en su cargo de seleccionador a causa de la grave enfermedad de su hija Xana, fallecida en 2019

Foto: Luis Enrique, durante un partido con la selección española. (Getty)
Luis Enrique, durante un partido con la selección española. (Getty)

Entre la incertidumbre por las bajas de hombres importantes y los positivos por coronavirus, además de la mediática polémica con las vacunas, afronta la selección española de fútbol su debut en la Eurocopa. Pero Luis Enrique, el seleccionador, no quiere dramas. Cuando en rueda de prensa le preguntaban cómo se había enfrentado psicológicamente a todo el asunto del virus, él respondía tajante: "Esto es un juego de niños comparado con otras cosas que he tenido que vivir".

No hacía falta añadir nada más. El seleccionador hacía referencia al fallecimiento hace casi dos años de su hija, a la que recordaba el año pasado con un emotivo homenaje sin palabras: dos corazones azules y una estrella en el centro, representando a sus hijos Sira, Pacho y, por supuesto, a Xana.

Fue el 29 de agosto de 2019 cuando el asturiano anunciaba a través de sus redes sociales la muerte de su pequeña. La benjamina de la familia, de tan solo nueve años de edad, llevaba cinco meses luchando contra un osteosarcoma (tumor óseo) que finalmente no pudo superar. A sus 50 años, el exfutbolista sigue luchando para superar este terrible golpe.

Con esta triste noticia se desvelaba la razón de que hubiera dimitido de su cargo como seleccionador nacional dos meses antes, un cargo en el que fue sustituido por Robert Moreno. En su día, el técnico quiso agradecer todas las muestras de cariño recibidas, así como la discreción con que los medios de comunicación y personas cercanas a él llevaron todo este asunto.

placeholder Robert Moreno. (Getty)
Robert Moreno. (Getty)

Tras un periodo de duelo en el que el asturiano se volcó en su familia y en el deporte, en septiembre se hacía público que volvía a hacerse cargo de la selección de cara a la Eurocopa, algo que provocó un desencuentro con Moreno que él mismo resumió así: "El desencuentro acontece el 12 de septiembre. Tenemos una reunión en mi casa y percibo claramente que Robert Moreno quiere hacer la Eurocopa y después me confirma que si yo quiero, él vuelve a ser mi segundo entrenador. Desgraciadamente, no es una cosa que me pille por sorpresa. Lo veía venir. Entiendo que le haga ilusión ser seleccionador nacional. Es la oportunidad de su vida, pero veo que es una ambición desmedida. Exagerada", dijo el asturiano.

Foto: Felipe VI y Marcelo Rebelo de Sousa en el Wanda Metropolitano. (Limited Pictures)

Pese a la polémica, y con fuerzas renovadas, el técnico decidió reemprender así su trabajo en los banquillos y volver a ocupar su antiguo cargo. Luis Rubiales, el presidente de la Federación Española, siempre le dejó la puerta abierta a volver si así lo consideraba oportuno.

Además de volcarse en su familia –le hemos visto a menudo asistiendo a las evoluciones como amazona de su hija Sira–, el deporte se ha convertido en uno de los grandes refugios de Luis Enrique, tal y como le comentó al periodista Julián García Candau. Antes de la pandemia, era habitual verle los fines de semana practicando ciclismo en la montaña o carreteras cercanas a su vivienda.

Ahora, en su primer gran torneo internacional, Luis Enrique hará gala, a buen seguro, de la ambición y la personalidad que le caracterizan desde que era jugador, con -ojalá- muchas victorias que dedicar señalando al cielo.

Fútbol
El redactor recomienda