Logo El Confidencial
Orígenes de Hennes & Mauritz

H&M: cómo una tienda sueca de ropa femenina llegó a ser un imperio textil

La constante renovación de sus colecciones, los precios asequibles y las colaboraciones estelares han convertido a la compañía en una potente máquina de la industria de la moda

Foto: Tienda de H&M (Getty)
Tienda de H&M (Getty)

Resulta que ya hace tiempo que de Suecia no solo esperamos con ansia la llegada del nuevo catálogo anual de Ikea. Lo que proponga la cadena de moda H&M para cada nueva temporada también importa. Y mucho. E importa porque después de 70 años de historia nadie puede negar su autoridad. Sus nueve marcas asociadas (H&M, COS, Weekday, Cheap Monday, Monki, H&M Home, & Others Stories, Arket y Afound), los 171.000 empleados y las más de 4.800 tiendas repartidas por todo el mundo avalan, no solo la longevidad de la compañía, sino también que sea considerada como una de las firmas de moda más potentes.

H&M: para ella y para él

Pero, ¿cuál fue el origen de este auténtico imperio textil? H&M comenzó como lo han hecho la mayoría de las grandes cadenas de moda: con una única tienda. Este primer establecimiento fue abierto en la ciudad sueca de Västerås en el año 1947, respondiendo a la curiosidad empresarial de Erling Persson por probar nuevos modelos de venta en el negocio textil. Persson decidió llamarla Hennes, que traducido al español quiere decir “para ella”. En efecto, era una tienda de ropa para mujer, caracterizada por ajustar al máximo los precios y renovar su stock muy a menudo.

Desfile Moschino x H&M (Getty).
Desfile Moschino x H&M (Getty).

Pero Persson no solo fue pionero en sus planes de venta, sino que también lo fue en el uso del marketing. Así que se decidió por combinar ambos recursos. El logotipo de Hennes (diseñado por él mismo) y sus precios se hicieron tan populares que en 1952 llegó a Estocolmo. Su popularidad le llevó a abrir otras dos tiendas más en la capital sueca.

Una vez conquistado el mercado de la ropa para mujer era el momento de comenzar a vender moda masculina. Así llegaba la “M” de H&M. Concretamente, esa "M" proviene de Mauritz Widforss. Y es que Persson decidió asociarse en 1968) con este minorista afincado también en Estocolmo y que estaba especializado en ropa masculina de caza y pesca. De la unión Hennes & Mauritz nace una cadena de ropa para ella, para él y para toda la familia, pues la oferta se amplió y la marca empezó a comercializar prendas para los más pequeños de la casa.

Lili Reinhart en una tienda de H&M en California (Matt Winkelmeyer/Getty Images for H&M)
Lili Reinhart en una tienda de H&M en California (Matt Winkelmeyer/Getty Images for H&M)

Fue en 1972 cuando comenzó a cotizar en la Bolsa de Estocolmo, cambió de nombre y adoptó el H&M con el que pretendeía continuar su expansión por Europa y Estados Unidos. La consagración definitiva de la marca llegó con la apertura de una de sus tiendas en la mismísima Quinta Avenida de Nueva York (Estados Unidos).

Colaboraciones estelares de H&M

Como mencionábamos, uno de los fuertes de H&M ha sido el buen uso que han hecho de las herramientas de marketing y publicidad. No en vano, la primera estrella en colaborar con la marca sueca fue Anni-Frid Lyngstad, miembro del grupo musical ABBA. Lo hizo en 1973, cuando fue fotografiada con motivo del lanzamiento de la nueva gama de cosméticos. A la cantante la siguieron otras grandes celebridades, destacando especialmente las grandes top models que reinaron en los años 90: Elle Macpherson, Cindy Crawford, Naomi Campbell, Claudia Schiffer y Linda Evangelista.

Ariel Winter, actriz conocida por su papel en 'Modern Familiy', en el evento Moschino x H&M (Matt Winkelmeyer/Getty Images)
Ariel Winter, actriz conocida por su papel en 'Modern Familiy', en el evento Moschino x H&M (Matt Winkelmeyer/Getty Images)

Pero H&M no solo recurrió a rostros conocidos y relevantes de la industria de la moda para que lucieran sus prendas, sino que ha venido fichando a los más importantes diseñadores para que crearan colecciones con las que atraer a más comparedores. Por ejemplo, en 2004 el director creativo de la maison Chanel, Karl Lagerfeld, y H&M se unieron para demostrar que el diseño no es una cuestión de precio. Al kaiser de la moda le siguieron Versace, Stella McCartney, Alexander Wang y Roberto Cavalli.

Moda

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios