Logo El Confidencial
aristocracia

La (discreta) vida en Barcelona de Laura Vecino, la duquesa de Feria

El matrimonio entre la diseñadora y Rafa Medina se ha integrado perfectamente entre la alta burguesía catalana. Se mueven por la zona alta de la ciudad condal

Foto: Laura Vecino, en la boda de Mercedes Bohórquez Domecq. (Cordon Press)
Laura Vecino, en la boda de Mercedes Bohórquez Domecq. (Cordon Press)

Cada mañana, Laura Vecino lleva a sus mellizos, fruto de su matrimonio con Rafa Medina, al colegio en el que estudian. Lo hace antes de irse a trabajar. Una madre que lleva a sus hijos al mismo centro comenta a Vanitatis que todos suelen quedarse embelesados cuando ven a la pareja en la escuela. “Son tan guapos y tienen tanta clase”.

La vida barcelonesa de la duquesa de Feria es una vida discreta al máximo. Se mueve por la zona alta, donde reside en una de las urbanizaciones más caras y cotizadas de la ciudad, con piscinas comunitarias y privadas, canchas de pádel y seguridad las 24 horas. Son vecinos del hijo del constructor José Luis Núñez y del exmarido de Mar Flores, Carlo Constanzia, afincado en la capital catalana desde hace años.

Venta privada en Sarrià

Vecino ha dado un cambio a su carrera y ha dejado la empresa de diseño de bikins, Bqueenie, con la que compartía horas de trabajo con su amiga Inés Domecq. Ambas dirigían The Editors, una empresa de estilismo que realizaba reportajes de moda para revistas como '¡Hola!'. Hace unos meses organizaron una venta privada en el barrio de Sarrià, cerca de la iglesia de Sant Vicenç, y hasta allí fue lo más granado de la alta burguesía catalana.

La diseñadora y su marido son aficionados al esquí, deporte que practican con asiduidad en Baqueira, donde no es raro verlos en el rincón que Möet&Chandon tiene a pie de pistas. Ella con la melena midi, que se cortó hace un tiempo, y cada día más rubia. Suele acudir a las peluquerías más potentes de la ciudad, como Hair Time (donde van las chicas de la familia Palatchi) y New Look (la favorita de Pilar Eyre y Dulceida). También comparte coiffeur con Vanesa Lorenzo, que confió su corte a Fernando Torrent, quien desde la calle Balmes cada vez tiene más presencia entre los amantes de las tendencias.

La pareja se ha integrado en la ciudad y sus costumbres y suelen ‘bajar’ hasta la playa cuando empieza a despuntar el sol primaveral. Locales como el Marea Alta, Bluespot y el Pez Vela, conocidos por su diseño y su buena cocina, son algunos de los que frecuentan. Siempre que la bicicleta deja tiempo libre al duque, que es un gran aficionado al ciclismo y aprovecha cualquier recodo de su agenda para tirar kilómetros sobre las dos ruedas.

En esos espacios, Vecino suele quedar con amigas -muchas están involucradas en el mundo de la moda de Barcelona- y dedicarse a sus pequeños, que son el centro de su vida. A veces se une a las excursiones aunque sin ir en bicicleta, sino para aprovechar las escapadas con toda la familia. El Empordà y La Cerdanya son otros de los lugares en los que esta pareja de guapos suele ser vista.

Famosos
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
6 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios