Logo El Confidencial
20 años de la muerte del banquero

Mariano Rubio y Carmen Posadas, la historia de amor que unió finanzas y cuore

La pareja contrajo matrimonio en la década de los 80, cuando él era gobernador del Banco de España

Foto: Carmen Posadas. (Foto: Olga Moreno)
Carmen Posadas. (Foto: Olga Moreno)

"Mariano Rubio, que fue gobernador del Banco de España entre 1984 y 1992, falleció ayer en Madrid a la edad de 67 años víctima de un cáncer de colon". Así anunciaba 'El País', en su edición del 5 de octubre de 1999, la muerte de Rubio. Ese día de hace veinte años, la noticia no solo se dio en las secciones de política nacional, sino que también encontró su lugar en la crónica rosa. Inesperadamente, Rubio, un hombre parco en palabras y de aspecto sosegado, también se había convertido en un personaje del cuore. ¿La razón? Su relación con la escritora Carmen Posadas.

Hace unos años, ella misma recordaba como, a partir de aquella boda celebrada en enero de 1988, muchos empezaron a llamarla Carmen Posados. “Yo llevaba muy mal ser un personaje perseguido por los 'paparazzi'. Lo fui en una época y tuve un insomnio irredento que no se me ha curado hasta hace poco. Lo llevaba tan mal que me dediqué, deliberadamente, a salir de ese mundo, porque en realidad los que aparecen en las revistas son los que quieren aparecer. Lo tienes que fomentar tú”.

Carmen Posadas. en noviembre de 2018. (EFE)
Carmen Posadas. en noviembre de 2018. (EFE)

Posadas vivió cómo "todo lo demás dejaba de existir" una vez se casó con Rubio, que ya entonces era gobernador del Banco de España. Ya no importaron ni sus libros ni todo lo que había hecho anteriormente. "Daba igual que tuviera cuentos traducidos a veinte idiomas, ensayos, novelas… Todo quedó opacado. Fue el precio de un matrimonio felicísimo del que nunca me arrepentí". Junto a Rubio vivió años de felicidad y de alegría, pero también otros agridulces.

Posadas, en un posado con motivo de la publicación de uno de sus libros. (EFE)
Posadas, en un posado con motivo de la publicación de uno de sus libros. (EFE)

La escritora uruguaya también fue importante en la vida del banquero aquel día de febrero de 1992 en el que puso su cargo a disposición del Gobierno socialista a raíz del caso Ibercorp. La trama denunciaba supuestas manipulaciones en la compraventa de títulos de Sistemas Financieros por parte de los responsables de la entidad, entre los que figuraba el nombre de Mariano Rubio. En su despedida, al que también acudió Posadas, el entonces gobernador de España hizo un discurso en el que habló de los quince años "apasionantes y difíciles" que había vivido en su cargo.

El cáncer acabó matando a Rubio a finales de los 90 y también dejó una honda huella en su mujer, que tuvo que adaptarse a una nueva situación y a un interés mediático que no decreció con su viudez. “Cuando hacía cuatro meses que había muerto mi marido, un día tocaron el timbre de mi puerta. Yo soy amabilísima con todo el mundo porque soy muy despistada y nunca me acuerdo de ninguna cara. Era un periodista que me venía a hacer una entrevista, le hice pasar a mi casa y le ofrecí algo. Después de un rato, me dijo que llevaba cuatro meses en coche delante de donde vivo para averiguar si tenía novio, y que se había aburrido tanto que había escrito unos cuentos y quería que le ayudase a publicarlos”.

No sería la última vez que Carmen Posadas viviría una anécdota parecida pero, afortunadamente, su interés mediático iría decreciendo con el paso del tiempo. Hoy por hoy, son sus libros, y no sus amores, los que ocupan titulares.

Famosos

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios