ACTUALIDAD

Raquel Sánchez Silva se recupera practicando buceo en Formentera

El dolor de Raquel Sánchez Silva después de la muerte de su marido, Mario Biondo, está siendo tan de interés público que la presentadora no ha

Foto: Raquel Sánchez Silva se recupera practicando buceo en Formentera
Raquel Sánchez Silva se recupera practicando buceo en Formentera

El dolor de Raquel Sánchez Silva después de la muerte de su marido, Mario Biondo, está siendo tan de interés público que la presentadora no ha parado de recibir el cariño y el apoyo de sus seguidores a través de Twitter. Precisamente en su perfil de esta red social, Raquel quiso compartir este martes una fotografía en la que aparece ataviada con un traje de buzo junto a una amiga. “Primeros momentos de paz bajo el mar. La dulzura de la gente de Vellmari. El amor de la familia”, escribe.

La presentadora se encuentra estos días en la isla de Formentera, donde tenía planeado celebrar con su marido su primer aniversario de boda, unos planes a los que Raquel no ha querido renunciar trasladándose hasta allí hace unos días en compañía de su madre y de una amiga de la familia.

A pesar de que la distancia muchas veces cura las heridas, lo cierto es que en este viaje Raquel intentará recomponerse de un golpe que le obligará a ir uniendo una a una las piezas en las que se ha roto su vida. Por ello, y tal vez para alejarse de Madrid o para seguir teniendo a su marido presente en un lugar que para ellos tenía un significado especial, ha hecho de Formentera el punto de partida de una vida a la que tendrá que enfrentarse sin Mario y superar una realidad que no le ha permitido volver a su casa de la capital más que a coger algunos papeles.

El apoyo incondicional de su madre

Incapaz de resistirse a las conclusiones policiales que apuntan a que Mario Biondo se suicidó, Raquel no ha encontrado mejor refugio que su madre. Pendiente de ella en todo momento, salvo los dos días que Raquel estuvo en Sicilia dando el último adiós a su marido, ha sido su sombra durante estas tres semanas al igual que sus hermanos, que se han convertido en un bálsamo para su dolor.

Amigos y compañeros de profesión también han arropado a la presentadora, a quienes ha agradecido públicamente sus muestras de cariño a través de Twitter. “Os leo cada día y estoy cerca. Recomponiendo, intentando… os mando besos cargados de ternura y alguna lagrimilla”, escribió la semana pasada. “Cuánto me ayudan vuestros abrazos, vuestro apoyo… Es tanto el cariño. Gracias desde el corazón. Late despacito, como sordo, pero late…”, continuó.

Todo este afecto recibido no es más que el impulso para una Raquel Sánchez Silva que ha visto como todos sus proyectos personales y profesionales se hacían añicos. Ahora, su deseo de tener hijos queda eclipsado por su vuelta al trabajo el próximo mes de septiembre para presentar la segunda edición de Acorralados. En la mesa, el proyecto que presentó junto a Mario a Mediaset, sobre los viajes de la pareja. 

Noticias
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
6 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios