Logo El Confidencial

Doña Sofía vs. Don Juan Carlos: guerra de linajes. ¿Quién es más 'royal'?

¿Adónde se remontan los antepasados de la Reina emérita? ¿Qué ocurriría en un hipotético 'juego de tronos' entre ella y Don Juan Carlos? Los expertos hablan

Foto: El Rey Juan Carlos y la Reina Sofía (Casa Real)
El Rey Juan Carlos y la Reina Sofía (Casa Real)

¿Podría haber tenido España mejor reina que la muy profesional Doña Sofía? ¿Estará a su altura Doña Letizia? Los libros de historia por escribir contestarán a la segunda pregunta mientras que los diarios por un lado y los tratados genealógicos por otro nos responden ya a la primera: el linaje de Sofía de Grecia es único. Difícilmente mejorable. En su 77 cumpleaños, analizamos con distintos expertos adónde se remonta su real estirpe y si los Borbones están a la altura.

La Reina Sofía, sin una gota de sangre griega en sus venas, está emparentada con muchas de las casas reinantes europeas. Doña Sofía, además de Reina de España, es hija y madre de rey. Descendiente de siete zares de Rusia, dos emperadores de Alemania y cinco reyes de Grecia, además de ocho reyes de Dinamarca, cinco de Suecia, una reina de Inglaterra y un rey de Noruega. De hecho, su tatarabuelo Christian IX de Dinamarca fue conocido en el Gotha como ‘el suegro de Europa’, por el altísimo rango de los matrimonios de sus hijos y, junto a su esposa, Luisa Carolina de Hesse-Kassel, como ‘reyes de reyes’, pues cuatro de ellos fueron soberanos de distintos países.

La sangre de Sofía

La Reina Sofía es descendiente de un entramado dinástico espectacular que reúne a la mayoría de los jefes de Estado de todos los tiempos. La familia de la Reina Sofía pertenece a la Casa de Schleswig-Holstein-Sonderburg-Glücksburg, actual casa reinante en Dinamarca –monarquía más antigua de Europa–, y Noruega y última dinastía reinante en Grecia. Esta es la rama directa de la que ella desciende, si bien, debido a los matrimonios de sus antepasados, Sofía está emparentada directa e indirectamente con el último káiser, Guillermo II, quien teóricamente debía descender de Otón I, primer emperador del Sacro Imperio Germánico. También con los zares de Rusia, los reyes de Bulgaria, la mayoría de las casas reinantes que formaban el antiguo Imperio Alemán y las distintas ramas de la Casa de Habsburgo. Sofía es prima de los reyes de Dinamarca, de Felipe de Edimburgo, marido de Isabel II, y de Ernesto de Hannover.

Es necesario decir que la familia de Sofía siempre ha movido los hilos desde Alemania hacia el norte y el este (exceptuando su relación con la familia real inglesa con quien se juntaron en el siglo XVIII) y por ello todos estos miembros mantienen un alto grado de consanguinidad.

Juego de tronos

¿Es tan ilustre el pasado de nuestro Rey emérito como el de su consorte? Desde luego que lo es. E incluso tienen parientes en común. Consultamos con José Luis Sampedro, historiador, miembro de la Real Academia Matritense de Heráldica y Genealogía y autor, entre otras obras, de 'Las joyas de la Familia Real de España' (Planeta) y 'Dinastías de traición' (La Esfera): “La dinastía de Don Juan Carlos por línea de varón se remonta mil años hasta los Capetos de Francia y la de Doña Sofía, por vía de varón, se remonta a los Oldemburgo, prácticamente otros mil años. Los árboles genealógicos de Doña Sofía y Don Juan Carlos entran en conexión mediante la reina Victoria de Inglaterra.

Cuando se casan, en 1962, la vinculación inglesa es muy importante: la reina Victoria Eugenia, nieta de la reina Victoria de Inglaterra y abuela de Don Juan Carlos, está viva todavía. Y Lord Luis Mountbatten, uno de sus más señalados primos de la monarca inglesa –primer lord del Almirantazgo durante la II Guerra Mundial y virrey de la India–, es pariente de ambos. De hecho, antes de casarse, se pasea por La Zarzuela dando consejos a los dos. Si me preguntas cuál es la mayor diferencia entre ambos linajes, te diría que el árbol de Don Juan Carlos es más cerrado porque se circunscribe, sobre todo, al ámbito católico. En cambio, en el de Doña Sofía hay muchos protestantes y ortodoxos, y está vinculado al monarquías reinantes en el norte de Europa, Holanda y a la casa rusa de los Romanov. Esto le da más variedad y más influencia, que es la manera de perpetuarse en el poder”.

Muy a la par

Llegados aquí, parece que Doña Sofía saca ventaja a su esposo en un hipotético juego de tronos. Pero la partida sigue. La escritora Pilar Eyre recuerda para nosotros un pasaje de su obra 'La soledad de la reina' (La Esfera): “La petición de mano de Juan Carlos a Sofía se celebró en Laussane, en casa de Doña Victoria Eugenia, y Doña Federica dio muestra de su fuerte carácter ordenando cómo se tenían que hacer las cosas. Ya se habían enfrentado por cómo debían posar en las fotos y Doña Victoria Eugenia se había limitado a cortar su monólogo chillón con su inglés impecable de clase alta: ‘Querida, no debes olvidarte de que yo también soy reina’.

Federica siempre quería ponerse por delante y la británica le recordó que no es necesario ocupar el trono para ser legítimo rey. De hecho, será Don Juan Carlos, Juanito entonces, quien le da una contestación definitiva. Discutiendo por la fecha de la boda, él dice en un momento que se casaría cuando le viniese en gana. Doña Federica se puso roja como la grana y comenzó a llamarle desgraciado, que sería menos que nada y que solo reinaría si Franco quisiera. Muy fríamente, Juanito le contestó: “Tú serás todo lo reina que quieras, pero es bastante probable que yo también lo sea. Pero no por Franco, sino por mis 17 antepasados que también fueron reyes. Si estamos hablando de sangres, tan pura es la mía como la tuya. Como tú, soy nieto de reyes”. Juan Carlos I de Borbón y Borbón acaba de empatar.

Compromiso oficial de Don Juan Carlos y Doña Sofía (Casa Real)
Compromiso oficial de Don Juan Carlos y Doña Sofía (Casa Real)

También con la mayoría de dinastías italianas, de las que desciende directamente por matrimonios de antepasados con miembros de la Casa de Médici, por ejemplo. También entronca con la familia real inglesa y con la familia imperial austríaca por ser bisnieto de María Cristina de Habsburgo, esposa de Alfonso XII. Si echamos la vista a la época medieval, lo podemos emparentar con la Casa de Borgoña y las distintas casas reinantes en la península Ibérica: Borgoña, Barcelona y Trastámara. Y hay más: según una gran cantidad de estudios, Don Juan Carlos es descendiente de Carlomagno. Si eso se demostrase cierto, significaría que Juan Carlos I es descendiente directo del primer emperador católico desde la caída del Imperio Romano de Occidente.

 

Casas Reales

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
5 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios