Logo El Confidencial
35 años sin el cantante de los beatles

Yoko Ono, la odiada viuda de John Lennon

Fue su media naranja, su mitad musical, una vez que se rompieron Los Beatles y una consejera fiel a la hora de que él gestionase su propia fama. Sin embargo, más de tres décadas después de su muerte, la mayoría de fans de Lennon parecen odiarla

Foto: John Lennon y Yoko Ono (Gtres)
John Lennon y Yoko Ono (Gtres)

'Imagine all the people…'. El lema sonoro cantado por John Lennon aún conmueve 35 años después de que un 8 de diciembre de 1980 los cinco disparos de Mark David Chapman en la entrada del edificio donde vivía acabasen con su vida. En el videoclip de aquella canción aparecía la que fue su mujer y hoy es su viuda, una Yoko Ono que se convirtió en su media naranja, en su mitad musical, una vez que se rompieron Los Beatles y en una consejera fiel a la hora de que él gestionase su propia fama. Sin embargo, más de tres décadas después de su muerte, la mayoría de fans de Lennon parecen odiarla.

Una de las razones esgrimidas es el haber sido interesada con su ilustre marido. El lado 'hippie solidario' que exhibían Lennon y ella en su música parece haberse quedado en agua de borrajas y la viuda ha doblado el patrimonio que Lennon le dejó, unos 356 millones de dólares que incluían los derechos de muchas canciones. Sin embargo, los defensores de Yoko Ono recuerdan que, antes de ser la 'mujer de', fue una artista que revolucionó el arte en su Japón natal y que su talento, desarrollado desde que era apenas una jovencita, incluye logros como el haber sido la primera mujer aceptada en el programa de filosofía de Gakushuin.

La mítica portada de la pareja
La mítica portada de la pareja

Para quererla u odiarla también se recuentan los datos del romance entre ambos. Yoko Ono y John Lennon se conocieron en una galería de arte, la Indica Gallery, en la que ella exponía su trabajo como artista. Al ver un cartel en el que ponía 'Clava un clavo', Lennon, sorprendido por la obra de la que sería su futura esposa, le dijo: “¿Puedo clavarte un clavo imaginario a ti?”. “Si me das cinco monedas, sí”, contestó ella. Así empezó una relación que, para mal de algunos fans, coincidió con la decadencia de los Beatles como grupo. De hecho, muchos culparon a Yoko Ono de haberle metido pájaros en la cabeza a Lennon y haber provocado, de manera voluntaria, la ruptura de la mítica formación de Liverpool.

Un amor que nació de dos divorcios

Pese a que llegarían a grabar discos juntos y serían un dúo que defendía el amor libre, el nudismo (una de las fotos de sus discos llegó a ser prohibida) y la vida en comunidad, al principio no las tenían todas consigo. Tanto Yoko como Lennon estaban casados y tenían ya hijos cuando se conocieron y se enamoraron. Ella tuvo que divorciarse de Anthony Cox, su segundo marido. Él, de Cynthia Powell. A la separación, la artista japonesa tuvo que añadir una lucha encarnizada con su ex por conseguir la custodia de su hija. Para cuando pudieron casarse, en marzo de 1969, lo hicieron como era su costumbre, como una pareja que odiaba los convencionalismos: eligieron Gibraltar como escenario y fueron vestidos de blanco y con unos 'looks' que hoy siguen oscilando entre lo 'cool', lo 'hippie' y lo excéntrico.

Yoko Ono en una imagen de archivo (Gtres)
Yoko Ono en una imagen de archivo (Gtres)

Tras la separación de los Beatles en 1970, medio mundo culpaba a Yoko Ono, que cantaba junto a su marido (con una voz que dejaba mucho que desear) y que, según muchos expertos, había influido negativamente en su carrera posterior. Los que más se alegraron cuando la pareja se separó por un lapso de un año en 1973 y se tiraron de los pelos cuando se reconciliaron tras lo que Lennon llamó su “fin de semana perdido”. Además, aquella reconciliación iba en serio ya que, en pleno resurgir del amor, en 1975, tuvieron a su hijo Sean. Entre terapias de pareja, protestas contra la guerra o canciones en conjunto como 'Happy Christmas (War is Over)', los dos se dejaban retratar como el prototipo perfecto del buenrrollismo 'hippie'.

Yoko Ono en una imagen reciente (Gtres)
Yoko Ono en una imagen reciente (Gtres)

El asesinato de Lennon dejó a Yoko Ono viuda y con un niño de cinco años, pero los 'beatlemaníacos' no tuvieron piedad con ella. Tampoco el resto de los mortales. Hasta el grupo español Def con Dos llegó a escribir una canción llamada 'La culpa de todo la tiene Yoko Ono'. Hoy, a sus 82 años, protege a su hijo Sean, también dedicado a la música, y no dice 'no' a una entrevista que le reporte beneficios. Al fin y al cabo, los tiempos del sueño 'hippie' hace tiempo que dieron paso a un amargo despertar. Ella, que vio cómo su marido moría en la puerta de su casa, lo debe saber muy bien.

Descarga la APP de Vanitatis en tu móvil o tablet y no te perderás nunca la actualidad del corazón en España 

 

Celebrities

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
1comentario
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios