Qué son las baby braids, por qué son las trenzas de moda y cómo hacerlas
  1. Estilo
  2. Belleza
Inspiración retro (de nuevo)

Qué son las baby braids, por qué son las trenzas de moda y cómo hacerlas

Margot Robbie capitaneó el regreso de las baby braids y ahora son el peinado más sencillo y trendy de la temporada. Esta es la verdadera historia de las trenzas del momento

Foto: Margot Robbie, con las primeras baby braids vistas en la alfombra roja. (Getty)
Margot Robbie, con las primeras baby braids vistas en la alfombra roja. (Getty)

Sencillas pero rotundamente efectivas, las baby braids se han ido colando poco a poco en nuestras redes sociales, en las alfombras rojas y en el street style, convirtiéndose en una silenciosa tendencia ‘salvalooks’ que parece tener el misterioso efecto de crear adicción. De Cristina Pedroche a María Pombo, las celebrities españolas también han caído rendidas al poder boho de estas diminutas trenzas que surgen a los lados del rostro con tanta naturalidad como los peinados de infancia… Al fin y al cabo, de ahí viene su nombre.

placeholder Cristina Pedroche, con las baby braids. (Instagram @cristipedroche)
Cristina Pedroche, con las baby braids. (Instagram @cristipedroche)

Los términos 'mini' comenzaron a apoderarse del mundo de las tendencias con la llegada de las babylights, esas finísimas mechas que llenaban de luz el cabello imitando el pelo aclarado por el sol durante la infancia. Luego llegaron los baby hairs, el cabello nuevo que nace en las sienes y las proximidades de la frente. Peinados con gel e incluso accesorizados con glitter, estos ‘pelos nuevos’ consiguieron cambiar el paradigma y de ser eliminados con láser como hizo en su día Kim Kardashian, los baby hairs se convirtieron en ese peinado que todo el mundo quería.

Bien, pues con las baby braids pasa un poco lo mismo. Su nombre viene de los peinados de la infancia con los que recogíamos los mechones más próximos al rostro en unas pequeñas trenzas, muy rápidas y fáciles de hacer, adaptadas a las necesidades y la destreza infantil. Con este peinado no se busca la perfección y una sujeción extrema, su éxito está en su naturalidad,

placeholder Sharon Tate, en el Festival de Cine de Cannes 1968. (Cordon Press)
Sharon Tate, en el Festival de Cine de Cannes 1968. (Cordon Press)

Su finalidad es parecida a la de las mechas face framing, enmarcar el rostro para aportarle luminosidad, además de despejarlo y mantener bajo control el volumen. Una particularidad de las baby braids es que suelen hacerse sobre todo en melenas largas, potenciando el look boho.

La clara inspiración sesentera se la debemos a Sharon Tate. La actriz fue la primera en llevar este recogido próximo a la estética hippie al Festival de Cine de Cannes en 1968. La mujer de Roman Polanski acompañó su media melena rubio platino con raya en medio con dos baby braids a cada lado. A diferencia de las trenzas que vemos por todas partes en 2021, las de Tate eran más gruesas y poco marcadas, sin una goma de pelo que las aprisionara.

placeholder Margot Robbie, en el Festival de Cine de Cannes de 2019. (Getty)
Margot Robbie, en el Festival de Cine de Cannes de 2019. (Getty)

En 2019, Margot Robbie las reinventaba durante la promoción de ‘Érase una vez en Hollywood’, en concreto, en la presentación de la cinta en el Festival de Cine de Cannes, prácticamente 60 años después de que Tate lo hiciera. Igual que las de la fallecida actriz, las de Margot eran trenzas muy sueltas y sin goma, para jugar a deshacerse en las puntas. Tan solo encontrábamos una modificación en el peinado y era la cantidad del cabello recogido en las trenzas, mucho más finas que las originales.

Tras esta hollywoodiense recuperación, el peinado no tardó en saltar a las redes sociales, donde la versión que más se ha extendido es la que solo toma un mechón a cada lado del rostro y siempre se trata de mechones muy finos. Las nuevas baby braids sí se cierran con ayuda de una goma transparente que recoja el cabello pero sin llamar la atención.

Su último uso, perfecto para quienes se hayan atrevido a probar el flequillo del año, el curtain más grueso, es el de recoger flequillo. Sin necesidad de trenzar el cabello con las clásicas trenzas de raíz o boxer braids, este peinado sí sujeta el cabello y es perfecto para igualar el corte, haciendo que cualquier tipo de capa desaparezca. En tu mano está si utilizar gomas transparentes o sin recoger el cabello sin ellas para un acabado más natural y sesentero, al estilo Tate.

Tendencias de belleza
El redactor recomienda