Marta Sánchez: "A veces me torturo y me doy caña, pero es una manera de superarse"
  1. Famosos
ENTREVISTA

Marta Sánchez: "A veces me torturo y me doy caña, pero es una manera de superarse"

La cantante acaba de estrenar 'Brillar', una canción vitalista con la que ha sido número 1 en iTunes y retomará una gira de conciertos de piano y voz que había preparado antes de la pandemia

placeholder Foto: Marta Sánchez. (Foto: Pepe Botella)
Marta Sánchez. (Foto: Pepe Botella)

Aunque uno de los mayores éxitos de Marta Sánchez como solista se titule 'Desesperada', no nos llevemos a engaño. Son muchas las canciones aleccionadoras que la artista tiene en su extenso repertorio y que han hecho bailar y venirse arriba a sus seguidores de distintas canciones. Incluso aquella canción era lo que en la industria se llama un 'up-tempo', como también lo eran 'La que nunca se rinde', 'Mi cuerpo pide más' o 'Soy yo', que apelaban a la alegría de vivir, al disfrute de los sentidos o a la superación. Por eso, su nuevo sencillo, 'Brillar', que publicó en plena pandemia del coronavirus, tenía que seguir en esa línea, la de apelar a la felicidad y no al lado oscuro de la vida.

"Era una melodía que había hecho hace meses, antes del confinamiento y ya tenía pensada una letra optimista. Quería hacer una canción alegre porque el ritmo y la melodía lo requerían así. Luego nos confinaron durante tres meses y, como no la tenía terminada, retoqué la letra para que fuera más optimista si cabe, porque consideré que lo requería en unos momentos tan tristes para todos. No me gustaría que la gente tomara esta letra como algo egocéntrico, como que soy yo la que quiere brillar. A veces la gente la atribuye a tu vida, a tus sentimientos o a tus experiencias porque la cantas tú. Quiero que la gente la haga suya", nos dice la artista, quien en los próximos meses irá desgranando algunas de las canciones que ya tiene listas o en proceso de elaboración, entre las que no faltará alguna balada que le permitirá hacer un gran lucimiento vocal.

PREGUNTA: 'Brillar' es una canción de empoderamiento como también lo era 'Soy yo', uno de tus mayores hits, cuyo videoclip, por cierto, ganó el premio Ondas. ¿Tienen mucho en común?

RESPUESTA: La letra de esa canción también era mía, pero en ese caso era de desamor, de mujer reforzada después de una ruptura. En este caso es alguien que quiere tirar para adelante, que sabe lo que quiere y desea brillar, que podríamos considerar un sinónimo de ser feliz.

P: En la letra escuchamos "estoy de nuevo aquí, como me prometí", pero tú nunca te has ido...

R: No, porque la música ha sido para mí una elecicón y una opción. Es una decisión de no dejar nunca de hacer lo que me gusta y lo que sé hacer. No solo es de lo que vivo, también es lo que alimenta mi vida y mi alma. Por ahora nunca he pensado en la opción de irme porque tengo energía, salud, voz e ilusión por mi profesión. Es una suerte porque el año que viene hará ya 35 años. Es difícil mantenerse en el mundo de la música tantas décadas como yo. También es fruto de no bajar la guardia.

P: A veces no basta con no bajar la guardia, porque al final es el público el que decide quién sigue y quién no.

R: Por una razón o por otra, siempre he tenido un proyecto, un trabajo, una campaña para ayudar a las causas que considero importantes... Siempre he estado ahí y lo que quiero es seguir cantando. A muchos les gustará lo que hago, algunas más que otras... Y a otros no, es ley de vida, no se puede gustar a todo el mundo. Aun así, prefiero equivocarme a pararme. Uno debe retirarse cuando es ignorado y no es mi caso. La gente me pone mucho la lupa encima, pero es también una forma de reconocimiento, que se tomen la molestia de analizar tu trabajo. A veces es como ese niño que saca un bien en las notas, pero sus padres le dicen que podría conseguir un notable o un sobresaliente. Eso es bueno, que piensen que puedo dar de mí.

P: Me vas a permitir que una frase de tu canción sí la interprete en clave biográfica: "Soy mi propio invento, nunca el de los demás". En algunas entrevistas has declarado que en muchas ocasiones cantabas no lo que te apetecía sino lo que querían las discográficas.

R: Eso les ha pasado a todos los artistas. Mira la película sobre Queen. Hay una secuencia larguísima de una pelea con la discográfica porque no entendían 'Bohemian Rhapsody' y acabó convirtiéndose en uno de sus mayores éxitos. También me ha pasado al revés. No siempre tenía la razón. A veces la compañía me aconsejaba una canción que yo no la veía y vi que tenían razón. A veces es el artista el que se equivoca.

P: Una de tus facetas que menos trasciende es que eres la autora de la mayor parte de tus canciones, especialmente en los últimos años. ¿Podemos decir que eres cantautora?

R: No es una palabra que me corresponda mucho porque en mi trayectoria he cantado muchas cosas que no son mías. La definición de cantautor le corresponde más a la gente que solo canta lo que escribe. Es cierto que en mi último disco, '21 días', compuse todas las canciones. En otras ocasiones no ha sido así porque no me convencían del todo o no convencían del todo a la compañía mis composiciones y había muy buenos temas de otros. Siempre he estado abierta a cantar lo mejor y a veces lo mejor no era lo mío.

Sabina, Rosario y Alaska, admiradores suyos

P: Hace algunos años, Joaquín Sabina dijo que eras la mejor voz de España y Rosario Flores, directamente, que eras la mejor. ¿Cómo se te queda el cuerpo cuando dicen eso de ti?

R: Para eso soy bastante vergonzosa y no quita que para mí sea un halago increíble y que lo agradezca muchísimo, sobre todo viniendo de compañeros de profesión. Rosario me quiere mucho y Sabina sí es verdad que me admira mucho, pero hay muy buenas voces en el panorama nacional y también en Latinoamérica. También Alaska dijo de mí que soy la reina del pop... Son etiquetas me encantan y las aprecio muchísimo. Es halagador que lo digan, pero prefiero no creérmelo.

P: Una de esas grandes voces es Mónica Naranjo y ella misma ha declarado que quiere grabar a dúo contigo. ¿Cuándo llegará ese momento?

R: Es un dueto que me apetece mucho. La admiro como cantante e intérprete, la respeto muchísimo y la quiero porque es amiga mía. He trabajado con ella en diversas ocasiones, he compartido meses de plató con ella en 'Tu cara me suena', hemos quedado mucho para cenar, nos vemos, hablamos por teléfono... Tenemos una relación muy bonita como amigas y un respeto mutuo como cantantes. Lo único que queremos es encontrar la canción adecuada para hacerlo. Habría que preguntarles a los fans, porque no puedo hablar por ellos, pero creo que les gustaría o que al menos tienen una curiosidad por ver lo que podría pasar. Espero que ese tema lo podamos componer o que surja aunque no sea nuestro. Es importante que a las dos nos guste y que estemos cómodas.

placeholder Marta, en otra imagen de la sesión de fotos. (Foto: Pepe Botella)
Marta, en otra imagen de la sesión de fotos. (Foto: Pepe Botella)

P: Está bien que digas esto porque a veces da la sensación de que la música es una profesión con muchos egos y rivalidades. ¿Es realmente así o es una apreciación errónea?

R: Hay mucha competencia porque hay mucha oferta y muy buena. Además, hay un público que se decanta por una artista o por otra. A veces los fans muy fervientes no son muy dados a seguir a dos artistas. Se entregan en cuerpo y alma a su ídolo. Cada una tiene su público, no hay que darle muchas más vueltas. Lo que pasa es que, como decía la canción, son "malos tiempos para la lírica" (una de las más celebradas del grupo Golpes Bajos), pero desde hace muchos años los artistas venimos haciendo colaboraciones unos con otros. Nos necesitamos ahora más que nunca y hay que dejar de lado esas rivalidades, pues nos encontramos en el momento más duro de la historia, también para la música.

P: Diste positivo en coronavirus, ¿cómo lo viviste?

R: Por suerte, lo tuve con poca carga viral. Fueron nueve días con falta de olfato y gusto, y estuve unos cinco días con tos seca.

Foto: Marta Sánchez. (Foto Pepe Botella)

P: Ahora que tu hija Paula tiene 17 años, ¿te preocupa el mundo que nos va a quedar cuando acabe la pandemia?

R: ¡A quién no! Quien no lo esté es un caracol que está dentro de su caparazón. Es una realidad que nos atañe a todos. En la sociedad todos dependemos de todos. Da igual al gremio o la profesión a la que pertenezcas. Somos interdependientes, es una cadena. Quien no trabaja no va a conciertos, si no se hacen conciertos, si no los hay, no trabajan los técnicos... Pasa en cualquier sector, la hostelería, las líneas aéreas...

P: ¿Qué música escucha tu hija?

R: Mi hija tiene una playlist que ya la quisiera yo para mí... Escucha desde los Beatles a Nicky Jam o Bad Bunny, todos los raperos españoles, Taylor Swift, Billie Eilish, Amy Winehouse... Escucha muy buena música. Incluso a las souleras de Motown. Escucha de todo.

P: ¿Se dedicará a la música?

R: Canta muy bien, pero al ser hija mía todo el rato está escuchando que "tu madre es la mejor", "qué voz tiene tu madre"... Y ella, razonablemente, dice: "A ver cómo doy yo la talla". Se acobarda un poco y tiene esas inseguridades de adolescente, pero ella sabe que afina muy bien, que lo hace fenomenal. Aún no tiene decidido a lo que quiere dedicarse, aunque es pronto... Tiene muchas cosas en la cabeza, porque también le gusta el diseño gráfico, la moda, la publicidad, porque su padre (Jesús Cabanas, segundo marido de la cantante) es publicista. No quiero meterle muchas prisas. Quiero primero que estudie y que tenga buenas notas. Es fundamental que tenga una buena base, una cultura general... Otra cualidad que tiene es que es trilingüe, habla inglés y francés. Los habla como el español.

Sus años de aprendizaje en Miami

P: Tiene mucho mérito, porque casi siempre ha vivido en España. ¿Cuando estabas en Miami ella estuvo allí contigo? ¿Echas de menos esa etapa? Aunque ya has vendido tu casa, ¿volverías allí?

R: De los tres años que estuve en Miami, vivió dos conmigo y otro con su padre. No pienso volver. Fue una etapa de aprendizaje, de experiencia, de crecimiento... Guardo cosas muy buenas de haber estado allí, de haber estado mano a mano con mi hija, muy unidas... Levantarnos a las seis de la mañana todos los días, desayunar, disfrutar del clima de Miami... Teníamos muchos amigos españoles con los que estábamos muy a gusto y nos sentimos bastante arropadas. Como todos sabéis, me tira mucho mi país como para quedarme mucho tiempo en Estados Unidos.

P: No hace mucho me decías que eras una de las personas en el medio artístico a las que más palos se da, por cuestiones como la letra del himno de España o por unas palabras que dijiste en una comparación con Rosalía...

R: En esa ocasión, estábamos hablando un periodista gallego y yo de mi trayectoria desde el principio y de los tiempos más potentes de no parar, de popularidad y de éxito. Le dije que los tiempos en la música no son los que eran antes, en aquel entonces no se vivían las consecuencias del pirateo ni contábamos con el poder de las redes. En aquella época había que currárselo mucho más en la promoción, día a día. Salvando las distancias de los cambios que ha habido, porque han pasado muchos años entre una época y otra, en aquellos momentos, en términos de popularidad, era una especie de Rosalía.

placeholder La cantante realizará una gira de piano y voz cuando la pandemia lo permita. (Foto: Pepe Botella)
La cantante realizará una gira de piano y voz cuando la pandemia lo permita. (Foto: Pepe Botella)

P: Siempre has tenido fama de muy perfeccionista. ¿No te lleva eso a veces a frustrarte?

R: Sí, la perfección es muy incómoda. Es mucho más llevadero cuando dices: "Hasta aquí he llegado y me basta". La tirantez con uno mismo comienza cuando no te satisfaces porque crees que podrías hacerlo mejor. A veces me torturo un poco y me doy mucha caña a mí misma, pero creo que también es la manera de superarse a uno mismo.

P: ¿Qué tal están las cosas con tu pareja, Federico?

R: Estamos muy bien, muy tranquilos, trabajando muchísimo los dos y esperando, como todos los españoles, que esto se arregle, para que tengamos una vida lo más normal posible.

Señor con maletín

Detrás de toda gran historia hay otra que merece ser contada

Conoce en profundidad las 20 exclusivas que han convertido a El Confidencial en el periódico más influyente.
Saber más
Marta Sánchez