Logo El Confidencial
es el debut del modelo en el cine

Hablamos con Juan Betancourt y Berta Vázquez sobre el amor en tiempos de Tinder

'Vanitatis' viaja al Festival de Málaga para hablar con dos de los protagonistas de 'Las leyes de la termodinámica" sobre lo difícil que es encontrar el amor eterno. O el amor, a secas

Foto: Imagen: Gtresonline
Imagen: Gtresonline

Quedamos con Berta Vázquez y Juan Betancourt, protagonistas de 'Las Leyes de la Termodinámica', la película que abre el Festival de Málaga, para hablar de relaciones amorosas, de Tinder y de lo bien que explican las leyes de la física las relaciones de pareja. La perfecta y sorprendente relación entre las emociones y la física dan forma precisamente al núcleo del argumento de la película de Mateo Gil, que toma la estructura del documental para reflexionar acerca de si las relaciones están determinadas desde un principio por las leyes de la física.

Berta Vázquez, en el Festival de Málaga. (Gtres)
Berta Vázquez, en el Festival de Málaga. (Gtres)

Suponemos que cuando lo aprendido en el instituto queda ya relegado en el olvido, las enseñanzas sobre las leyes de la termodinámica se antojan lejanas. ¿Nos equivocamos? Juan Betancourt, el modelo que demostró sus dotes entre fogones en 'MasterChef' y que forma junto a la top Rocío Crusset una de las parejas más atractivas de nuestro país, se arranca a responder con cierto nerviosismo. Esta es su primera película y es consciente de que muchos ven con recelo el que un modelo se atreva con la gran pantalla.

“A mí las leyes de la termodinámica me sonaban de algo, porque al fin y al cabo son cosas básicas que aprendes en el colegio, pero…” “...son cosas que luego olvidas”, le interrumpe Berta Vázquez entre risas. “Yo nunca he sido una crack en ciencias ni en números, pero cuando de mayor me empecé a interesar por la psicología, me obsesioné con la física cuántica. Fue entonces cuando descubrí lo que realmente era gracias a documentales, y ahora me he dado cuenta de que es lo opuesto a lo que propone Mateo. La física cuántica es el caos, mientras que las leyes de la termodinámica abogan por lo estructurado, por lo que Mateo y yo tuvimos muchísimas disputas en los ensayos acerca de esta dicotomía”, asegura la actriz.

#lasleyesdelatermodinámica 🔬

Una publicación compartida de Juan Betancourt (@juanbetancourtt) el

El amor, el caos y el boicot sentimental

Al oír la palabra 'caos', nos viene a la cabeza la segunda ley de la termodinámica, que habla precisamente de la entropía. ¿Necesitan ellos que el caos está presente en sus relaciones para avivarlas o son de los que prefieren vivir en un remanso de paz? “Yo creo que lo ideal es tener el equilibro entre las dos cosas. Los extremos nunca son buenos y en todas las relaciones hace falta algo de caos de vez en cuando. Yo creo que las dos se compensan y de esta forma logran que una relación funcione”, explica Betancourt.

13/04/2018
13/04/2018

El personaje que interpreta Berta Vázquez vive una relación en la que su pareja teme tanto el final de su amor, al ser ella una afamada modelo y él un neurótico físico, que boicotea su historia amorosa constantemente. ¿Alguna vez ha boicoteado ella una relación sentimental? “En el momento en el que lo vives no te das cuenta de que estás boicoteando tu relación, pero cuando echas la vista atrás, dices ‘vaya: fui yo’. La moraleja es que al final, por muy mal que lo pases, siempre aprendes algo de una relación”, explica.

El amor eterno y Tinder

Les comentamos que un estudio de la Universidad Complutense llegó en el año 2005 a la conclusión, apoyándose en la segunda ley de la termodinámica, de que el amor eterno es prácticamente imposible. ¿Qué opinan al respecto? “Me da pena decirlo, pero creo que a medida que pasen los años, será más complicado que el amor dure. Las relaciones serán cada vez más cortas, y me da mucha rabia. Si embargo, creo que puede existir el amor para siempre, aunque a día de hoy es muy complicado. Eso sí, el amor quizás no tenga la misma pasión que al principio, pero yo sí creo que puede existir", comenta Juan esperanzado. “Yo me baso en lo que siento por mis amigos, porque sé que los voy a querer toda la vida. Si a ellos los voy a querer siempre, ¿por qué no va a haber una persona del sexo opuesto, o del mismo sexo, a la que amar siempre y con la que tener relaciones de por vida?”, se pregunta Juan.

My tan is in Havana, Havana uh na na 🎶😅

Una publicación compartida de Juan Betancourt (@juanbetancourtt) el

“Es que el amor es un misterio y cada persona siente de una manera, no se puede medir con una ley”, apostilla Berta. “Tienes que ser tú el que decidas estar para siempre con alguien, porque hoy en día conocemos a tanta gente diferente cada día... Y por si fuera poco, están las redes sociales, que te brindan la posibilidad de conocer a alguien nuevo constantemente, por lo que tienes que ser tú el que te plantes y digas ‘yo voy a estar con esta persona y descarto a todas las demás”, responde Berta.

[LEE MÁS: Manual para no perderse con los 'cachorros' del cine español en el Festival de Málaga]

Ahora que hablamos de lo difícil que es en la actualidad conservar una pareja y de los baches que las redes sociales traen consigo, ¿qué opinan ellos de Tinder? “¡Me niego a perder el romanticismo y el misterio!", exclama Berta. "Nunca he usado Tinder y no pienso hacerlo, aunque sé lo difícil que es conocer gente. No sé... ¿dónde la conoces?” se pregunta. “En realidad, nosotros tememos la suerte de conocer a mucha gente diferente y de viajar a muchos lugares gracias a nuestra profesión, por lo que quizás no necesitamos Tinder. No estoy en contra de su uso, aunque nunca lo he usado”, comenta Juan.

Imagen: Gtresonline
Imagen: Gtresonline

Nos resulta complicado que Juan necesite usar Tinder, hechizos mágicos o la más mínima ayuda para conseguir la atención de una mujer. “De pequeño era muy simpático y tenía muchos amigos, pero te aseguro que no tenía ni una novia. Hasta que no llegué a España no cambié físicamente, por lo que yo también he tenido ese amor platónico al que le compraba flores, bombones y de todo y no me hacía ni caso”, aclara Juan. “La verdad es que me ha enseñado fotos de cuando era pequeño y te puedo decir que no te está mintiendo... Luego ya llegó a España, de repente…”, comenta Berta mientras mira a su compañero de reparto con una sonrisa.

Amores de cine

Si no utilizan Tinder y tienen la suerte de conocer a tanta gente interesante gracias a su profesión, ¿son de los que se niegan a salir con actores, como asegura el personaje de Berta Vázquez? “Siempre he escuchado esa frase, pero al final hay tantas posibilidades de terminar con alguien de tu misma profesión que me parece una tontería decirlo”, aclara Juan, que comparte con su pareja la profesión de modelo. “Pero una cosa te voy a decir: yo a un novio surfero no le decía que no, porque oye, a mí me gusta mucho el mar”, dice Berta mientras se ríe. Observa nuestra cara al hacer este comentario, temerosa de que sigamos tirando de la cuerda acerca de cómo es su hombre ideal.

Antes de comenzar la entrevista, nos han pedido que no hagamos preguntas personales a los actores, por lo que entablar una conversación acerca del amor en la que no se puede profundizar en la situación de cada uno hace que la charla sea algo tensa en ocasiones. Quizás el miedo a las preguntas personales haya sido la razón por la que Chino Darín, que en un principio se iba a unir a sus compañeros para hablar con 'Vanitatis' acerca de la película, no lo haya hecho.

El filme plantea se plantea si existe o no el libre albedrío o si somos nosotros los culpables de todo lo que va mal en una relación. Berta lo tiene claro: “Somos responsables de absolutamente todo lo que ocurre en las relaciones”, dice tajantemente. “Hombre, yo soy responsable de lo que hago, pero si la relación va mal porque mi pareja hace algo, yo no soy responsable de lo que haga ella, ¿no?”, difiere Juan.

La responsable de prensa nos susurra que ya es momento de zanjar la entrevista. Juan y Berta se despiden de 'Vanitatis' sin dejar de agradecer el que no hayamos preguntado acerca de sus relaciones. Créenos: no ha sido fácil hablar de amor sin preguntar acerca de sus vidas amorosas, esas que todos conocemos y que se han convertido durante la charla en el elefante rosa del salón. Quizás haga falta una ley termodinámica que explique la constante presencia de este paquidermo rosa en muchas entrevistas, pero al igual que ocurre cuando intentamos mantener una relación sentimental a flote, hemos tenido que evitar las preguntas que conduzcan a una ruptura precipitada.

Noticias

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios