Logo El Confidencial
ha pasado a la historia

Elizabeth Hurley, ex de Hugh Grant, atacada por un vestido e imitada por muchas

La actriz británica, de 53 años, se convirtió en estrella gracias a un icónico vestido de Versace hace casi un cuarto de siglo

Foto:  Elizabeth Hurley, toda una estrella en el Reino Unido. (Gtres)
Elizabeth Hurley, toda una estrella en el Reino Unido. (Gtres)

La ex de Hugh Grant no pasará a la historia por ser la mejor actriz del mundo, no es Meryl Streep, ni lo ha pretendido. Sin embargo, Elizabeth Hurley creó una manera de estar en una alfombra roja que han imitado muchas después. Si hacemos un pequeño ejercicio de memoria, la recordaremos por lucir modelazos de Cavalli con una abertura lateral que le permitía adelantar una pierna, con taconazos y con actitud de ‘aquí estoy yo’. Lo que ahora es entendido como símbolo de empoderamiento hace 24 años no lo era tanto, para algunos…

En efecto, hace casi un cuarto de siglo, Elizabeth Hurley impactó con un vestido diseñado por el propio Gianni Versace en el estreno de ‘Cuatro bodas y un funeral’, al que acompañó al que entonces era su pareja, Hugh Grant (recordemos que se habían enamorado en el rodaje de la película ‘Remando al viento’, dirigida por Gonzalo Súarez en 1987). Muchos lo consideraron como muy sexy, pero otros lo calificaron de ‘ordinario’. División de opciones para una creación que pasó a la historia, que se sigue recordando como That Dress (aquel vestido) y que tiene hasta una entrada en Wikipedia.

Un momento para la historia

Este vestido fue un ‘win-win’, ya que catapultó a una entonces poco conocida actriz y sirvió para poner a la casa Versace en niveles estratosféricos de popularidad. Elizabeth Hurley inventó también una forma de estar en la alfombra roja, igual que décadas después se denominó hacerse ‘un Pataky’ a la postura adoptada por la mujer de Chris Hemsworth en los photocalls que le permitía presumir de curvas en un escorzo complicadísimo. Sin duda, la actriz británica, que después de este momentazo fashion demostró ser una inteligente mujer de negocios y avispada productora cinematográfica, supo poner esa atención mediática en su dimensión justa. Ahora, cuando le preguntan por ello, como si no fuera con ella, lo convierte en una anécdota sin trascendencia alguna.

Este es el vestido favorito de Liz Hurley de Gianni Versace. (Gtres)
Este es el vestido favorito de Liz Hurley de Gianni Versace. (Gtres)

La propia actriz contaba hace años la intrahistoria de un vestido que, como suele pasar, se convirtió en icónico por casualidad: “Este vestido fue un favor de Versace porque no me podía permitir comprarme uno. El equipo de Hugh Grant me dijo que no tenían vestidos de noche, pero que les quedaba uno en la oficina de prensa, así que me lo probé y así fue... Algunos pensaron que era demasiado lascivo o que enseñaba demasiado con mal gusto. Contrariamente a muchos diseñadores, Versace diseña ropa para celebrar las formas femeninas, no para eliminarlas”.

Un icono de moda

Elizabeth Hurley se ha vuelto a pronunciar sobre este icónico traje de noche y ha restado importancia a lo que significó para el mundo de la moda: “Es un sentimiento interesante, si echas la vista atrás. Hace unos años, me llamaron un montón de veces preguntándome qué pensaba del 20 aniversario. Tengo que admitir que no era consciente de ese cumpleaños. Me encanta que la gente estuviera pensando en un vestido que había llevado, pero para mí no fue importante en ese momento de mi vida”, ha dicho en 'Harpers Bazaar'.

Lady Gaga, con el icónico vestido, en 2012. (Gtres)
Lady Gaga, con el icónico vestido, en 2012. (Gtres)

De hecho, no es el vestido favorito de los que llevó de Gianni Versace, cuya vida acaba de ser revisada en la serie ‘American Crime Story’, sino uno de lentejuelas fucsias y doradas que, paradójicamente, no recibió la misma atención que este que también lució en 2012 Lady Gaga para ir a visitar a Donatella Versace en Milán. Además, se puso a la venta una réplica en los conocidos grandes almacenes Harrods (propiedad en su momento de Mohamed Al-Fayed, padre del último novio de la recordada Lady Di) por más de 10.000 euros.

Tan importante es la influencia de este vestido que este mismo año Jennifer Lawrence, en la presentación de su nueva película, ‘Gorrión rojo’, lució uno inspirado en él que suscitó grandes críticas en las redes sociales. Tal vez los tiempos no habían cambiado tanto como se pensaba, ya que muchos atacaron a la actriz al igual que se criticó en su momento a Liz Hurley. La ganadora de un Oscar por 'El lado bueno de las cosas', que no suele andarse con chiquitas, hizo frente a los comentarios con la contundencia que le caracteriza: "Alucino. No sé cuándo empezó esta polémica con un vestido revelador a bajas temperaturas. Es ridículo y me siento ofendida. Este vestido de Versace es fabuloso. ¿Pensabais que iba a taparme con un abrigo o una bufanda? Estuve fuera cinco minutos y hubiera posado en la nieve con ese vestido porque me encanta la moda y había sido mi elección. Esto es sexista y ridículo, no es feminismo”.

No podemos olvidarnos tampoco de Selena Gomez en los MTV Music Videos Awards de 2013, en una reinvención con un toque más lencero y con gran protagonismo de las transparencias

Selena Gomez, en los premios MTV, con el modelo de Versace. (Gtres)
Selena Gomez, en los premios MTV, con el modelo de Versace. (Gtres)

Y si buscamos un ejemplo posterior de la firma Versace que también haya causado un impacto similar al mencionado traje, no podemos pasar por alto el ‘vestido verde’ de Jennifer Lopez, que lució en los Grammy de 2000. También hubo un antes y un después (pero eso ya es otra historia…)

Jennifer Lopez, con uno de los vestidos más icónicos de Versace. (Getty)
Jennifer Lopez, con uno de los vestidos más icónicos de Versace. (Getty)

Celebrities

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios