Brinner: ¿te apuntarás al desayuno para cenar que está arrasando en Instagram?
  1. Estilo
  2. Belleza

Brinner: ¿te apuntarás al desayuno para cenar que está arrasando en Instagram?

Sí, se trata de cereales para cenar, fruta para dormir y otras delicatesen por el estilo. Esta moda viene de Nueva York, por supuesto, y se está colando en redes sociales y cocinas

Foto: El brinner perfecto según @jonesdairyfarm.
El brinner perfecto según @jonesdairyfarm.

Muchas noches, después del trabajo y del cansancio de todo el día no apetece ponerse a preparar un bacalao al pilpil para cenar. ¿Y si pudiéramos echar mano de algo rápido de hacer? Algo tan sencillo y bueno como un desayuno. Este es uno de los orígenes que se le atribuye al brinner, la tendencia que consiste en tomar para cenar un desayuno y que está arrasando tanto en las cocinas como en las redes sociales. Muchos de sus seguidores hacen gala de esta nueva costumbre colgando sus brinners en internet. Los resultados son de lo más varipinto y ya hay algunos restaurantes que se han apuntado a esta moda y que ofrecen a sus comensales desayunos pardos.

Cereales para cenar

El pistoletazo de salida del brinner se dio en Nueva York, cuando muchas personas empezaron a cenar cereales. Tras un agotador día, sacar algo de un recipiente sin necesidad de cocinarlo parecía una gran idea. Si además le añadimos todos los beneficios de los cereales (aportan vitamina B y E y minerales) tenemos una cena saludable, ligera, sencilla y completa. Para aumentar el aporte de proteínas, se recomienda tomarlos con leche o con yogur. Eso sí, si estás intentando bajar de peso, es mejor que te decantes por los integrales y que mires bien la etiqueta para comprobar que no tengan azúcares añadidos. Y la leche, mejor que sea desnatada.

Fruta para dormir

Otra cena fácil de preparar y deliciosa de paladear. Sin embargo, últimamente ha habido mucha polémica sobre si la fruta engorda o no. Durante la mañana no hay ningún problema, pues tendremos todo el día para consumir las calorías que proporciona. Sin embargo, si es de noche y estamos buscando perder peso, lo mejor será escoger frutas que sean depurativas como la piña, el melón, la pera, la sandía o la manzana. Una macedonia con estas frutas en un brinner perfecto para mantener la línea y apuntarse a esta tendencia. Los plátanos o el coco es mejor dejarlos para cuando despunte el alba.

Delicatessen para acabar el día

Uno de los que más éxito tiene es el tartar de fresas con moras y muesli crujiente. Se ha convertido en el abanderado de los brinner y viene seguido de todo tipo de pasteles con frutas y algún ingrediente sano (a veces incluso verduras) que sirven para que no tengamos tan mala conciencia por hincarle el diente. Este tipo de delicatesen suponen una especie de premio, que seguro que nos merecemos de vez en cuando.

Los smothie bowls también son noctámbulos

Ese desayuno tan de moda a base de fruta y verdura, yogur, leche, batido o zumo; semillas o frutos secos y toppings de todo tipo también tienen su versión nocturna. Para las horas sin sol se aconseja no escoger los ingredientes más energéticos y apostar por las variantes calientes. Descantarse por los que contienen más verduras también es buena idea antes de ir a dormir.

Huevos para despedir el día

Otra de las tendencias consiste en tomar un desayuno estilo inglés: con huevos (ya sean duros, revueltos o en tortilla) e incluso acompañados de beicon. Los huevos benedictinos, tan típicos del brunch, también están haciendo guardias nocturnas para deleitar a los militantes del brinner. Durante un tiempo, el huevo fue denostado, sobre todo si se consumía en exceso, pero los recientes estudios han demostrado que no hay razón para ello. Es un alimento muy saludable, que aporta vitaminas, proteína y omega-3. Y no engorda. Eso sí, dependiendo de la guarnición con la que lo acompañes, puede incrementar la ingesta calórica.

Un festín calórico

Por último, algunos brinner aportan calorías y son aptos solo para días especiales o para aquellas afortunadas que no miran la balanza. Cupcakes, croissants, bollería de todo tipo, quesos grasos y demás son una delicia para despedir el día con buen sabor de boca.

¿Y al revés funciona?

La tendencia que se apunta para el futuro es justo la contraria: desayunar la cena. Y esta tiene visos de triunfar, pues ya hace tiempo que los especialistas en nutrición señalan que lo mejor es hacer un desayuno copioso y una cena frugal.

¿Tienes un dispositivo móvil iOS o Android? Descarga la APP de Vanitatis en tu teléfono o tablet y no te pierdas nuestros consejos de moda, belleza y estilo de vida. Para iOS, pincha aquí, y para Android, aquí.

Desayuno Cena Instagram Internet Fruta Cereales Yogur Redes Sociales Restaurantes Delicatessen
El redactor recomienda